madrid, cataluña, vitoria, menorca... posibles destinos

Interior descarta ubicar a Urdangarin en un módulo independiente al estilo Luis Roldán

El marido de la infanta Cristina tiene cinco días para elegir prisión. Valorará cercanía con algún domicilio familiar, escasa conflictividad y el juez de vigilancia penitenciario asignado

Foto: Urdangarin, a su llegada a la Audiencia Provincial de Palma para recibir el mandamiento de ingreso. (EFE)
Urdangarin, a su llegada a la Audiencia Provincial de Palma para recibir el mandamiento de ingreso. (EFE)

La Audiencia Provincial de Palma ha dado cinco días a Iñaki Urdangarin para que ingrese en prisión. Puede hacerlo voluntariamente en cualquiera de las más de 70 cárceles que hay en todo el territorio nacional. El exduque de Palma voló este miércoles de regreso a Ginebra (Suiza) después de que el tribunal le comunicara el plazo que tiene para hacerlo. Ahora decidirá con su familia y sus abogados qué centro penitenciario elegir, valorando sobre todo tres criterios: escasa conflictividad, cercanía con algún domicilio familiar y el juez de vigilancia penitenciario asignado (pensando en posibles permisos). El Tribunal Supremo ha condenado al marido de la infanta Cristina a cinco años y 10 meses.

Al margen de la prisión que elija (aunque algunos destinos están más claros que otros), el Ministerio del Interior descarta de momento ubicarle en un módulo independiente, al estilo de lo que pasó con Luis Roldán cuando el exdirector de la Guardia Civil cumplió condena en Brieva (Ávila), separado del resto de reclusos. Urdangarin será un reo más. Sus compañeros de sentencia ya han comunicado dónde cumplirán su condena. El expresidente balear Jaume Matas lo hará en Aranjuez (Madrid). Diego Torres, socio de Urdangarin en el Instituto Nóos, tiene previsto hacerlo en una cárcel catalana.

El abanico de posibilidades para Urdangarin no es muy amplio. Él y su mujer residen actualmente en Suiza y es de suponer que la familia se traslade a España mientras Iñaki Urdangarin cumple condena. Aunque no es seguro. La pareja y sus cuatro hijos tienen toda su vida en el país helvético. Si finalmente deciden mudarse temporalmente a España, Madrid y Cataluña parecen 'a priori' los destinos más lógicos, ya que la Infanta tiene posibilidad de tener vivienda en Barcelona y en la capital. El problema es que la presión mediática que ahora no tiene en Suiza será mucho mayor en los centros madrileños y catalanes. Por eso, puede tomar fuerza la opción vasca, más concretamente la moderna cárcel de Zaballa, en Álava.

Interior descarta ubicar a Urdangarin en un módulo independiente al estilo Luis Roldán

Inaugurada en septiembre de 2011, se encuentra muy cerca de Vitoria, donde vive parte de la familia de Urdangarin. Se trata de la primera cárcel construida en España que se adaptó a la orografía del terreno, una ladera que hace que el centro esté dividido en tres niveles. No tiene torres de control, aunque más de 200 cámaras de televisión vigilan cada rincón. Su perímetro de seguridad está formado por cinco vallas y muros de hasta seis metros de altura. Es un cárcel tranquila, sin apenas conflictividad y que cuenta con varios presos de ETA que decidieron abandonar la disciplina de la banda, acogiéndose a lo que se bautizó como 'vía Nanclares'.

La zona deportiva de la prisión de Zaballa (Álava).
La zona deportiva de la prisión de Zaballa (Álava).

Zaballa cuenta con 12 módulos y 720 celdas, cada una de ellas de 13 metros cuadrados, un 30% más que las celdas de las prisiones tipo. Muchas están actualmente sin ocupar, por lo que la dirección del centro no tendría ninguna dificultad para ubicar a Urdangarin y mejorar los requisitos de seguridad sobre su persona. No hay que olvidar que Urdangarin no va a ser un preso normal. "Muchos directores de prisión están rezando ahora para que no vaya a su centro", explican fuentes penitenciarias. Lo lógico es que Urdangarin sea asignado a un módulo de respeto, donde en principio es más fácil evitar fotografías, vídeos, filtraciones o agresiones. La de Zaballa tiene además importantes zonas deportivas. Tiene frontón, campo de fútbol, polideportivo y hasta una piscina cubierta con fines terapéuticos.

Otra opción son lo que los funcionarios más veteranos definen como "oasis penitenciarios", sobre todo para condenas cortas: las prisiones de Menorca (Baleares) y Santa Cruz de la Palma (Canarias). La primera es factible. Iñaki Urdangarin y la infanta Cristina fueron duques de Palma y han estado muy vinculados a las islas baleares. Los dos centros cumplen los requisitos que todo preso ilustre querría para su condena: pocos compañeros de celda, sin presión mediática, sin apenas conflictividad, y si se respetan la disciplina y las normas de comportamientos, un entorno amigable. Incluso el tiempo acompaña. La temperatura media en la isla de Menorca es de 17,5 grados. El mayor inconveniente es la distancia con el entorno familiar.

Junto a la de Santa Cruz, la prisión de Mahón (Menorca) es la que menos presos alberga de toda España. Ahora no llega a los 60, y eso que tiene capacidad para 210 reclusos. Inaugurada el 28 de julio de 2011, tiene 84 celdas repartidas en dos módulos, más otras 24 de ingresos y salidas, por lo que los pocos reos que hay no tienen la necesidad de compartir celda. Los arquitectos responsables de su construcción la definieron en su día como una de las cárceles de mayor calidad de España, y única en su diseño. "Pieza angular de la arquitectura penitenciaria europea". Tiene dos módulos, uno de ellos de respeto. Hay dos patios, dos gimnasios y dos talleres donde los reclusos realizan trabajos no productivos (son famosos los mosaicos de azulejos que hacen), una pista polideportiva y un área sociocultural.

La última palabra la tiene Urdangarin, que no tiene que comunicar la prisión elegida. Solo presentarse en el centro y cumplir la condena. Fuentes penitenciarias dan por sentado que el exduque de Palma descartará centros donde no tiene ninguna vinculación familiar, como pueden ser las prisiones que hay en Andalucía, Galicia, Comunidad Valenciana, Castilla-La Mancha, Aragón... También se ha rumoreado que Urdangarin podría optar por alguna cárcel extremeña (pensando en un hipotético traslado de la Infanta a Portugal) o por la tranquila cárcel de Brieva, en Ávila. Sus abogados nunca han trasladado esas dos posibilidades. Eso sí, elija el centro que elija, Instituciones Penitenciarias luego puede decidir reubicarle en otro centro por razones de seguridad.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios