Independencia de Cataluña: Iceta insiste en que el 155 solo se pararía con elecciones y vuelta inequívoca a la legalidad
CUENTA ATRÁS HACIA EL PLENO DEL SENADO

Iceta insiste en que el 155 solo se pararía con elecciones y vuelta "inequívoca" a la legalidad

El primer secretario del PSC sincroniza su discurso con el del PSOE y remarca que congelar la intervención de la autonomía solo sería posible con una convocatoria ajustada al Estatut y la Loreg

Foto: Miquel Iceta, a su llegada a la conferencia del Club Siglo XXI con Cristina Narbona, este 24 de octubre en Madrid. (EFE)
Miquel Iceta, a su llegada a la conferencia del Club Siglo XXI con Cristina Narbona, este 24 de octubre en Madrid. (EFE)

Elecciones autonómicas convencionales, convocadas con arreglo a la ley, y sin declaración unilateral de independencia. Eso sí podría paralizar la aplicación del 155 de la Constitución. Es el criterio del PSOE, pero también del PSC. Ambas formaciones van de la mano y dicen lo mismo a Carles Puigdemont. Es el llamamiento antes de que suene la campana, antes de que el viernes el pleno de la Cámara Alta autorice al Gobierno a intervenir Cataluña.

La jornada estuvo marcada por la hipótesis de que el 'president' finalmente pueda convocar elecciones y si ese gesto bastaría para congelar el 155. El Gobierno, a través del ministro Rafael Catalá, señaló este martes que no era suficiente, que tenía que hacer algún gesto más, que la Generalitat acredite que ha cumplido sus obligaciones. Los socialistas, primero a través de su portavoz parlamentaria, Margarita Robles, y esta tarde a través del primer secretario del PSC, Miquel Iceta, dejaron meridianamente claro que el llamamiento a las urnas es la salida que esperan, siempre que se rija por la legislación vigente —el Estatut y la Loreg, porque Cataluña no dispone de una ley electoral propia—. La discrepancia con el Ejecutivo era obvia. Mientras este pide mano dura, PSOE y PSC se muestran más flexibles. Eran las primeras grietas de los dos grandes partidos en el difícil trayecto hacia la puesta en marcha de un precepto duro y excepcional.

"El 155 solo se puede paralizar si hay un regreso inequívoco a la legalidad", y convocar elecciones bajo el marco estatutario y legal es "una manera de volver a la legalidad". "Si se declara la independencia, no estamos en un supuesto retorno a la legalidad", aseguró el primer secretario en Madrid, adonde se desplazó para pronunciar una conferencia en el Club Siglo XXI, en la que detalló su propuesta de "pacto de Estado para Cataluña".

El líder de los socialistas catalanes aclaró que si, por el contrario, Puigdemont convocase comicios aferrándose a la Ley de Transitoriedad Jurídica, suspendida por el Tribunal Constitucional —aprobada por el Parlament en el pleno del 6 y 7 de septiembre, cuando alumbró también la Ley de Referéndum, ya anulada por el TC—, no valdría. Así que la salida posible es la de elecciones ordinarias bajo la ley vigente. "Si el 155 debe servir para restaurar la legalidad, pero la legalidad es restaurada, entonces no habrá que recurrir al 155. Yo deseo que se produzca, pero no hay ninguna garantía de que sea así", señaló, mostrando su escepticismo. El mismo que comparten, por cierto, sus compañeros de partido y del PSOE. "A día de hoy no podemos afirmar ni en un sentido ni en otro cómo va a acabar esto. No sé si aprovechará su comparecencia en el Senado [si es que va] para ofrecer diálogo, para decir que no ha declarado la independencia, si se va a poder construir un mínimo puente, pero eso sería magnífico", mantuvo.

El líder del PSC advierte de que unas elecciones no serían una "solución milagrosa" porque el problema seguirá existiendo y habrá que dialogar

Iceta insistió en que él, que tiene interlocución con las dos partes, con el Ejecutivo de Mariano Rajoy y con el Govern de Carles Puigdemont, intentará luchar hasta el último segundo para evitar que llegue el 155, cuya aplicación, además, no será "tarea fácil". Porque "la mejor eficacia de las leyes se produce cuando hay un consentimiento ciudadano". Eso sí, el líder socialista también subrayó que los comicios no son ninguna "solución milagrosa". Porque "el problema seguirá igual" y "la necesidad de acordar será la misma".

Iceta insiste en que el 155 solo se pararía con elecciones y vuelta "inequívoca" a la legalidad

"No es un suflé que bajará"

Iceta dedicó buena parte de su conferencia en el Club Siglo XXI a contar su propuesta de "pacto de Estado para Cataluña", que ya ofertó el pasado sábado el PSC después de que el Consejo de Ministros aprobara la hoja de ruta del 155 que este viernes, si nada cambia, convalidará el Senado. Una propuesta que también había expuesto a Carles Puigdemont para intentar desactivar cualquier declaración unilateral de independencia (DUI).

[Consulte aquí en PDF el discurso de Miquel Iceta en el Club Siglo XXI]

Con su idea de "pacto de Estado", el primer secretario del PSC no pretende arañar "privilegios", sino alertar, primero, de que la relación entre Cataluña y el resto de España es "un asunto de trascendencia" que deben tomarse en serio todos los partidos, porque no es un problema "menor, circunstancial o pasajero". "No es un suflé que bajará", advirtió. También, porque es necesario "reconocer las características singulares de la sociedad catalana, su identidad nacional y su vocación de autogobierno". Y tres, porque hay que contar "con toda" Cataluña, dirigirse a todos. Ese gran acuerdo, aseguró, sería bueno para las dos partes, y proporcionaría "confianza, argumentos y esperanza" a quienes quieren combatir políticamente el secesionismo.

Iceta explica su pacto de Estado para Cataluña, una fórmula necesaria, cree, para resolver el problema de fondo y que debería implicar a todas las fuerzas

Iceta pasó a describir los temas concretos que debería contener ese pacto de Estado, que en el fondo no es más que una reformulación de las propuestas que los socialistas llevan haciendo años para dar un mejor acomodo a Cataluña, siempre dentro de España, y que están compendiadas en las declaraciones de Granada (2013) y Barcelona (2017). El primer secretario incluyó durante su conferencia cuestiones como la negociación "a fondo" de las 46 demandas planteadas por Puigdemont a Mariano Rajoy hace más de un año, en las cuales los socialistas ven posibilidad de acuerdo "en una gran mayoría de ellas", salvo en el punto relativo al referéndum de autodeterminación, que rechazan por completo.

Las cuatro erres

PSOE y PSC comparten la necesidad de desarrollar el Estatut para recuperar lo anulado por el Tribunal Constitucional en su sentencia de 2010. El pacto de Estado también debería contener un nuevo sistema de financiación autonómica, un "ambicioso plan de inversión estatal en infraestructuras estratégicas para Cataluña"; profundizar en el reconocimiento de la lengua, la cultura y los símbolos catalanes; reconocer la importancia estratégica y simbólica de Barcelona e impulsar una reforma federal de la Constitución.

El pacto buscaría más inversiones para Cataluña, reconocimiento, reforma federal de la Constitución, financiación... para satisfacer a una amplia mayoría

Iceta recurrió a las cuatro erres que en muchas ocasiones ha reivindicado: erre de reconocimiento de las "aspiraciones nacionales de Cataluña", erre de reglas de reparto competencial que "mejoren el autogobierno", erre de recursos (una financiación suficiente) y erre de representación a través de un Senado que sea una verdadera Cámara federal.

Iceta insiste en que el 155 solo se pararía con elecciones y vuelta "inequívoca" a la legalidad

El objetivo del pacto de Estado es buscar una fórmula que satisfaga a una gran parte de catalanes y permita salir del bucle independencia sí-independencia no. De hecho, no pretende "contentar" a los secesionistas, sino "seducir" a una "amplia mayoría", en torno al 70-80%.

Iceta insiste en que el 155 solo se pararía con elecciones y vuelta "inequívoca" a la legalidad

El PSC respetará la decisión de Montilla en la votación del 155

José Montilla aún no ha adelantado qué votará el viernes, si finalmente el pleno del Senado debe pronunciarse sobre la aplicación del 155. El 'expresident' no lo quiso decir en la comisión del Parlament a la que fue citado este martes -en la que sí le reiteró a Carles Puigdemont que la forma para evitar el 155 estaba clara: convocar elecciones-, pero lo que sí está claro es que el PSC respetará aquello que haga

Miquel Iceta, preguntado por el único senador socialista catalán durante en el coloquio en el Club Siglo XXI de Madrid, remarcó que apoyará la "decisión personal" que tome Montilla. El jefe del PSC recordó que la Constitución española no recoge el mandato imperativo para los parlamentarios. Montilla, dijo, tomará su decisión en función de tres criterios: como militante "orgulloso" del PSC, como senador por designación autonómica y como 'president' de la Generalitat durante cuatro años "magníficos" (2006-2010). Así que contará con el respaldo de sus "amigos", entre los cuales Iceta dijo contarse. 

El primer secretario viene negando que el PSC se esté fracturando por el 155 por  la dimisión de Núria Parlon de la ejecutiva federal o las protestas internas por el apoyo de los socialistas a una medida excepcional. Echándoles un capote, Iceta sostuvo que aquellos que advierten de los riesgos del 155 "están diciendo verdad y sería necio no hacerles caso", para también resaltar que ni él, ni el PSC, ni el PSOE, ni siquiera el Gobierno están entusiasmados con aplicar ese artículo. 

También le preguntaron si el PSC puede sufrir mucho por el papel que está jugando en Cataluña. "No sé si se desgastará el PSOE o el PSC, pero me da igual. Si el PSC se desgasta muchísimo pero resuelve el problema estará siendo digno heredero de sus fundadores", remató. 

A la charla en el Club Siglo XXI, presentada por el exembajador Inocencio Arias, acudieron dirigentes de la ejecutiva federal, como la presidenta, Cristina Narbona, o el secretario de Relaciones Institucionales, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, miembros de la cúpula del PSC, como el secretario de Organización, Salvador Illa, y representantes de la ejecutiva del PSOE madrileño, encabezada por su nuevo secretario general, José Manuel Franco, además del portavoz en la Asamblea, el exministro Ángel Gabilondo

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios