no se sabe nada de ella desde el 5 julio de 2016

Encuentran huesos cerca de la casa de la desaparecida Manuela Chavero

A la espera de los resultados del análisis, la Guardia Civil sigue realizando nuevos interrogatorios para reactivar su búsqueda. Abandonó su vivienda con la TV encendida y las llaves puestas hace 10 meses

Foto: Fotografía de un cartel con la imagen de la desaparecida Manuela Chavero. (EFE)
Fotografía de un cartel con la imagen de la desaparecida Manuela Chavero. (EFE)

Vuelco en la investigación en torno a la desaparición de Manuela Chavero, de la que no se sabe nada desde el 5 de julio del año pasado. La Guardia Civil ha encontrado varios huesos en un terreno cercano a su vivienda, ubicada en Monesterio (Badajoz), que están siendo analizados. Según ha informado 'Espejo Público', se trata de una zona de caza mayor que no se estableció como prioritaria por los investigadores ya que es muy frecuentada por cazadores y ninguno avisó de nada extraño en los días posteriores a su desaparición.

A la espera de los resultados del análisis, la Guardia Civil sigue realizando nuevos interrogatorios para reactivar su búsqueda. "Cuando me enteré de que encontraron los huesos pensé que tenía que haber hecho más por ella”, ha dicho su hermana Emilia en el programa de Antena 3.

Sara de DiegoSara de Diego

Quemados y en "muy mal" estado

Fue este lunes a las 9:00 horas cuando la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil informó vía telefónica a la familia Chavero del hallazgo de los huesos. "Nos llamaron pero no nos dijeron nada más. Ni tan siquiera la zona concreta donde los encontraron", asegura el cuñado de Manuela, José Moreno, en conversación con El Confidencial.

Aunque el 100% de los huesos no han sido analizados, el marido de Emilia, la hermana de Manuela Chaverom confirma que "la mayoría de ellos son de procedencia animal". El 90% pertenecen, explica, a algún animal de la zona, oveja o cabra. Los que quedan, apunta, son "muy pequeños", están en "muy mal estado" y "parecen quemados". De hecho, la delegada del Gobierno de Extremadura, Cristina Herrera, corrobora esto último ya que los huesos se encontraron junto a una hoguera el pasado domingo 7 de mayo por unos senderistas en un camino de Calera de León (Badajoz), a 10 kilómetros de la casa de Manuela Chavero.

Un sospechoso: varón y del pueblo

Fue el pasado mes de febrero cuando la Guardia Civil confirmó que existía un sospechoso de la desaparición de Chavero. Se trata de un hombre, de entre 20 y 25 años y residente en el pueblo de la joven, que ha tenido varias contradicciones en sus declaraciones ante la policía. Por aquella fecha, la Guardia Civil requisó tres vehículos en esta localidad pacense con el objeto de "descartar o determinar una serie de pruebas" relacionadas con Chavero. Los coches eran propiedad de la familia del principal sospechoso, un joven que vivía cerca de ella y con el que supuestamente mantenía una relación.

De 42 años, madre de dos hijos y en trámites de separación, Manuela Chavero desapareció de su domicilio sin dejar rastro el pasado 5 de julio. Estuvo en la noche del 4 de julio con una amiga, la última persona que la vio, y después regresó a su casa. Nada estaba forzado: sobre su cama estaban los pantalones que había llevado el día anterior, la luz del salón y de la cocina estaban encendidas, al igual que la televisión, y su cartera y su teléfono móvil estaban allí, con una última conexión a la 01:55 del 5 de julio.

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios