UN NUEVO ROTO

Rubalcaba planta a Sánchez en su escuela de gobierno y la dirección repesca a Solana

El exlíder comunica que no acudirá a las jornadas que arrancarán en 15 días y el ex Alto Representante de la UE impartirá una 'masterclass' sobre los retos del nuevo PSOE para una nueva Europa

Foto: Pedro Sánchez y Alfredo Pérez Rubalcaba, el 9 de junio de 2015, en la capilla ardiente de Pedro Zerolo, en Madrid. (EFE)
Pedro Sánchez y Alfredo Pérez Rubalcaba, el 9 de junio de 2015, en la capilla ardiente de Pedro Zerolo, en Madrid. (EFE)

La foto de "unidad" soñada por Pedro Sánchez con todos los exlíderes del PSOE empieza a resquebrajarse. Felipe González aún no ha confirmado asistencia a la escuela de buen gobierno que arrancará en dos semanas —y aún faltan días para conocer su decisión final— y Alfredo Pérez Rubalcaba desaparece, al menos de momento, de programa oficial. Da portazo. Planta a Sánchez. Sigue en el aire la presencia de los presidentes de Andalucía y Asturias, Susana Díaz y Javier Fernández. Sí contará en cambio con un nuevo y potente aliado, Javier Solana, exministro y ex Alto Representante para la Política Exterior y de Seguridad Común de la Unión Europea. Y con la mayoría de los eurodiputados socialistas, aunque entre los ausentes está, precisamente, Elena Valenciano, la que fuera número dos de Rubalcaba, que estará fuera de España en esas fechas.

Ferraz dio a conocer este viernes el programa [aquí en PDF] de la escuela de buen gobierno Jaime Vera —iniciativa que el secretario general anunció hace poco más de una semana en Antena 3—, justo cuando se abre el proceso de inscripción de todos aquellos militantes y simpatizantes (unos 500 en total) que quieran participar. El foro se celebrará en la Nave Boetticher de Madrid y se extenderá desde el 15 al 18 de marzo, y se articulará en torno a 16 talleres y cinco 'masterclass' con los ponentes de mayor peso, descontados los dos diálogos sobre política y cine y sobre valores socialistas que arroparán la clausura, a cargo del propio Sánchez.

[Consulta aquí en PDF el programa de las jornadas]

En una de esas 'masterclass', el viernes 16 a las 12:30, el protagonista será Solana, cuya asistencia a las jornadas confirmó esta misma semana, según los organizadores, a cuyo frente se sitúa el secretario de Formación, el vallisoletano Javier Izquierdo. El exministro y exresponsable comunitario de la política exterior disertará sobre los retos del "nuevo PSOE para una nueva Europa", y será presentado por el eurodiputado y miembro de la ejecutiva del PSC Javi López, uno de los jóvenes dirigentes catalanes con mayor proyección de futuro en el partido.

Al exvicepresidente se le destinó a un taller sobre 'fake news', tema en el que no es muy experto, pero pesó su irritación por el "veto" a Valenciano


A Rubalcaba se le había encajado en un taller —un formato 'menor'— titulado 'Tu vida en fake news'. Un tema con el que él no se sentía especialmente cómodo porque tampoco se considera experto en él. Pero el motivo del desencuentro no es solo ese. Cuando el secretario de Organización, José Luis Ábalos, invitó el pasado 19 de febrero al exlíder socialista, este le pidió el programa de las jornadas pero, según él mismo explicó después, no confirmó asistencia. Al día siguiente, Sánchez anunció en 'Espejo público' la escuela y subrayó que con ella, además de servir de foro en el que los cuadros socialistas podrían aprender de aquellos que han tenido y tienen responsabilidades de gobierno, se podría visualizar la "unidad recompuesta" del PSOE. Ferraz adelantó que Rubalcaba sí había dado el visto bueno.

Recomposición frustrada

La secuencia de hechos molestó sobremanera al ex vicepresidente del Gobierno. Se quejó públicamente porque él no había garantizado su asistencia y añadió que si Ábalos le hubiera invocado la "unidad", no habría comprado ese argumento justo en el día —19 de febrero— en que Ferraz había oficializado el "veto" a la que fuera su número dos, Elena Valenciano. La dirección aseguró públicamente que no postularía a la ex vicesecretaria general para la presidencia del grupo de los socialistas europeos, cargo que dejará vacante, si nada se tuerce, el italiano Gianni Pittella, que concurre este domingo al Senado en las elecciones generales de su país.

La dirección insiste en que Rubalcaba tiene las "puertas abiertas" hasta el último momento por si quiere asistir. Valenciano está fuera de España

Rubalcaba es el ex secretario general que más lejos está ahora de Sánchez. José Luis Rodríguez Zapatero, pese a ser uno de los embajadores más entusiastas de Susana Díaz en las primarias, fue quien antes intentó recomponer sus relaciones con el secretario general. El mes pasado lo hizo Felipe González en una comida de deshielo en Madrid. Joaquín Almunia no apoyó a la baronesa andaluza —orbitaba en el entorno de Patxi López— y nunca costó el acercamiento. Ferraz intentó el acercamiento con Rubalcaba, pero la brecha se ha agrandado a raíz del episodio con Valenciano.

En la dirección explican a este periódico que el exministro finalmente "rechazó" la invitación, y comunicó a Ábalos "hace unos días" que la cúpula no podía contar con él. "Aunque confiamos en que pueda apuntarse y sabe que tiene las puertas abiertas para cuando quiera", especificaban en la cúpula. "Cuando vea que está todo el partido igual piensa otra cosa", abundaban en el cuartel general. Lo cierto es que en el programa se puede leer ahora, en esa mesa redonda sobre 'fake news' un "ponente por determinar". El nombre de Rubalcaba ni aparece ya. En cambio, el de otros dirigentes que están en el aire sí está escrito, con la coda de "pendiente de confirmar".

Sánchez respondió a la previsible ausencia de Rubalcaba en su entrevista con El Confidencial, publicada el pasado miércoles. Para empezar, lamentaba las palabras del exministro pero evitaba entrar "en esos detalles", porque el partido tiene "una enorme oportunidad para gobernar este país y ganar las municipales, y europeas y autonómicas y formar cuadros". "Son ellos [Fernández, Díaz, González y Rubalcaba] los que tienen que responder a si vienen o no a una escuela donde se va a movilizar el partido y que creo que es muy necesaria para nuestra organización. Si no vienen, lo tomaré simplemente como un problema de agenda y nada más". "En absoluto" lo tomaría como un "fracaso".

Ni Jáuregui ni Guerrero

Valenciano comentaba esta misma semana, en una entrevista en 'El Huffington Post', su extrañeza por el tema encargado al exlíder socialista. "Rubalcaba podría hacer una gran conferencia sobre la educación, sobre la lucha contra el terrorismo, sobre la socialdemocracia en Europa, sobre las campañas electorales... Se me ocurren muchísimas especialidades para él". Las 'fake news' pueden tener "su gracia", pero en ello el exvicepresidente no es un experto "ni muchísimo menos". "Yo sé un poco más que Rubalcaba sobre las 'fake news', pero estaré fuera de España en esas fechas", alegaba Valenciano, quien adelantaba que no podría ir a la escuela, puesto que tiene un viaje programado a Oriente Medio. Ella había sido invitada, y al mismo taller que su exjefe.

Los tres platos fuertes son las 'masterclass' de Zapatero y González (si va) y la mesa redonda de los presidentes autonómicos socialistas

Otros dos eurodiputados tampoco acudirán: el exministro Ramón Jáuregui —portavoz en Bruselas nombrado por la gestora— tiene un mitin por los 25 años de la fusión del PSE con Euskadiko Ezkerra— y Enrique Guerrero. Ambos fueron muy críticos con la decisión de Ferraz de apartar a Valenciano. Los otros 11 eurodiputados socialistas —Iratxe García, la portavoz; Sergio Gutiérrez, su número dos; los exministros José Blanco y Juan Fernando López Aguilar, y Clara Aguilera, Soledad Cabezón, Inma Rodríguez-Piñero, Javi López, Eider Gardiazabal, Inés Ayala y Jonás Fernández— sí participarán en las jornadas. No es casual: en 2019 hay elecciones municipales y autonómicas... pero también europeas.

La eurodiputada Elena Valenciano, ex vicesecretaria general del PSOE, en enero de 2016 en Cuba. (EFE)
La eurodiputada Elena Valenciano, ex vicesecretaria general del PSOE, en enero de 2016 en Cuba. (EFE)

La escuela se abrirá el jueves 15 de marzo a las 18 horas con la presentación de Iratxe García y José Luis Ábalos, a la que seguirá la 'masterclass' 'Socialismo es democracia, negociaciones políticas' en la que el protagonista será Zapatero, introducido por Gardiazabal —nieta del histórico presidente del partido, Ramón Rubial, fallecido en 1999—. El viernes, se sucederán ocho talleres (cuatro simultáneos por la mañana y otros cuatro por la tarde): se abordarán las encuestas, las diferencias entre opinar y gobernar, la nueva socialdemocracia para España y para Europa, las herramientas digitales de gobierno, las técnicas de participación política, el feminismo, las 'fake news' y los nuevos derechos para un pacto constitucional. Entre los ponentes, dirigentes del PSOE y del PSC, alcaldes como Augusto Hidalgo (Las Palmas), Ana Belén Castejón (Cartagena), Lara Méndez (Lugo), Milagros Tolón (Toledo) o Amparo Marco (Castellón), además del exministro Jordi Sevilla.

Ajedrez y política

El 16 de marzo están programadas dos 'masterclass': una, 'Nuevo PSOE para una nueva Europa', con Solana como ponente, y otra, 'Municipalismo es socialismo', con varios regidores: Abel Caballero (Vigo), Lluïsa Moret (Sant Boi de Llobregat), Wenceslao López (Oviedo), Isabel Ambrosio (Córdoba), Miguel Dalmau (Utebo, Zaragoza) y Aitana Hernando (Miranda de Ebro, Burgos). Sorprende la ausencia del primer edil de Sevilla, Juan Espadas.

Ferraz aún no tiene confirmada la presencia de Díaz y Fernández. La clausura correrá a cargo de Pedro Sánchez, en la mañana del domingo

El sábado, se celebrarán otros ocho talleres. El más 'exótico' es que abordará la relación entre ajedrez y política. Los demás tendrán como ejes temáticas más clásicas: ecologismo, ética pública y liderazgo, el ideal de la UE como objetivo del socialismo, el Estado del bienestar, el pacto generacional, el futuro de la UE y el nuevo contrato social y la vinculación entre elecciones y emociones. Completarán el sábado dos 'masterclass': 'Aportación de la socialdemocracia a la construcción europea', con un Felipe González aún pendiente de confirmar, y 'La España autonómica', diálogo moderado por Patxi López y en el que se prevé la presencia de los siete presidentes socialistas, aunque dos —Susana Díaz (Andalucía) y Javier Fernández (Asturias)— no han confirmado asistencia. Ellos dos son los que tienen peor relación con Ferraz. Peor aún en el caso del jefe del Principado, ya de salida. Fernández, expresidente de la gestora, no disimula el abismo que le separa de Sánchez. No ha acudido a ninguno de los dos comités federales que se han celebrado desde el 39º Congreso.

Javier Fernández y Susana Díaz, el pasado 15 de mayo en Ferraz. (EFE)
Javier Fernández y Susana Díaz, el pasado 15 de mayo en Ferraz. (EFE)

En la segunda jornada, destacan nombres como los del exministro Ángel Gabilondo, la exsecretaria de Estado Teresa Ribera —presidenta del Consejo Asesor del PSOE para la Transición Ecológica de la Economía—, los periodistas Ignacio Cembrero, Enric Juliana, Lucía Méndez o Ignacio Escolar, y el politólogo Nacho Corredor. La organización ha programado para el mismo sábado el taller protagonizado por Joaquín Almunia, sobre el futuro de la UE.

El domingo se abrirá con dos diálogos —sobre política y cine, con los productores José Nolla y Pilar Pérez Solano, y sobre los valores socialistas, con el periodista 'freelance' en África occidental José Naranjo— y se cerrará con la intervención de Pedro Sánchez.

Rubalcaba planta a Sánchez en su escuela de gobierno y la dirección repesca a Solana

El PSOE pide al Congreso actuar ya para activar el pacto contra la violencia machista

El PSOE ya está harto de que el pacto de Estado contra la violencia de género, que el pleno del Congreso aprobó el pasado 28 de septiembre, esté sin cumplir. Por eso la dirección ha redactado dos proposiciones de ley [aquí en PDF] para que la Cámara apruebe las medidas y reformas más urgentes a las que el Ejecutivo de Mariano Rajoy aún no ha dado luz verde. 

"Cansados de esperar hemos decidido que somos la alternativa a un Gobierno que no ha querido hacerlo", subrayó este viernes en rueda de prensa la secretaria de Igualdad del PSOE, la exministra Carmen Calvo. Y es que el apoyo que su partido dio al pacto "no es en balde".

La primera de las proposiciones de ley pretende que se apruebe el crédito de 200 millones comprometidos en el acuerdo de Estado y que el Ejecutivo aún no ha liberado con la excusa de que no hay Presupuestos de 2018. 

Los socialistas también reclaman que se reviertan las contrarreformas aprobadas por Rajoy, como la ley de sostenibilidad de la Administración Local (LRSAL), para permitir a los ayuntamientos que recuperen sus competencias en materia de igualdad y de lucha contra la violencia machista. 

La segunda iniciativa busca la modificación de la Ley Orgánica del Poder Judicial (LOPJ), para que los jueces dispongan de una formación especializada más amplia sobre este tipo de violencia, informa EFE.

 

Calvo recordó en rueda de prensa en Ferraz que la primera norma que aprobó el Gobierno de Zapatero en 2004 fue precisamente la ley integral contra la violencia de género. Así que el combate contra esta lacra está "en el esqueleto" de lo que es el PSOE, y "se equivoca" el que piense que el pacto de Estado firmado en 2017 "era un brindis al sol" o una simple "foto". 

Sobre la huelga feminista del 8 de marzo, Calvo dejó ver el apoyo de su partido al paro de dos horas convocado por los sindicatos mayoritarios, pero no se opondrá, ni mucho menos, a la huelga total de 24 horas a la que han llamado CGT y CNT.

 

"Tenemos un objetivo común, decirle a este país que se ha acabado, que no podemos sacar cifras y cifras y estadísticas como si no pasara nada, que ya no nos anestesia nada, que las mujeres de este país queremos que nos den respuesta a situaciones que nosotras tenemos planteadas", sostuvo la secretaria de Igualdad

Se "está conformando un 8 de marzo único", recordó. "El objetivo no es cualquier cosa que no sea que salga muy bien, con paro, huelga, manifestaciones, colores, y un no rotundo de las mujeres de este país a una democracia que no les responde" y "un no rotundo de todos los hombres que quieran acompañar porque esto no les parezca razonable". "Lo importante es el objetivo que vamos a cubrir entre todos y todas", precisó. Un 8-M ante el que se siente "emocionadísima" y que era impensable hasta hace muy poco. 

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios