REUNIÓN DEL GRUPO PARLAMENTARIO EN LA CÁMARA BAJA

Sánchez opone su ofensiva legislativa a un Gobierno "paralizado" y en "guerra" con Cs

El secretario general expone las prioridades parlamentarias para los próximos meses, entre las que se encuentran memoria histórica, eutanasia, igualdad laboral, cambio climático o fin de la 'ley mordaza'

Foto: Pedro Sánchez, flanqueado por Adriana Lastra, Cristina Narbona y José Luis Ábalos, este 6 de febrero llegando a la reunión del grupo. (EFE)
Pedro Sánchez, flanqueado por Adriana Lastra, Cristina Narbona y José Luis Ábalos, este 6 de febrero llegando a la reunión del grupo. (EFE)

Pedro Sánchez lo llama "hacer país". Traducción: demostrar que frente al "no hacer nada" del Gobierno, frente a su "parálisis", frente a un PP "vacío de ideas y lleno de corrupción" y "en guerra fría" con Ciudadanos, el PSOE actúa y se mueve y procura poner sobre la mesa iniciativas que resuelvan los problemas de los ciudadanos. Y ese "hacer país" lo visualiza con diez iniciativas legislativas, diez anclajes de su política de oposición para el periodo de sesiones que arranca este martes y que concluye el 30 de junio. Diez prioridades entre las que se encuentran una norma de igualdad laboral y salarial, el reconocimiento de la eutanasia, la derogación de la 'ley mordaza' o la exigencia del cumplimiento del pacto de Estado contra la violencia de género.

El secretario general de los socialistas protagonizó hoy la reunión convocada con sus diputados, senadores y europarlamentarios en el Congreso. Trenzó una intervención larga, de media hora, en la que expuso a los suyos los capítulos en los que quiere centrar su labor de oposición en los meses siguientes, para demostrar que el partido es la alternativa real al PP, el que encarna "la izquierda de gobierno" y el que puede "liderar el cambio" progresista en el país frente a un Ejecutivo que "no da señales de vida". Pero tampoco llegó a la Cámara con una una iniciativa estrella bajo el brazo o con la que no se contase. Lo que hizo Sánchez, básicamente, fue calendarizarlas, señalar los ejes sobre los que basculará su acción parlamentaria en estos meses. Ejes a los que añadió otro pilar fundamental: la comisión territorial, el paso previo de la reforma constitucional, y a la que quiere que acudan, pero ya en marzo, los presidentes autonómicos.

[Consulta en PDF el discurso de Pedro Sánchez ante su grupo]

"Frente a un Gobierno vacío de ideas, de ejemplaridad y de sensibilidad, y a la guerra fría entre las dos derechas que amenaza con congelar aún más la vida económica y política del país, la propuesta del PSOE para este periodo de sesiones es hacer país, y eso es lo que os pido. Hacer país con rigurosidad, con propuestas socialdemócratas y desplegando nuestra capacidad de diálogo", sostuvo durante su intervención inicial, abierta a los medios de comunicación.

La propuesta del PSOE es hacer país con rigor, con propuestas socialdemócratas y desplegando capacidad de diálogo

La primera de las iniciativas que Sánchez anunció fue la proposición de ley de igualdad laboral y salarial, en el marco de la celebración del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer. El propio secretario general, como ya adelantó el pasado viernes la exministra Carmen Calvo, miembro de su núcleo duro, será el encargado de presentar el texto en sociedad, y lo hará —y ahí está la novedad— el próximo 22 de febrero, Día Europeo de la Igualdad Salarial.

Igualdad para los subcontratados

En el catálogo de medidas figura, asimismo, la proposición de ley de modificación del artículo 42.1 del Estatuto de los Trabajadores para garantizar la igualdad en las condiciones laborales de los empleados subcontratados, iniciativa que el pleno del Congreso aceptó tramitar en diciembre de 2016 —en la época en la que la gestora de Javier Fernández estaba al frente del partido—, pero que desde entonces se encuentra paralizada. Tercer compromiso de Sánchez: impulso de la iniciativa legislativa popular que presentaron los sindicatos a favor de una renta mínima (también congelada en la Cámara Baja). Cuarto, lucha contra el cambio climático y medidas hacia la transición ecológica de la economía.

Algunas de las medidas ya están registradas en la Cámara hace meses, pero están paralizadas, como la derogación de la 'ley mordaza' o la renta mínima

Quinta iniciativa: renovación del Pacto de Toledo. El PSOE está dispuesto a llevar a la mesa de diálogo su propuesta de creación de un impuesto a las transacciones financieras y otro a la banca, con el fin de ayudar al sostenimiento del sistema de pensiones. Punto seis, reforma de la ley de memoria histórica. Siete, exigencia al Gobierno del cumplimiento del pacto de Estado contra la violencia machista, en dos cuestiones fundamentales: la activación de los 200 millones de euros comprometidos, y el reconocimiento de las pensiones de orfandad a los niños afectados por esta lacra. Ocho, el impulso de la eutanasia, con el fin de "ensanchar el territorio de los derechos".

Sánchez opone su ofensiva legislativa a un Gobierno "paralizado" y en "guerra" con Cs

Nueve, derogación de la 'ley mordaza', iniciativa ya aceptada a trámite en el Congreso y de nuevo congelada. Y diez, ley de igualdad de trato para acabar con todo tipo de "comportamientos discriminatorios".

La "razón" en el pacto constitucional

Sánchez enmarcó sus prioridades dentro de los "diez acuerdos de país" en los que seguirá trabajando su equipo en estos meses. Medidas, en cualquier caso, para atender los tres grandes "desafíos" que tiene por delante el país: la desigualdad, la regeneración democrática y la recuperación económica. En el primer reto incluyó la reforma de la financiación autonómica, que volvió a exigir, advirtiendo de que además de las variables correctoras que contiene el actual sistema (dispersión, población y envejecimiento), quiere que se tenga en cuenta la tasa de paro a la hora de calcular el reparto de recursos.

Sánchez adelanta que su grupo pedirá que los presidentes autonómicos desfilen en marzo por la comisión territorial abierta en el Congreso

En el segundo, regeneración democrática, se detuvo en la revisión del modelo electoral, ahora sacada de nuevo a flote por la reunión que el jueves mantendrán Podemos y Ciudadanos para abordar este asunto y mejorar la proporcionalidad. Sánchez aseguró que su partido no se niega a discutir sobre la reforma, "al contrario". "La queremos hacer, y la estamos haciendo ya en el Congreso", en el marco de la subcomisión creada en la Cámara, y en la que el PSOE defiende derogar el voto rogado o facilitar el sufragio a las personas con dispacidad, extender las primarias a todos los partidos o exigir las listas paritarias. En cualquier caso, avisó, quizá los dos emergentes "no son conscientes de que implicaría una renovación del pacto constitucional".

"Ellos mismos, sin quererlo, nos dan la razón", dijo el líder socialista, reivindicando que su formación hace bandera, precisamente de la remodelación de la Carta Magna y que impulsó, de hecho, la comisión territorial que funciona desde hace un mes y que seguirá trabajando en los próximos meses. En ese sentido, adelantó que su grupo pedirá que los presidentes autonómicos comparezcan en marco en ese órgano —llamado oficialmente comisión de evaluación y modernización del Estado autonómico— para que expongan "exactamente cuál es su parecer sobre el estado actual" de la España territorial.

Sánchez opone su ofensiva legislativa a un Gobierno "paralizado" y en "guerra" con Cs

Y en cuanto a la recuperación económica, Sánchez advirtió de que hay síntomas de "ralentización de la economía", que se empiezan a barruntar tras el martes negro de hoy, por lo que puede que por factores "exógenos" que han ayudado a tirar de la economía española, ahora justo corra el riesgo de caer.

La renovación de RTVE

El líder socialista también repasó la "oposición de Estado" que está liderando en los últimos meses, con especial hincapié en la crisis catalana, en la que el partido ha estado prestando apoyo al Ejecutivo, que no significa un "cheque en blanco". El 155 sigue en vigor y aún no hay un Govern, por lo que volvió a apremiar a los independentistas a pactar la investidura porque los problemas de los ciudadanos no se pueden "aplazar".

"Hoy el voto de izquierdas solo tiene unas siglas, las del PSOE, para derrotar a la derecha", dice, frente a un PP "vacío de ideas y lleno de corrupción"

Durante su discurso, volvió a retomar la bandera de la regeneración democrática y apremió a Podemos y Ciudadanos a "no confundir lo urgente con lo importante", y renovar ya, sin más dilación, el consejo de administración de RTVE. Criticó asimismo el balance "pobre" del Ejecutivo, su escasísima producción legislativa y la "tergiversación y manipulación impúdica de su capacidad de veto". En ese sentido, adelantó que este jueves su grupo presentará un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional, que tomará como base el caso de dos hermanas ancianas de Soria que vivían juntas en una residencia y que tuvieron que separarse para que no se las computase como una única unidad familiar y no perder así su derecho a su pensión no contributiva.

Sánchez opone su ofensiva legislativa a un Gobierno "paralizado" y en "guerra" con Cs

Con todo ello, Sánchez pretendía incidir en la idea de que ante un Ejecutivo "sin pulso" del PP, "hoy el voto de izquierdas solo tiene unas siglas, las del PSOE, para derrotar a la derecha". Un intento de marcar terreno frente a Podemos y de asimilar a populares y Ciudadanos. Y también de hacer notar la acción de su grupo frente a un Gobierno "vacío de ideas y lleno de corrupción".

Aplausos de homenaje a Gonzalo López Alba y cuestionamiento de la comisión de Spanair

Ayer lunes fue el portavoz de la ejecutiva, Óscar Puente, quien nada más arrancar la rueda de prensa en Ferraz dedicó unas palabras de cariño y de recuerdo hacia el periodista y cronista parlamentario Gonzalo López Alba, excolaborador de El Confidencial, fallecido apenas unas horas antes. 

Hoy fue el propio Pedro Sánchez el que públicamente, ante sus diputados, senadores y europarlamentarios y ante los medios, evocó la figura de López Alba, periodista que durante años "ha seguido el devenir y los avatares del PSOE en el Congreso y en Ferraz". Tras las palabras de "recuerdo y reconocimiento" al informador, subrayó que su pérdida ha sido "muy sentida" entre sus compañeros de profesión, y quiso mostrar "personalmente, como segretario general", su "calor y abrazo" a todos ellos, a sus amigos y familiares. Automáticamente, los parlamentarios congregados en la sala Ernest Lluch de la Cámara Baja dedicaron a López Alba un aplauso de homenaje. 

La intervención de Sánchez siguió y, cuando remató, comenzó un mínimo debate interno, ya a puerta cerrada. Diputados como Pilar Lucio, Tamara Raya, Pedro Saura o Antonio Hurtado mostraron su aprobación a la línea de oposición marcada por la cúpula. 

Cuando Sánchez abandonó la sala y el debate siguió más centrado en las cuestiones del pleno, entonces tomaron la palabra algunos diputados para mostrar su cierta disconformidad con la posición adoptada por la dirección sobre la comisión de investigación sobre el accidente de Spanair de 2008. El PSOE ha decidido esta vez apoyar la petición de Podemos, pero parlamentarios como Juan Carlos Campo (Cádiz), Luis Carlos Sahuquillo (Cuenca) o Artemi Rallo (Castellón) señalaron que no convenía reabrir un tema que ya es caso cerrado en los tribunales. Algunas fuentes presentes en la reunión añadían a esta lista a César Ramos (Cáceres), pero desde su entorno indicaban que sí se alineó con la postura de la cúpula. 

Para el PSOE este tema es algo incómodo, pues el siniestro, ocurrido en 2008 y que acabó con la vida de 154 personas, sucedió con José Luis Rodríguez Zapatero. Adriana Lastra, vicesecretaria general y portavoz adjunta del grupo, explicó que la posición estaba adoptada, y que era una petición recurrente de los socialistas canarios. Además, Sánchez, cuando competía por la reconquista del poder hace un año, en plenas primarias, señalaba que el Grupo Socialista en el Senado debía votar a favor de la comisión de investigación, tal y como aprobó "por unanimidad" el Parlamento canario. Y es que en aquel momento la iniciativa pasó por la Cámara Alta y fue rechazada por PSOE y PP

El pleno del Congreso finalmente aprobó, con la abstención del PP, la constitución de la comisión de investigación sobre aquel accidente, ocurrido el 20 de agosto de 2008 en el aeropuerto de Madrid-Barajas. La puesta en marcha del órgano fue solicitada en noviembre por Unidos Podemos y ERC y a petición expresa de la Asociación de Víctimas del Vuelo JK5022

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios