Investidura Cataluña 2018: Rajoy y Sánchez pactan impedir todo intento de construcción de la república catalana
ENTREVISTA EN LA MONCLOA DE MENOS DE UNA HORA

Rajoy y Sánchez pactan impedir todo intento de construcción de la república catalana

Advierten de que no tolerarán a Torra que cree "estructuras paralelas". Y si su nuevo Govern sigue el camino anunciado, habrá otro 155, "con contundencia", y de otra naturaleza. "Es blanco y en botella"

Foto: Mariano Rajoy y Pedro Sánchez, minutos antes del comienzo de su reunión en La Moncloa de este 15 de mayo. (EFE)
Mariano Rajoy y Pedro Sánchez, minutos antes del comienzo de su reunión en La Moncloa de este 15 de mayo. (EFE)

Máxima contundencia. Mariano Rajoy y Pedro Sánchez no necesitaron ni tan siquiera una hora de reunión para pactar una respuesta común y de clara advertencia al 'president' electo de la Generalitat, Quim Torra. A ninguno le temblará la mano. No tolerarán la creación de "estructuras paralelas" que conduzcan a la creación de la república catalana o que cuestionen la legitimidad de las instituciones existentes. Y si hace falta acudir a un nuevo 155, se hará, y "con contundencia", aunque una nueva intervención de la comunidad sería de "naturaleza distinta" a la que se pactó en octubre y no incluiría la convocatoria de elecciones anticipadas. Los dos líderes amarran pues su alianza, refuerzan su "acuerdo político para la defensa del orden constitucional" en España y ante la UE.

Rajoy y Sánchez se vieron este martes en La Moncloa, dos días antes de la cita del presidente con Albert Rivera, con quien los dos grandes sí mantienen discrepancias en cuanto a los tiempos y las formas. Pero ambos dirigentes quisieron mostrar una unidad y sintonía totales, exhibir la responsabilidad de los "partidos de gobierno", y emplazaron tanto a Ciudadanos como a Podemos a sumarse a esa entente y a no cuestionarla

[Consulta aquí el comunicado conjunto de Gobierno y PSOE]

Tal era el mensaje de fortaleza que Ejecutivo y PSOE querían lanzar, que La Moncloa y Ferraz pactaron un comunicado conjunto en el que resumieron los consensos alcanzados [aquí en PDF] y que después explicó con mayor profundidad el secretario general en rueda de prensa. La redacción elegida era en sí muy dura, con la evidente intención de subrayar que no se dejará pasar ni una a los separatistas. También fueron duras, durísimas, las palabras del propio Sánchez, por mucho que algunas mantuvieran cierta bruma respecto a escenarios futuros, ya que hay que ir "paso a paso", sin precipitación. Pero no hay buenos presagios, dado el "discurso frentista" de Torra, y el carácter "xenófobo" y "supremacista" de sus declaraciones.

Rajoy y Sánchez quieren recalcar que ante "cualquier intento" de quiebra unilateral de la legalidad, el Estado "responderá con firmeza, serenidad, proporcionalidad de forma pactada", en defensa del "orden constitucional" vigente. Sin asomo de duda. Eso incluye la hipótesis de una nueva intervención de Cataluña. El líder socialista insistió en que "el debate" sobre si debe aplicarse o no el 155 de la Constitución "está superado", porque la respuesta "es sí". "La pregunta es qué artículo 155". O sea, cómo desplegarlo ahora por segunda vez. Algo que rehusó contestar, precisamente para ajustarse a la máxima de dejarse llevar por la prudencia. "Ese debate está resuelto. [Otro 155] lo habría, y hay que ponerlo en condicional. El debate es cuál. Los elementos no los tenemos encima de la mesa ahora mismo, porque hay que ver qué camino toma el nuevo Govern. Desde luego, si toma el que nos está nos anunciando Torra, evidentemente es blanco y en botella: se aplicará el artículo 155. Con contundencia, por supuesto, claro que sí".

Sánchez sostiene que el debate sobre un nuevo 155 "está superado". "La respuesta es sí". La pregunta es "qué 155". Ahora, no incluiría convocatoria electoral


El líder socialista no quiso especificar en qué supuestos habría que volver a asumir las riendas de la Generalitat, ni cómo se haría. "Si va a plantear el recurso a la vía unilateral, como ha venido a sugerir, ya sabemos dónde termina ese camino. Hay que recordar que el 'president' es el máximo representante del Estado en Cataluña, y su principal obligación es cumplir y hacer cumplir la ley". Y si hay por tanto una "quiebra" unilateral, habrá una respuesta "serena, pero firme, pactada y proporcional al desafío que se plantee".

Rajoy y Sánchez pactan impedir todo intento de construcción de la república catalana

Sánchez sí explicó que la toma del control de Cataluña, en caso de llegar a ella, se desarrollaría "de manera diferente" a como se aprobó en octubre. Un 155 "de otra naturaleza", sin que suponga volver a elecciones, porque es "de sentido común" que no habría que llamar a los ciudadanos a las urnas cuando se está al comienzo de la legislatura.

Ya se verán medidas

Segundo acuerdo. Gobierno y PSOE rechazan "cualquier intento de poner en marcha estructuras políticas distintas a las únicas válidas, que son aquellas contempladas en la Constitución y el Estatuto de autonomía de Cataluña". La premisa es que "no hay dos legitimidades", "solo hay una", y por tanto no cabe que se invoque a Carles Puigdemont como el jefe del Govern "legítimo". El 'president' electo ya adelantó en su discurso de investidura que impulsará el proceso constituyente, y que se conformará una asamblea de electos interior y un consell de la república "en el espacio libre de Europa". Rajoy y Sánchez consensuaron que cortarán de raíz todo ese intento de montaje de estructuras "paralelas". ¿Cómo? No tiene por qué aplicarse en ese instante el 155. "Veremos cuál es la medida que se toma [...]. Pero si Torra toma ese camino, tendrá que atenerse a las consecuencias", señaló con toda severidad. Fuentes socialistas apuntaron después que la lógica mandaría que la primera decisión sería cerrar el grifo de la financiación pública, para impedir que fondos de la Generalitat enjuguen ese tipo de gastos.

Gobierno y PSOE seguirán vigilando las cuentas de la Generalitat, para que ningún euro público se destine a financiar nada relativo al 'procés'

Ahí está precisamente la tercera pata del acuerdo. Se seguirán vigilando las cuentas de Cataluña, tal y como avanzó este martes El Confidencial, para garantizar que todos los recursos se destinan a políticas de interés general, y no a financiar el siguiente capítulo del 'procés' soberanista. "Nada tiene que ver" el levantamiento del actual 155, que se materializará en cuanto el nuevo Govern tome posesión, con la supervisión de las cuentas de la Generalitat, porque esa fiscalización, incidió, se lleva a cabo desde 2015. En ese sentido, el Estado de derecho "no pone un ojo, pone los dos ojos en el uso de los recursos públicos" por parte del Ejecutivo autonómico.

Por tanto, si se plantean estructuras paralelas con cargo al erario público, "que sepa" el 'president', dijo, que "se va a encontrar con un muro". "Y lo haremos de manera firme, serena, con la Constitución y la legalidad bajo el brazo y respetando los parámetros del Estado social y democrático de derecho".

Rajoy y Sánchez pactan impedir todo intento de construcción de la república catalana

¿Qué ocurre si el 'president' integra en su Govern a los 'exconsellers' cesados y encarcelados, tal y como él mismo ha prometido? Sánchez no quiso adelantar qué hará el Estado en ese caso. La "legalidad" o no de esa decisión la tendrán que valorar los jueces, aunque sería un "despropósito", "una provocación" y un "sinsentido" desde el punto de vista político.

Pacto "abierto" a todos

El cuarto punto es que PP y PSOE declaran "abierto" su acuerdo a todas las fuerzas constitucionales que apoyaron la aplicación del artículo 155 de la Constitución y a todos los partidos que deseen mostrar "su compromiso con nuestras instituciones" y el "cumplimiento del ordenamiento jurídico". Todo un guiño a Unidos Podemos, aunque también se traduce en una advertencia a Ciudadanos. La quinta clave se refiere a la acción exterior, a la explicación fuera de nuestras fronteras de la respuesta del Estado al pulso secesionista, como el propio dirigente socialista ha hecho ya en Alemania y Reino Unido y hará a finales de mes en Portugal.

Sánchez pide a Iglesias que renuncie al derecho de autodeterminación, y reprocha a Rivera que se "aznarice" y use Cataluña para arañar votos

Sánchez quiere que Rajoy se reúna también con Pablo Iglesias, para ampliar así la "unidad de acción" de los partidos que sí respetan la Carta Magna y para persuadirle de que "abandone" su defensa del derecho a decidir. El emplazamiento del jefe del PSOE fue más claro que nunca. "Se lo pido formalmente a Iglesias, que tome nota de lo ocurrido y que renuncie al derecho de autodeterminación", porque hace "un flaco favor" a la integridad territorial, y porque no tiene sentido que, si se proclama como una formación nacional que concurre a las generales, no tenga un proyecto único para toda España.

Rajoy y Sánchez pactan impedir todo intento de construcción de la república catalana

Con Rivera empleó términos más duros, como también cabía esperar. "Se ha 'aznarizado', porque hace lo que hacía [José María] Aznar en la oposición", que es utilizar Cataluña como "herramienta de confrontación territorial" con el único propósito de "arañar votos". La democracia española, denunció, aún está pagando las "consecuencias" de aquella estrategia, en forma de "desafección y fractura social". Así, Sánchez llamó al líder de Cs a no "cuestionar" la unidad de los constitucionalistas frente al desafío separatista.

Comparecencia de Torra en el Congreso

El secretario general puso mucho énfasis en el contraste entre la actitud de su formación (y la del Ejecutivo de Rajoy) y la de los naranjas. El comportamiento de "los partidos de gobierno" y los que no lo son. Por eso quiso recordar que el PSOE siempre ha mantenido su "coherencia", y que si tenía "reproches" que hacer al presidente, se los hacía llegar "en privado, y no en público", porque airearlos solo contribuye a "debilitar" la respuesta del frente constitucional. "Yo ha habido veces que me he tenido que morder la lengua, pero me la he mordido", porque "es lo que se espera por parte de la ciudadanía" en cuestiones de Estado.

Sánchez subraya la "coherencia" del PSOE y afea a Rivera que lance reproches a Rajoy en público. Él se los tenía también pero se "mordió la lengua"

Sin embargo, este mismo martes el propio Rivera aseguró no compartir la "no acción" consensuada entre Rajoy y Sánchez en La Moncloa. El líder del PSOE insistió en que las críticas han de manifestarse por canales privados para preservar la unidad de los constitucionalistas. Y subrayó que su acuerdo con el presidente implica "acción e iniciativa", como indican los cinco acuerdos alcanzados.

Rajoy y Sánchez pactan impedir todo intento de construcción de la república catalana

La última idea pactada por Gobierno y PSOE es "trasladar a la sociedad española un mensaje de serenidad y de firmeza en la defensa de la concordia civil, la legalidad vigente, la Constitución española, la soberanía nacional y la unidad de España". Pero más allá de este enunciado, Sánchez sigue creyendo fundamental la puesta en marcha de soluciones políticas al conflicto. De modo que "hoy más que nunca es necesario el llamamiento" a todas las fuerzas políticas, subrayó, para que se sumen a la comisión territorial abierta en el Congreso. Ahora mismo, solo se sientan populares y socialistas y pequeñas formaciones del Mixto, pero están fuera Ciudadanos, Unidos Podemos, el PNV y los independentistas catalanes.

El secretario general adelantó que su grupo reclamará en ella la comparecencia de Torra, "para que explique su visión de la España autonómica y qué propuestas tiene encima de la mesa". A él le seguirían el resto de presidentes autonómicos. Sánchez ya asume que habrá que prorrogar los trabajos de la comisión —la idea inicial es que cerrase antes de agosto—, para dar cabida a más comparecientes y abrir la puerta a los que propongan las demás fuerzas, en caso de que se sumen. El PSOE, no obstante, mantiene su propósito de que en el próximo periodo de sesiones, que comienza en septiembre, eche a andar la subcomisión de reforma de la Constitución.

Rajoy y Sánchez pactan impedir todo intento de construcción de la república catalana

Rajoy y Sánchez se vieron este martes en La Moncloa —desde las 9:30 pasadas hasta las 10:20 horas—, pero en el fondo no era más que una escenificación de la unidad de las fuerzas constitucionalistas frente a otro eventual pulso soberanista. Los dos mantienen una relación fluida y hablan con asiduidad. Eso también se tradujo en los gestos. El presidente recibió a Sánchez en la escalinata de La Moncloa y, con una sonrisa, le invitó a pasar al interior. Antes de comenzar su entrevista, ambos posaron para los informadores gráficos en un ambiente en el que se respiraba distensión y cordialidad. El líder de los socialistas, por cierto, sí vestía corbata (oscura, además), en esta ocasión, a diferencia de sus últimos encuentros anteriores, el del 2 de octubre (justo tras el referéndum del 1-O), o el del 7 de septiembre. Solo un detalle para apuntalar su imagen como hombre de Estado, la que él y su partido buscan en una coyuntura que vuelve a complicarse. O todo apunta a eso. Las espadas están en alto. Y si Torra pasa de las palabras a los hechos habrá respuesta. Y tal vez 155, "blanco y en botella".

Rajoy y Sánchez pactan impedir todo intento de construcción de la república catalana

El PSC pregunta en el Parlament quién paga el viaje de Torra a Berlín

Este martes, horas después de ser investido 'president' de la Generalitat, Quim Torra viajó hasta Berlín para entrevistarse con Carles Puigdemont y evidenciar su subordinación hacia él. El PSC se pregunta si dinero público ha ido a pagar ese desplazamiento.

El grupo de los socialistas catalanes en el Parlament registraron este martes cinco preguntas por escrito [aquí en PDF] para que las conteste el nuevo Govern sobre este asunto. Primero, el diputado Ferran Pedret inquiere si el viaje de Torra a la capital alemana tiene carácter oficial, y si es así, cuál es su programa, qué personas le acompañan, si los gastos son a cargo de los Presupuestos de la Generalitat y cuál es el detalle de esos gastos del jefe del Govern y de quienes van con él. 

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
46 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios