ENTREVISTA EN 'LOS DESAYUNOS DE TVE'

Sánchez: "Rivera puede pasar de regenerador a encubridor de la corrupción del PP"

El líder socialista redobla la presión sobre Cs para que apoye una moción de censura contra Cifuentes por el escándalo de su máster, para poder dignificar las instituciones madrileñas

Foto: Pedro Sánchez, durante una entrevista con los directores de 'Cinco Días' y 'El Economista', este 5 de abril en Ferraz. (Borja Puig | PSOE)
Pedro Sánchez, durante una entrevista con los directores de 'Cinco Días' y 'El Economista', este 5 de abril en Ferraz. (Borja Puig | PSOE)

Toda la presión para Ciudadanos. El PSOE ya tiene registrada su moción de censura contra Cristina Cifuentes, que solo puede prosperar con el concurso de la formación naranja. Y, si fracasa, quiere que quede claro que es Albert Rivera quien decide sostener a una presidenta que ha caído, como otros dirigentes de su partido, en un caso de "corrupción". O sea, que la imagen de "regenerador" que el propio jefe de Cs ha apuntalado en estos años podría tornarse en la de "encubridor" de los escándalos del PP.

Esa fue la línea argumental de Pedro Sánchez este viernes, en una entrevista en 'Los desayunos de TVE', justo cuando crecen las evidencias contra la presidenta autonómica, cada vez más acorralada. Razones que hicieron a los socialistas adelantar apenas unas horas la presentación de su iniciativa para tumbarla en la Asamblea. Ciudadanos sigue resistiéndose a apoyarla, y recalca que su fórmula es otra, la de una comisión de investigación exprés que aclare lo sucedido, si bien Rivera sí añadió ayer jueves que su partido tiraría de la manta, cayera quien cayera. Sánchez quiere desarmar sus argumentos. "El riesgo que corre Rivera es el de pasar de ser un supuesto regenerador de la política a un encubridor de la corrupción del PP".

No es una moción, defendió el secretario general, para "meter el dedo en el ojo" a ningún partido, sino por una cuestión más primaria, sacar la cara por la "dignidad de las instituciones públicas madrileñas", "dañadas seriamente" por la actitud de la dirigente del PP. "Apoyar a Cifuentes es apoyar la mentira al frente de la Comunidad de Madrid y el PP se merece pasar a la oposición", porque son "muchos" ya los escándalos que acumula. Sánchez, además, afirmó que este no es un tema menor: "Valerse de instituciones públicas y de tu cargo para decir que has hecho un máster que realmente no hiciste es un caso de corrupción". Porque si algo tienen claro los socialistas es que cada vez es "más evidente" que la jefa del Ejecutivo regional no cursó ese máster en Derecho Autonómico en 2011-2012.

Sánchez carga contra la estrategia "electoralista" y "cortoplacista" de Cs, y recuerda que la moción no pretende "meter el dedo en el ojo" a ninguna fuerza

De modo que la moción de censura del PSOE sí está "justificada" y es, a su juicio, urgente. El líder pasó a cargar contra la estrategia "cortoplacista" y "electoralista" de la formación naranja: "El problema de Cs es que no quiere desencantar a los votantes desencantados con el PP". Pero los de Rivera han de pensar en "los madrileños" y en la "grave crisis institucional" creada, así como en la "dignidad" de las instituciones. Sánchez estaba así criticando los cálculos del presidente de Ciudadanos, que cree que puede ser más útil, a un año de las elecciones autonómicas, municipales y europeas, mantener a Cifuentes tocada, pero no hundida, pera seguir exprimiendo votos al PP.

Estabilidad y buen nombre

Los socialistas han presentado la moción con pretensiones poco ambiciosas. Ya afirmó el candidato, el exministro Ángel Gabilondo, que se trataba de una iniciativa "pragmática", que no se trataba de montar un gran programa de gobierno para los diez meses que restan de legislatura, sino de una solución interina para limpiar Madrid. El PSOE, dijo hoy Sánchez, quiere "crear un Gobierno que devuelva la estabilidad y el buen nombre a la Comunidad de Madrid y a la Universidad Rey Juan Carlos (URJC), y cuando sean las elecciones los madrileños decidirán quién quieren que les gobierne". Un Ejecutivo que saque del poder a una presidenta que ha permanecido "escondida" durante días y que ahora está "atrapada" por la cadena de informaciones contra ella.

La comparecencia del rector apuntala para el PSOE las razones de la moción, así que confía en que Cs tenga el "coraje" de apoyarla

La comparecencia de este viernes del rector de la URJC, Javier Ramos, en la que desmontó la coartada de Cifuentes y aseguró que no había constancia de que hubiera defendido su máster ni acta siquiera, cuando es obligatorio, no hizo sino apuntalar, para el PSOE, los argumentos a favor de la moción de censura. El líder de los socialistas madrileños, José Manuel Franco, consideró "gravísimo lo que está sucediendo", porque significaría también que la presidenta "mintió" a todos los madrileños y en sede parlamentaria. "Cs debería repensarse lo que va a hacer en los próximos días, pero es de absoluta necesidad e higiene democrática que la moción prospere y por fin tengamos un Gobierno decente en Madrid". Confía en que la formación naranja "dé un paso al frente y tenga la valentía y el coraje necesarios para cambiar la situación".

Sánchez: "Rivera puede pasar de regenerador a encubridor de la corrupción del PP"

Franco advirtió de que en caso de que la jefa del Ejecutivo autonómico dimita de forma "táctica" —la presión sobre ella crece—, no sería "válido en términos democráticos ni conveniente" para los ciudadanos que la reemplazase al frente del Gobierno otro dirigente del PP. Es la estrategia que siguió Cs para echar al presidente murciano, Pedro Antonio Sánchez: amagar con respaldar la moción de censura de los socialistas en caso de que no diese un paso atrás, y lo dio. El líder del PSOE-M recordó que el PP, por sus numerosos casos de corrupción a las espaldas, no está "capacitado" para propiciar el recambio en la Comunidad. En resumidas cuentas, solo hay "dos opciones": o mantener a Cifuentes en el poder o "un Gobierno decente" presidido por Ángel Gabilondo.

No deslegitimada la Justicia española

Sánchez también fue preguntado por la decisión de la Justicia alemana de liberar bajo fianza al expresidente Carles Puigdemont y de descartar el delito de rebelión. El secretario general se reconoció "sorprendido" del varapalo del país germano, pero se agarró a su mantra de que no comenta las decisiones judiciales, porque hay que respetarlas, gusten más o gusten menos. Pero sí incidió en que esta consecuencia es fruto de las "limitaciones de una estrategia meramente judicial para una crisis política".

El líder socialista, tras mandar su "apoyo y consideración" a los magistrados y fiscales españoles, que están "liderando la respuesta" contra el desafío secesionista en circunstancias "muy precarias y complicadas", aseguró que sigue "apoyando al Estado". "Y aunque en días como hoy sea díficil confiar en la estrategia del Gobierno para resolver la crisis catalana, seguimos confiando en que el Gobierno sea capaz de manejar esta situación para que Puigdemont sea extraditado, llegue a España, rinda cuentas ante la Justicia y desde la política podamos desbloquear la situación".

El líder socialista señala que el revés de Alemania con Puigdemont prueba las "limitaciones de una estrategia judicial" para una crisis política

El revés que ha recibido el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena por parte de Alemania no cree Sánchez que sirva para "deslegitimar" su instrucción, porque la Fiscalía germana, recordó, utilizó argumentos "muy distintos" a los del tribunal de Schleswig-Holstein, porque el ministerio público sí apreció el delito de rebelión. Sánchez insistió en que habrá que ver los pasos siguientes que se dan, pero reiteró que tanto en Cataluña como en España habrá que poner sobre la mesa "soluciones políticas", y apremió al independentismo a que forme gobierno lo antes posible con un candidato viable que sea capaz de abrir una legislatura "autonomista".

Al objetivo de encontrar soluciones políticas debería contribuir, a juicio de Sánchez, la comisión territorial abierta en el Congreso y que abandonó el mes pasado Ciudadanos. De ella solo forman parte ahora mismo ya PP, PSOE, UPN y Compromís. El secretario general encuentra "lamentable" que dos formaciones que prometieron regenerar la vida política española, Cs y Podemos, "hayan desistido de debatir" sobre la reforma de la Constitución. La propuesta del PSOE es la misma: caminar hacia un "Estado autonómico reforzado", porque es evidente que el actual modelo "hace agua". Sánchez recalcó que la comisión ha de terminar sus trabajos en junio o julio, para que en el siguiente periodo de sesiones, en septiembre, se constituya la subcomisión de revisión de la Carta Magna, como había apalabrado él mismo con Mariano Rajoy.

Sánchez cambia su agenda y protagoniza un acto de apoyo a Gabilondo en Madrid

Pedro Sánchez tenía previsto un fin de semana repartido entre París y Huesca. A la capital francesa iba a acudir a un acto de apoyo al hundido Partido Socialista, ya insignificante en el país vecino tras su batacazo en las presidenciales y legislativas del año pasado. Y en la localidad oscense de Ayerbe iba a participar de la Fiesta de la Rosa, junto al presidente aragonés, Javier Lambán. El del domingo era un mitin pensado para dar la réplica a Mariano Rajoy, que clausura ese día la convención nacional del PP, arruinada por el caso máster de Cifuentes y la decisión del tribunal de Schleswig Holstein de liberar bajo fianza a Carles Puigdemont y negarse a imputarle el delito de rebelión.

Sin embargo, el PSOE ha cambiado de planes para proyectar la figura de Ángel Gabilondo, aumentar la presión sobre Ciudadanos y empujar al abismo (si es que no lo está ya) a Cristina Cifuentes. El secretario general cambia París por Madrid. Sánchez cerrará un acto rotulado ‘Con la ciudadanía, por la dignidad: moción de censura’, en el Centro Cultural Conde Duque de la capital.

 

El mitin comenzará a las 11:30 de la mañana y en él intervendrán, además de Sánchez, el secretario general del PSOE-M, José Manuel Franco; su número dos y responsable de Organización, Carmen Barahona, y el portavoz socialista en la Asamblea y candidato a la investidura, Ángel Gabilondo. El acto del domingo en Ayerbe se mantiene. Además de Lambán y Sánchez, participarán el todopoderoso dirigente socialista en Huesca, Miguel Gracia, presidente de la Diputación, y el secretario general provincial, Antonio Cosculluela.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios