La marcha prounidad del 8-O se vuelve a citar en Barcelona: "Ahora más que nunca"
  1. España
nueva manifestación contra la independencia

La marcha prounidad del 8-O se vuelve a citar en Barcelona: "Ahora más que nunca"

Vuelve el espíritu del 8 de octubre. Pretende llenar las calles de Barcelona tras la resolución del Parlament. La movilización se organiza por redes sociales y piden banderas españolas y catalanas

Foto: Vista de la manifestación del 8 de octubre en Barcelona por la unidad de España. (EFE)
Vista de la manifestación del 8 de octubre en Barcelona por la unidad de España. (EFE)

"Tenemos que estar más unidos que nunca y demostrarlo con más fuerza que nunca. No debemos dejarles dudas de que somos más". La manifestación pro unidad que sacó a más de un millón de personas a las calles el pasado 8 de octubre con banderas españolas como no se recordaba en la ciudad condal, se vuelve a poner en marcha. La cita es este domingo a las 12 de la mañana en el Paseo de Gràcia y está convocada una vez más por Sociedad Civil Catalana bajo el lema "Tots som Catalunya" (Todos somos Cataluña). Pero los verdaderos fontaneros de la movilización, que intentarán conseguir la misma afluencia de seguidores que la de hace tres semanas, mantienen su eslogan original: "No estamos solos".

Empezaron hablando en un grupo de WhatsApp y terminaron creando un página en Facebook por la avalancha de apoyos. Este viernes el grupo en la red social registraba 374.427 miembros y una riada de comentarios y conversaciones imposibles de resumir. Cuentan anécdotas, momentos desagradables por la situación de fractura en Cataluña, se dan muestras de apoyo mutuo e incluso muchos han llegado a establecer relaciones de amistad gracias al intercambio de mensajes diario. Desde hace unos días todos sus esfuerzos vocean al unísono: hay que llenar el Paseo de Gràcia este domingo. Todavía más después de que el Parlament diera luz verde a la resolución que insta al Govern a proclamar la independencia de forma unilateral. "No hay que decir nada más. Sal a defender a tu país". La frase empezó a correr como la pólvora.

Y así, otra vez el tablón de Facebook se ha ido llenando de ofertas para acudir juntos a Barcelona en autocares y coches particulares. Se organizan por pueblos y provincias. Algunos desde Madrid y Andalucía se comprometen a acudir para sumar y otros reconocen lástima e impotencia por no poder repetir la experiencia de aquel 8 de octubre. Se resarcen enviando fotografías en grupo, algunas con banderas y otras con pancartas. "Estamos con vosotros".

placeholder Fotografía difundida en los grupos de redes sociales tras aprobarse la resolución en el Parlament.
Fotografía difundida en los grupos de redes sociales tras aprobarse la resolución en el Parlament.

Los organizadores quieren reivindicar el 8-O. Todos han seguido minuciosamente los acontecimientos en Cataluña, las 48 horas caóticas protagonizadas por el Govern. Cuando el jueves por la mañana se filtró la posibilidad de que se convocaran elecciones autonómicas con el objetivo de frenar el artículo 155 de la Constitución, respiraron. Entendían que la movilización del domingo sería menor, pero no les importó porque lo que persiguen para ellos y para el resto de la sociedad catalana es que "toda esta locura acabe". Pero el mismo jueves por la noche, tras aplazar Puigdemont dos ocasiones su comparecencia y desvelar finalmente que descartaba convocar elecciones y seguía adelante con la declaración de independencia… el espíritu del 8-O estalló. El viernes, con la resolución de la independencia los anuncios de movilización se multiplicaron.

"Después del esperpento de hoy y lo que nos espera mañana, hay que estar más unidos que nunca y demostrarlo con más fuerza que nunca. Ya está bien de tanta mentira que está dividiendo a las familias y amigos. Ya está bien de tantos amagos que solo generan más y más inestabilidad. Ya está bien de jugar con el futuro de nuestros hijos. El domingo tenemos que hacernos ver y oír como nunca […] Por Catalunya, el domingo España entera debe inundar Barcelona". Fue el pistoletazo de salida de los organizadores en Facebook, que decidieron volver a sacar la artillería a través de la mensajería instántanea, tal y como nació el movimiento.

Después de que la Cámara autonómica iniciara los trámites para llevar a cabo la DUI, instando al Govern a su proclamación, Sociedad Civil Catalana confía en que los ciudadanos catalanes no independentistas y otros muchos procedentes de otras comunidades autónomas acudan en masa a la manifestación. Es previsible que las personalidades políticas que estuvieron el 8 de octubre repitan. En el caso de Ciudadanos, Albert Rivera e Inés Arrimadas no tardaron mucho en confirmar su presencia y el PSC de Miquel Iceta se sumó también por primera vez a una concentración organizada por SCC junto a Cs y PPC. También uno de los iconos del 8-O, Josep Borrell, difundió la convocatoria del 29 de octubre.

El exministro y expresidente del Parlamento Europeo lanzó en la manifestación del día 8 contra el independentismo un elogiado discurso en el que aseguró que "todos tenemos un poco de culpa de haber callado demasiado", pidiendo mucha serenidad ante la posibilidad de la declaración de independencia de Cataluña. "Nada de boicots, nada de ofensas. Trabajemos todos juntos para que vuelva la sensatez". También el premio nobel de literatura, Mario Vargas Llosa, fue el encargado de leer el manifiesto en la concentración, y entonces ya tildó de "golpistas" a Puigdemont, Junqueras y Forcadell, insistiendo en que la "conjura independentista" no destruiría "500 años de historia" de la unidad de España ni la convertiría en un país "tercermundista".

Carles Puigdemont Oriol Junqueras Manifestación Parlamento de Cataluña Ciudadanos
El redactor recomienda