REUNIÓN DEL COMITÉ FEDERAL DEL PSOE

Los barones chocan con Ferraz y el PSC sobre el trato al castellano en Cataluña

Lambán, Page y Vara coinciden en que debe poder garantizarse que el castellano pueda ser lengua vehicular. Sánchez e Iceta insisten en que el 155 no debe aprovecharse para cambiar el modelo

Foto: El presidente Javier Lambán, acompañado del dirigente aragonés Carlos Pérez Anadón, este 17 de febrero en Aranjuez. (EFE)
El presidente Javier Lambán, acompañado del dirigente aragonés Carlos Pérez Anadón, este 17 de febrero en Aranjuez. (EFE)

La dirección de Pedro Sánchez se ha puesto algo de perfil respecto al tratamiento del castellano en las escuelas en Cataluña. Rechaza que el Gobierno central, en aplicación del artículo 155 de la Constitución, pueda "aprovechar" la circunstancia de interinidad para imponer la 'casilla lingüística', y considera que ese debate, aunque importante, ha de sustanciarse en el Parlament, una vez que se forme un nuevo Govern. Dicho de otra manera, como aseguraban en las últimas horas los dirigentes federales José Luis Ábalos y Carmen Calvo, el Ejecutivo de Mariano Rajoy no debe usar el 155 para cambiar el modelo de inmersión lingüística catalán, que siempre ha defendido el PSC.

Pero este sábado, en el comité federal que los socialistas celebraron en Aranjuez (Madrid), y en el que aprobaron por unanimidad el nuevo reglamento de desarrollo estatutario, sí se percibieron posiciones distintas a las expresadas por la cúpula de Sánchez. En concreto, de los tres únicos presidentes autonómicos que asistieron a la reunión —Guillermo Fernández Vara (Extremadura), Emiliano García-Page (Castilla-La Mancha) y, sobre todo, Javier Lambán (Aragón)—, pues los otros cuatro faltaron, aunque la ausencia más llamativa y elocuente fue la de la baronesa andaluza, Susana Díaz. Ellos tres sí abogaron por garantizar el derecho de los padres a elegir la lengua vehicular en la que estudien sus hijos. Sánchez no se refirió a esta cuestión en su intervención inicial, pero después, en el turno de cierre, ya a puerta cerrada, simplemente afirmó que el 155 debe servir únicamente para "recomponer el autogobierno catalán, pero nada más", según relataron fuentes del partido.

Lambán: "El castellano está siendo injusta e ilegalmente maltratado y postergado en la escuela catalana y esto resulta absolutamente inaceptable"


El más expeditivo de todos los barones fue, como suele ser habitual, Lambán. El presidente aragonés subrayó que "todos los responsables políticos de este país" han de intentar "por todos los medios que Cataluña regrese cuanto antes del esperpento en el que está instalada a la normalidad". Y por tal, por "normalidad", no solo entiende la vuelta a la tranquilidad institucional, sino también a la cultural y educativa. "Creo que el castellano como lengua está siendo injusta e ilegalmente maltratado por la Generalitat, está siendo injusta e ilegalmente postergado en la escuela catalana y esto resulta absolutamente inaceptable", denunció. Eso ha de corregirse "más pronto que tarde".

El Estado "se fue" de Cataluña

Lambán añadió que por eso mismo el Estado, "en materia de educación y en otras materias", tiene que "volver a Cataluña, de la que hace tiempo que se fue", si se quiere que el desafío soberanista y la ruptura emocional no sea un problema "definitivamente irresoluble". Lo que no aclaró es si considera que el Gobierno de Rajoy debe valerse del 155, como está estudiando La Moncloa, para garantizar que el castellano sea de verdad lengua vehicular en Cataluña, a lo que obligan las sentencias de los tribunales.

Page defiende "reflexionar" sobre el trato al castellano en un pacto de Estado pero achaca la actitud del PP a un "ataque de nervios" por Cs

Page, a la entrada del comité federal, sí reconoció que comparte el objetivo de "reflexionar", de abordar el problema con seriedad y "proteger el castellano de las ansias independentistas". Pero el anuncio del Gobierno lo achaca a "un ataque de nervios absoluto" por el crecimiento de Ciudadanos, su principal competidor, en las encuestas. El presidente manchego defendió que una vía de salida podría ser la articulación de un pacto de Estado, porque eso es mucho más útil que darse "golpes de pecho". Para el dirigente, lo que pretende el PP es "influir" en los sondeos, rivalizar con la formación de Albert Rivera en un tema sensible y que presumiblemente puede darle réditos electorales.

Los barones chocan con Ferraz y el PSC sobre el trato al castellano en Cataluña

El Gobierno, por decidir la fórmula

Fernández Vara, el presidente autonómico anteriormente susanista que más cerca está de la nueva dirección, ya desde las primarias de mayo de 2017, fue el menos rotundo en sus palabras. Pero sí coincidió con Page y Lambán en que "lo normal" es que los padres tengan la posibilidad de escolarizar a sus hijos en una de las dos lenguas cooficiales. Si un padre quiere que sus vástagos estudien en un idioma, pues, "debe poder hacerlo". Ahora bien, el presidente extremeño también cree que "no es momento de levantar barricadas lingüísticas", y esta cuestión, ahora mismo, sin Govern en Cataluña y con la tensión a flor de piel, "más que sumar divide, y estos son tiempos de sumar".

Vara recomienda no levantar "barricadas lingüísticas" e Iceta muestra su "total acuerdo" con la posición defendida por la ejecutiva de Sánchez

La posición divergente es la del PSC. El primer secretario, Miquel Iceta, se manifestó "muy de acuerdo" con la posición defendida por Ferraz, la de que no se puede "aprovechar" la aplicación del 155 para cambiar el modelo de inmersión lingüística en Cataluña. El dirigente dijo no entender por qué el Gobierno de Rajoy "levanta la polémica cuando no tiene ni idea de cómo aplicar lo que en teoría es su posición". "Hay total acuerdo en que no es la forma ni el momento". Iceta se pronunció a la entrada del comité federal, mientras que las palabras de Lambán llegaron cuando salía del órgano, antes de que la reunión acabase. Preguntado el líder de los socialistas catalanes por El Confidencial acerca de las palabras del presidente aragonés, respondió taxativamente: "No estoy de acuerdo con él".

Los barones chocan con Ferraz y el PSC sobre el trato al castellano en Cataluña

El Gobierno ya aseguró este viernes que quiere asegurar la libertad y el derecho de los padres catalanes a que puedan elegir la lengua vehicular de sus hijos que deseen, pero aún está estudiando la fórmula "que mejor lo garantiza y lo combina". "El cómo lo hagamos, lo estamos estudiando, pero sin duda lo haremos", afirmaba el ministro portavoz, Íñigo Méndez de Vigo, quien recordó que el Ejecutivo no ha estado "de acuerdo" en cómo la Generalitat llevaba a cabo la garantía para poder estudiar en castellano en Cataluña y lo ha recurrido. "Lo coherente es que, de acuerdo con esos recursos, queramos en estos momentos modificarla [la preinscripción] en ese sentido, pero eso no significa ningún cambio del modelo educativo de Cataluña", defendía el titular de Educación tras el Consejo de Ministros. El Gobierno insistió también en que lo que se plantea no es "más que cumplir con una obligación", fijada por sentencias del Tribunal Constitucional, del Supremo y del Superior de Justicia de Cataluña. Este último, el TSJC, ha fijado que se imparta un mínimo de un 25% de las clases en castellano, informa EFE.

Que los barones socialistas airearan sus discrepancias con Ferraz molestó a algunos miembros de la ejecutiva de Sánchez, como el vasco Odón Elorza (secretario de Participación y Transparencia Democrática) a la guadalajareña Magdalena Valerio (Pacto de Toledo y Seguridad Social). Se quejaron de que no hubieran hablado en el interior del órgano, chafando con sus palabras a los medios el clima de unanimidad que rodeó la aprobación del reglamento de desarrollo de los estatutos.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
30 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios