Independencia de Cataluña: El TC debate suspender la investidura de Puigdemont sólo si es a distancia. Noticias de España
el magistrado xiol expone su criterio contrario

El TC debate suspender la investidura de Puigdemont sólo si es a distancia

Si admiten la reclamación del Ejecutivo, fuerzan la suspensión de la investidura de Carles Puigdemont y si se inclinan por rechazarlo, abocan a una elección, al menos simbólica, del 'expresident'

Foto: Imagen de la sede del Tribunal Constitucional (TC). (EFE)
Imagen de la sede del Tribunal Constitucional (TC). (EFE)

El Pleno del Constitucional está debatiendo una solución de consenso. Se plantea admitir, sólo en parte, la reclamación del Gobierno en su recurso y suspender la investidura de Carles Puigdemont unicamente en el caso de que esta se produzca a distancia, informan a El Confidencial fuentes jurídicas que apuntan que no aplazarán su decisión al próximo lunes,

Los 11 magistrados han retomado a las 16.45 horas su reunión para decidir sobre el recurso contra Puigdemont. Antes del parón para comer, han escuchado la ponencia contraria a la admisión del magistrado Juan Antonio Xiol, confirman a El Confidencial fuentes jurídicas. La reunión se ha convocado de forma urgente para abordar un recurso de inconstitucionalidad del Gobierno, presentado pese al criterio negativo del Consejo de Estado, que provoca una honda preocupación entre los magistrados. Por el momento, casi cinco horas después de iniciar la deliberación, aún no han alcanzado un consenso lo que evidencia las diferencias de criterio entre los miembros del tribunal de garantías.

Esta mañana y durante dos horas, los 11 integrantes del Pleno -Andrés Ollero está ausente por motivos personales- escucharon el informe negativo, expuesto por el letrado del juez catalán y progresista, y basado en el Consejo de Estado que ya había invocado la jurisprudencia del propio Constitucional para rechazar la impugnación. La deliberación arrancó cerca de las cinco de la tarde.

El TC es consciente de que su decisión resulta trascendental. Si admiten la reclamación del Ejecutivo, fuerzan con ese solo acto la suspensión de la investidura de Carles Puigdemont, que quedaría congelado como candidato, y si se inclinan por rechazarlo, en caso de considerar que el acto recurrido –la designación del expresidente huido en Bélgica por parte del presidente del Parlament, Roger Torrent– no es admisible, abocan a una elección, al menos simbólica, del 'expresident' huido en Bélgica. La unanimidad peligra, apuntan fuentes del alto tribunal.

Los magistrados temen una división en sus filas hasta ahora unidas en frente común en sus resoluciones sobre el proceso independentista. Algunos de los consultados defienden que el Constitucional no tiene margen ante la acción del Ejecutivo dirigido por Mariano Rajoy porque la suspensión es obligatoria en todo caso, al cumplir el recurso los trámites obligados para ello. Es decir, el escrito que ha registrado este viernes la Abogacía del Estado, cuenta con el preceptivo informe del órgano consultivo pese a ser este contrario a los propósitos del Gobierno central y viene avalado por el correspondiente acuerdo del Consejo de Ministros

Acceder a los deseos del Ejecutivo puede dar armas legales a Puigdemont y provocar el peligro de que la estrategia se vuelva completamente en contra

Otras fuentes discrepan, sin embargo, de esta valoración. Consideran que la reclamación del Gobierno exige una decisión "preventiva" que no tiene encaje jurídico. Apuestan por ello en que habrá debate y voces en el Pleno que se opongan a seguir la tramitación por la vía habitual, casi automática. La admisión requiere en este caso un estudio previo que obliga a analizar si procede o no, apuntan. Algunos incluso auguran un resultado negativo.

Juristas consultados apuntan además otro de los riesgos de admitir a ciegas. Señalan que acceder a los deseos del Ejecutivo puede dar, en esta circunstancia armas legales a Puigdemont y provocar el peligro de que la estrategia para paralizar su investidura antes de que se produzca se vuelva completamente en contra de lo esperado por el Ejecutivo. Si la cuestión planteada se admite con la mayoría conservadora del TC, el 'expresident' podrá alegar que se trató de una resolución prevaricadora o injusta.

La sombra de una mancha así se alargaría incluso a los recursos posteriores, que también ha preparado ya el Ejecutivo y mantiene en la recámara si su primera apuesta fracasa. Es decir, puede incluso enfangar los recursos contra la aprobación hipotética por parte de la Mesa del Parlament para que los huidos voten de forma delegada o para que Puigdemont sea investido en ausencia.

En todo caso, los de Rajoy confían en que la mayoría conservadora del TC garantice la admisión y desbarate los planes de Puigdemont de forzar una investidura desde Bruselas. Con la propuesta a que sea investido paralizada, el Parlament tendría que proponer a otra persona, quizá la diputada Elsa Artadi, para presidir el Govern nacido de las elecciones del 21-D.

En defensa de España

Pese a ello, el Gobierno es consciente del peligro de la jugada y ha tratado de explicar este viernes a través de su vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría los motivos que le conducen a tomar este camino, de dudoso encaje legal. Lo hacen, han dicho, para cumplir con su obligación de "defender España" y evitar otra afrenta del expresidente catalán a la democracia.

"El señor Puigdemont está en busca y captura. Ese es el quid de la cuestión", ha enfatizado Soraya Sáenz de Santamaría


"El señor Puigdemont está en busca y captura. Ese es el quid de la cuestión", enfatizaba la vicepresidenta, que ha agregado que este recurso se presenta "con todo respeto al parecer del Consejo de Estado". El Gobierno cree que es la vía de "evitar que alguien huido de la justicia pueda de forma ilegítima ser investido y ponerse al frente de un gobierno autonómico".

También explicaba que todo ha sido para evitar que lleguen hasta el final actos que sean contrarios a la Constitución y a la Democracia. "A nosotros nos toca gobernar y gobernar es elegir y decidir. Y creemos que teniendo argumentos legales nuestra decisión es continuar adelante con un acuerdo que impediría que se consumara algo que entendemos que es un mal mayor, que es que se consume una nueva afrenta a nuestra democracia y los derechos de todos los catalanes si se produce la investidura de una persona que tiene una orden de busca y captura", resaltaba.

El texto del recurso se pronuncia en la misma línea. El recurso se dirige a "evitar que se produzca de manera irreversible una vulneración procedimental sustancial y de la importancia que representa un debate y votación de investidura de un presidente de la Generalidad".

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
71 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios