defraudó 1,3 millones en los irpf de 2012 y 2013

Di María montó el entramado en Panamá 20 días antes de firmar con el Real Madrid

La Audiencia de Madrid da por bueno el acuerdo del futbolista con la Fiscalía y la Agencia Tributaria y le condena a un año y cuatro meses de prisión y a una multa de 780.000 euros

Foto: Ángel di María disputa un balón con Marcelo en un partido de Champions League el 21 de octubre de 2015. (Reuters)
Ángel di María disputa un balón con Marcelo en un partido de Champions League el 21 de octubre de 2015. (Reuters)

El futbolista argentino del Paris Saint-Germain Ángel di María montó un entramado mercantil a caballo entre Panamá e Irlanda tan solo 22 días antes de firmar su contrato con el Real Madrid en 2010, cuando se incorporó a la disciplina del club blanco, en el que estuvo hasta 2014, momento en el que fue fichado por el Manchester United. En concreto, el jugador "suscribió un contrato por el que simulaba la cesión de sus derechos de imagen a la sociedad Sunpex Corporation INC, con domicilio en Ciudad de Panamá", el 1 de junio de 2010, tan solo un mes después de haber adquirido el cien por cien de las participaciones de la mercantil.

El mismo 1 de junio, además, el futbolista firmó otro contrato de cesión de derechos de imagen entre la empresa que en ese momento los tenía, Sunpex, y la irlandesa Multisports & Image Management Limited, que desde ese momento se encargaría de explotar el concepto. El 23 de junio de ese mismo año, Di María suscribió su contrato con el Real Madrid y trasladó su residencia a la capital de España, con lo que desde ese momento tenía obligación de tributar en su nuevo país de acogida.

Así lo entiende la Sección Séptima de la Audiencia Provincial de Madrid en la sentencia que firmó el pasado 12 de diciembre, que condenó al argentino a 16 meses de prisión y 780.000 euros de multa por haber ocultado a la Hacienda Pública sus ingresos por derechos de imagen relativos a los ejercicios 2012 y 2013, que deberían haber figurado en la base imponible del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) del futbolista.

Di María obtuvo 1.227.015 euros en 2012 y 1.275.169 euros en 2013 en concepto de derechos de imagen que fueron a parar directamente al mencionado entramado empresarial creado por el jugador días antes de firmar con el club de Chamartín. Este dinero, por lo tanto, fue encubierto por el deportista a la Hacienda Pública española, que calculó el fraude en 636.821 euros relativos al ejercicio 2012 y 662.169 euros por 2013. En total, casi 1,3 millones de euros que el imputado abonó con intereses el pasado 14 de febrero en la Delegación Especial de Madrid de la Agencia Tributaria para saldar su deuda con la administración.

Cristiano Ronaldo. (EFE)
Cristiano Ronaldo. (EFE)

La resolución de la Audiencia Provincial se produce después de que la Fiscalía de Delitos Económicos —que fue la que interpuso denuncia inicial contra el jugador el 28 de noviembre de 2016—, Hacienda y el jugador llegaran a un acuerdo de conformidad por el que este último aceptaba los hechos y la condena que ahora le impone el alto tribunal madrileño, que es la misma que reclamó el ministerio público. La pena de prisión impuesta, al no superar los dos años, no conllevará el ingreso entre rejas de Di María, dado que el jugador no cuenta con antecedentes penales a sus espaldas más allá de la actual sentencia.

El futbolista del Paris Saint-Germain no es el único personaje público vinculado con este deporte que ha sido denunciado por el ministerio público especializado. Cristiano Ronaldo, Luka Modric, Ricardo Carvalho, José Mourinho, Radamel Falcao o Fábio Coentrão también han sido objeto de denuncias por parte de la Fiscalía después de que estos crearan estructuras empresariales con el fin de ocultar sus ingresos por derechos de imagen y evadir al mismo tiempo impuestos a las arcas públicas españolas.

Todas estas denuncias son fruto de una investigación previa llevada a cabo por la Agencia Tributaria a cuenta de los mencionados derechos de imagen, que los futbolistas ingresan al margen del sueldo que les entrega mensualmente el club para el que trabajan. Algunas de las infracciones detectadas por la Inspección de Hacienda derivaron en meras actuaciones administrativas, pero otras acabaron en los tribunales. Estas últimas coinciden con las que implicaban la existencia de sociedades en el extranjero (muchas en paraísos fiscales), dado que la Agencia Tributaria entendía que este era un modo de ocultar el dinero, requisito fundamental para que exista delito fiscal.

Tras la condena a Leo Messi que el Tribunal Supremo confirmó, la mayoría de jugadores está llegando a acuerdos de conformidad con la Fiscalía con el fin de evitar una pena mayor. Tan solo Xabi Alonso —cuyo caso fue archivado, aunque posteriormente fue recurrido y está pendiente de la decisión que tome la Audiencia Provincial— y Ronaldo continúan la línea que siguió el barcelonista y están decididos a defenderse ante los tribunales hasta el final.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios