LA NUEVA MINISTRA DE ADMINISTRACIONES TERRITORIALES PIDE RECUPERAR EL ESTATUT

El PP afea a Sánchez que sus primeros pasos sean para "contentar" a los independentistas

El Partido Popular ha pedido que Meritxell Batet comparezca ante el Congreso para explicar de qué forma pretende reformar la Constitución

Foto: Imagen de archivo del Congreso de los Diputados. (EFE)
Imagen de archivo del Congreso de los Diputados. (EFE)

La estrategia de oposición del Partido Popular tiene un objetivo claro: los guiños de Meritxell Batet a Cataluña. Este sábado la nueva ministra de Administaciones Territoriales y Función Pública estuvo en Barcelona y sus primeras palabras en el cargo fueron para recuperar una reivindicación histórica del socialismo, la de reformar la Constitución de forma "urgente, viable y deseable". Aunque esta vez, Batet le dio una novedad, incluir en las posibles reformas "recuperar partes del Estatut" y de otras leyes catalanas tumbadas por la justicia española.

La reacción de los populares no se ha hecho esperar. La vicesecretaria de Estudios y Programas del PP, Andrea Levy, cree que el nuevo Gobierno de Sánchez quiere "contentar a los independentistas", con estos guiños. Por eso, desde el Partido Popular piden que Batet comparezca en el Congreso para explicar en qué medida quiere modificar la Constitución, cuál es la "alternativa" que propone y si "pretende romper el pacto constitucional de 1978 para dar satisfación a los independentistas o a Bildu", en palabras del portavoz de Constitucional del PP en la cámara, Francisco Martínez.

Este domingo, Andrea Levy ha avisado al Gobierno de que "su debilidad parlamentaria puede ser aprovechada" por los partidos independentistas para "ir en contra" del modelo constitucional.

"No son constitucionalistas"

Y es que esta posible reforma de la Constitución no convence a los populares, que creen que los partidos independentistas no van a empezar a respetar la constitución de un día para otro. "Que no piense Sánchez que sus compañeros independentistas que le han llevado a la Moncloa se han vuelto constitucionalistas. Vemos con temor que se pueda premiar a los independentistas porque hayan apoyado a Sánchez en la moción de censura", ha señalado Levy, criticando que el "primer anuncio" del Gobierno de Sánchez "sea el de una reforma de la Constitución".

"No se puede ir de la mano de los partidos independentistas que quieren la voladura de nuestro sistema de convivencia constitucional", ha subrayado la popular, al tiempo que ha exigido a la ministra Batet "un poco más de rigor" al hacer anuncios "de tanto calado", anunciando una reforma de la Constitución "a espaldas" del partido que tiene la mayoría en el Congreso y en el Senado.

Acercamiento de presos catalanes

Mientras, los mensajes también llegan desde el bloque independentista. El presidente de la Generalitat, Quim Torra, que el pasado viernes habló con Pedro Sánchez por teléfono para concertar una posible reunión, ha asegurado este domingo en un diario catalán que quiere una relación "bilateral", es decir, de igual a igual, entre ambas instituciones.

También ha pedido a Sánchez que "asuma riesgos" y uno de esos riesgos podría ser el del acercamiento de los políticos presos a cárceles catalanas. "Con el nuevo Gobierno debe haber novedades en cuanto a las condiciones en la cárcel", ha dicho este domingo Torra. Algo que, como apuntaba en una entrevista Meritxell Batet, "no está en manos del Ejecutivo, es decisión del juez" aunque sí admitía que ella "lo ve con bienos ojos". El diputado de JxCAT y 'exconseller' encarcelado Jordi Turull también se ha pronunciado en un tuit sobre un posible acercamiento a cárceles catalanas y ha asegurado que "el problema de los presos políticos" no se arregla así, sino con la liberación.

Sánchez, hipotecado

Todos estos gestos por parte del gobierno socialista son, según dicen también desde Ciudadanos, la forma que tiene Sánchez de "pagar" el apoyo independentista para llegar a La Moncloa. La diputada de Ciudadanos (Cs) en el Parlament Sonia Sierra ha opinado hoy que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, "está empezando a pagar las letras de la hipoteca" con los independentistas catalanes, primero con el levantamiento del control financiero y ahora que se vea con buenos ojos el acercamiento de los presos soberanistas. Albert Rivera, por su parte, cree que ofrecer a los separatistas "un Estatuto inconstitucional" es un "error" y que lo necesario es "vigilar" a aquellos que "intentan liquidar nuestra democracia".

El PP también se ha pronunciado sobre este posible "acercamiento" y Andrea Levy ha pedido al Gobierno que "no interfiera" en la acción de la justicia, señalando que "lo que tengan que decidir los jueces que lo decidan los jueces". "No es bueno hacer concesiones políticas en temas que ahora están judicializados, no puede haber trueque político con los independentistas", ha dicho.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
32 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios