¿Regalos con dinero público? Un sindicato policial pide a Zoido controlar las cuentas. Noticias de España
reclama más transparencia

¿Regalos con dinero público? Un sindicato policial pide a Zoido controlar las cuentas

La organización, una de las minoritarias, presenta un escrito ante el Ministerio para pedir que se rastreen las subvenciones y de dónde viene el dinero para pagar regalos a afiliados

Foto: Zoido, durante una visita a policías antidisturbios. (EFE)
Zoido, durante una visita a policías antidisturbios. (EFE)

El sindicato minoritario Agrupación Reformista de Policías (ARP), nacido hace poco más de un año, está decidido a hacer ruido sobre cuestiones que se han convertido en costumbre en el cuerpo. La organización acaba de registrar un escrito en el Ministerio del Interior para solicitar que la Dirección General de la Policía investigue la entrega de regalos a los afiliados por parte de la mayoría de sindicatos con el fin de fidelizarles y de promover la participación en las elecciones al Consejo de la Policía, el órgano que reúne a sindicatos y administración para tratar temas laborales.

En concreto, ARP pide que el departamento dirigido por Juan Ignacio Zoido que rastree el destino que estas organizaciones dan a las subvenciones que Interior les proporciona. Entiende que en este momento ninguno tiene obligación de detallar en qué emplean este dinero y que esto es algo que "indigna" a "muchos miles de funcionarios". Sospecha que estas ayudas públicas "pudieran estar siendo empleadas" para adquirir "regalos y compras de votos en jornadas de elecciones y campañas de captación de afiliados", lo que a su juicio supone una competencia desleal respecto a otros sindicatos que rechazan estas actividades "de dudosa legalidad".

"Las sucesivas resoluciones de la Secretaría de Estado de Seguridad que anuncian partidas presupuestarias para conceder ayudas económicas y compensaciones a organizaciones sindicales policiales en función de los representantes obtenidos en el Consejo de la Policía (...) deben estar sometidas al control de las normas conforme establece la Ley de Transparencia y la Ley Orgánica de Personal de la Policía, dada la falta de normativa fiscalizadora de la Dirección General de la Policía", apunta el mencionado escrito de ARP.

Desde 2013, continúa la agrupación denunciante, la Dirección General no establece norma o auditoría alguna al respecto. Y eso, prosigue, a pesar de las denuncias que hicieron incluso algunos sindicatos, que acusaron a otros de tener "contabilidades en B, deudas de 800.000 euros" e incluso de "estar recibiendo dinero" de los sindicatos de clase, que por otro lado también reciben subvenciones del Ministerio de Empleo. El escrito pone como ejemplo los regalos que algunas organizaciones de la corporación entregaron a sus afiliados cuando estos fueron a votar a las últimas elecciones para el Consejo de la Policía. Asegura que estas y cualesquiera otras prebendas —destinadas a captar afiliados o votos— deben desaparecer.

Regalos de la Confederación Española de Policía. (EC)
Regalos de la Confederación Española de Policía. (EC)

"Tras muchos años mirando para otro lado, ha llegado el momento de pedir "cuentas" a los sindicatos policiales que reciben ayudas de la administración, un ejercicio de transparencia necesario; queremos saber si ese dinero público está bien utilizado, sobre todo teniendo en cuenta los antecedentes de compra de voluntades con regalos y otras conductas, ajenas a la esencial reivindicación de derechos", reclama Luis Miguel Lorente, coordinador general de ARP e impulsor de la iniciativa.

Sus tesis, por supuesto, no son compartidas por las organizaciones representativas de la corporación (Sindicato Unificado de Policía, Confederación Española de Policía, Unión Federal de Policía y Sindicato Profesional de Policía). De los cuatro, tan solo el último se muestra abiertamente en contra de los regalos desde hace años hasta el punto de que incluso llegó a interponer una denuncia judicialmente. Su presidente, José Antonio Calleja, recuerda este episodio, que finalmente concluyó en el archivo de la causa, y asegura que seguirá en la misma línea. "Nunca hemos hecho regalos y las cuentas están a disposición de quien quiera verlas", señala.

El resto de organizaciones sí ofrecen regalos. La mayoría de ellos son entregados a los afiliados durante las elecciones al Consejo de la Policía. "Asuntos Internos ya abrió una investigación sobre este tema y el juzgado será el que resuelva", asegura José María Benito, portavoz de la Unión Federal de Policía (UFP), en referencia al expediente abierto por la mencionada unidad a raíz de otra denuncia judicial. "No somos partidarios de los regalos, pero es una dinámica que lleva muchos años; nos gustaría llegar a un acuerdo con el resto de sindicatos para no seguir haciéndolo", admite Benito, quien niega en cualquier caso que esto sea una compra de votos, dado que los obsequios se entregan a los afiliados que acuden a votar únicamente para incentivar la participación, dado que luego el sufragio es secreto y cada uno respalda a quien quiere.

En una línea similar se pronuncia el portavoz del Sindicato Unificado de Policía (SUP), mayoritario en la institución, Ramón Cosío. "En las últimas elecciones se abrió una investigación por los regalos y se archivó porque el asunto no tenía recorrido", recuerda Cosío, quien también incide en que el obsequio se hace "para que la gente acuda a votar". "Hemos pasado del 40 al 90% de participación", apuntilla el responsable del SUP, quien aun así subraya que su organización también estaría encantada de que los regalos fueran prohibidos. "El SUP pidió a la Dirección General que los impidiera, porque además es que nos descapitaliza; damos cursos, seguros de responsabilidad civil, de desempleo o de accidentes a nuestros afiliados por apenas siete euros al mes que estos pagan de cuota; si nos ahorramos el regalo, tendríamos más dinero para lo demás", arguye Cosío.

Regalos de los sindicatos. (EC)
Regalos de los sindicatos. (EC)

Benito, por su parte, añade que en relación a la reivindicación de más transparencia que hace ARP su organización no tiene ningún problema. "Que se hagan las auditorías que haga falta, pero precisamente por cobrar subvenciones estamos obligados a presentar cuentas ante el Ministerio del Interior y ante el de Hacienda; además, nosotros cambiamos de empresa auditora cada dos años; pedirnos más transparencia en este sentido revela un gran desconocimiento de la actividad sindical", sentencia.

La Confederación Española de Policía, por su parte, mantiene la callada por respuesta a pesar de que El Confidencial ha tratado de ponerse en contacto con esta organización y de que es una de las que más regalos entrega a sus afiliados tanto en el momento previo a las elecciones como en otras campañas de fidelización o captación de afiliados. Cámaras de vídeo de última generación, drones, maletines, libros, tarjetas VISA con dinero, navajas, linternas, cheques, teléfonos móviles, tabletas o gafas de sol son algunos de los obsequios que entregan estas organizaciones.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios