Zapatero, Bono, Caballero y los barones arroparán a Díaz en su estreno de candidata
  1. España
HACIA EL 39º CONGRESO FEDERAL

Zapatero, Bono, Caballero y los barones arroparán a Díaz en su estreno de candidata

La presidenta se inclina por protagonizar un gran acto en Madrid rodeada de históricos y dirigentes de peso. Los suyos subrayan que tiene que mostrar sus "credenciales", sin "esconder" sus apoyos

Foto: Zapatero, Bono, Caballero y los barones arroparán a Díaz en su estreno de candidata
Zapatero, Bono, Caballero y los barones arroparán a Díaz en su estreno de candidata

Susana Díaz persigue una foto impactante para arrancar su difícil carrera de primarias. La de ella misma rodeada de dirigentes históricos del partido y de mucho peso —José Luis Rodríguez Zapatero, José Bono—, de la mayoría de los presidentes autonómicos socialistas, de alcaldes y concejales —encabezados por el regidor de Vigo, Abel Caballero—, de cuadros medios y de cientos de afiliados y simpatizantes. Una imagen que buscaría mostrar que "el PSOE", el de ayer y el de hoy, la respalda y quiere que sea ella la nueva secretaria general. Y que no se "esconde", pese al visible e imprevisto empuje de su principal rival, Pedro Sánchez, que se ha rotulado a sí mismo como "el candidato de la militancia" frente al 'establishment' socialista.

26 de marzo. La fecha marcada en rojo. Aún quedan algo menos de dos semanas para que Díaz formalice su salto definitivo a la competición por el liderazgo del PSOE, y en Madrid, justo 24 horas después de que se hayan culminado los trabajos de elaboración del borrador de la ponencia política, coordinada por Eduardo Madina. Catorce días por delante que explican que el formato del acto aún no se haya cerrado, ni tampoco la lista de invitados vip. Ni siquiera el lugar concreto, aunque se baraja emplazarlo en uno de los pabellones del recinto ferial de Ifema. Pero, con todas las cautelas, sí hay algunas reflexiones que se han ido asentando en las últimas horas.

La primera es que Díaz "no tiene por qué esconder" sus apoyos. "Hay que mostrar las credenciales que se tienen en el arranque, desplegar todos los elementos que tienes a tu favor. Muchos juegan con la supuesta fuerza que tienen detrás", aseguraba este lunes uno de los principales colaboradores de la baronesa andaluza.

Los susanistas creen que la imagen con cuadros no es "contraproducente" porque también acudirán cientos de militantes al acto "masivo" en la capital

Ella ha llegado a la conclusión, según todas las fuentes consultadas, de que le merece la pena estrenarse como candidata con los popes del PSOE a su lado, "sin agachar la cabeza", y que esa imagen no es "contraproducente" en una carrera en la que Sánchez intenta posicionarse como el aspirante de la izquierda del partido y con las bases a su vera. Sobre todo porque Díaz quiere convertir su presentación el 26 de marzo en Madrid en un acto "masivo", "enorme", "por lo menos tan multitudinario" como el que protagonizó hace un mes con alcaldes y concejales socialistas en la capital, cuando reunió a unas 2.500 personas. La idea, en consecuencia, es mostrar músculo, respaldos orgánicos de mucho relumbrón, y de dirigentes históricos, pero también de muchos afiliados rasos, porque "nadie, y menos Pedro, tiene la autoridad moral de la militancia", esgrimen en su círculo más próximo. "Ella manda un mensaje de fuerza brutal", glosa un alto cargo.

Foto: El anuncio de Susana Díaz activa la maquinaria de guerra en el PSOE

Cambio de opinión

Hace solo unos días, la reflexión no era la misma: se pensaba que era más conveniente que la presidenta de la Junta compareciera en su estreno acompañada de militantes sin poder orgánico. Pero esa previsión ha cambiado: ahora se cree oportuno que su debut sea más vistoso, que muestre "poderío".

Vara, Puig y Lambán, al igual que Bono, están dispuestos a ir si Díaz les reclama. Page aún no ha hablado con ella, pero tampoco tiene problemas

Sobre esta premisa, ya se han producido las primeras confirmaciones de asistencia. Zapatero, según fuentes de su equipo, estará "seguro", porque siempre se halla "disponible" para lo que Díaz le pida. "Salvo que haya algo en Vigo que lo impida", también estará en Madrid el regidor de la ciudad gallega, Abel Caballero, también presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), organizador del acto del pasado 11 de febrero.

La batalla en el PSOE

El presidente aragonés, Javier Lambán, confirmó a este periódico que "en principio sí" acudirá a la presentación de Díaz en la capital. Una respuesta calcada se obtiene cuando se pregunta al círculo más estrecho de los jefes de los ejecutivos extremeño y valenciano, Guillermo Fernández Vara y Ximo Puig. El manchego Emiliano García-Page, de viaje oficial en Moscú, "aún no ha podido hablar" con Díaz, pero sí reconoce una "predisposición favorable" a acompañarla el 26. "Lo más seguro es que vaya" su antecesor José Bono, si la baronesa andaluza "no cree perjudicial" su presencia, confirman fuentes próximas a este. En cambio, es previsible la ausencia de Javier Fernández, presidente del Principado de Asturias, al ser a la vez líder de la gestora y estar obligado a mantener la neutralidad en el proceso interno.

González y Guerra se cuentan entre los respaldos de la baronesa, pero rehúsan adelantar si acudirán. Almunia no asistirá ni apoya su candidatura

El expresidente Felipe González y su número dos en el Gobierno y en el partido, Alfonso Guerra, también se cuentan entre los apoyos claros de Díaz, pero sus colaboradores rehusaron adelantar si ambos asistirán a su lanzamiento como candidata. Si González se implicara, la foto sería llamativa por sí misma, ya que hasta ahora solía preferir quedarse al margen de las batallas orgánicas. El ex secretario general y exvicepresidente del Ejecutivo Alfredo Pérez Rubalcaba respalda a la jefa de la Junta, pero aún no ha decidido si estará con ella el 26. Joaquín Almunia, líder del PSOE entre 1997 y 2000, ni ha recibido la invitación, ni pretende acudir al acto, ni quiere apoyar su candidatura, según confirman desde su entorno a El Confidencial, y añaden que se mantendrá "callado" sobre el proceso congresual.

¿Buenos y malos?

"Susana ha invitado a todo el mundo, y yo desde luego no quiero que me quiten mi condición de militante y mi libertad de poder opinar, así que supongo que sí iré", sostiene uno de los presidentes autonómicos que hablan frecuentemente con ella, que se siente molesto con el enfrentamiento entre bases y dirigentes que, a juicio de los oficialistas (y los patxistas), ha alimentado Sánchez, el mismo que "rompió el partido". "Con Susana están militantes, dirigentes, referentes de este partido. De todo —subraya el número dos de otro barón regional—. Ella no se tiene por qué avergonzar ni pedir perdón de ese apoyo. Pedro hizo campaña en las dos generales con ellos. ¿Entonces eran buenos y ahora son malos? Lo que él llama 'establishment' del partido también ha sido elegido como él por los militantes. ¿Qué pecado ha cometido Susana?". Otros cuadros señalan que los otros dos rivales, Patxi López y Pedro Sánchez, se han rodeado asimismo de los cargos que abogan por ellos, así que "¿por qué ella no va a hacerlo?".

Si la foto cuaja, se "solemnizaría la obviedad": que la mayor parte del poder orgánico y de los notables del PSOE quiere que Díaz sea la secretaria general

Como señalan distintas fuentes, el acto del 26 serviría para "solemnizar la obviedad". Lo ya sabido. Que la mayor parte del poder orgánico del PSOE y de los notables está con Díaz. Que ella goza del respaldo de todos los presidentes autonómicos —Fernández, Page, Puig, Lambán y Fernández Vara—, salvo la balear Francina Armengol —que apuesta por López—, y que cuenta con el empuje de Zapatero y González, Guerra y Bono, Rubalcaba y Carme Chacón. Eso sí, no todas las federaciones son homogéneas: Asturias y Valencia están muy fracturadas, y algo menos Aragón. "Si toda la historia del PSOE la apoya hay que mostrarlo. Si hay que elegir entre los 21 años de Gobiernos socialistas de este país y los dos en los que Pedro gobernó el partido, me quedo con esos 21", subraya un diputado cien por cien afín, que recuerda que este 39º Congreso no es un cónclave normal, porque el partido es "a vida o muerte", en el que, según los susanistas, el PSOE se juega la supervivencia o la "destrucción" a manos de Sánchez. Otra veterana dirigente que conoce muy bien a Díaz resume el espíritu con el que ella desea imprimir su estreno: "Susana quiere decir que ella es el PSOE", que el hilo de continuidad del pasado descansa ahora en sus manos.

Emiliano García-Page: "El PSOE necesita a la gente que sabe ganar elecciones"

Campaña "no reactiva"

Los cuadros próximos a la baronesa andaluza insisten, para reforzar el argumento de la pertinencia de que las grandes figuras del PSOE la acompañen el 26, en que ella debe liderar "su propia campaña", de forma autónoma, "en positivo y no reactiva". Es decir, que no debe "seguir los pasos de Sánchez", y sí dar los que considere "más oportunos" para su estrategia. Y esa foto de respaldo de los poderes del PSOE, creen, puede influir "para bien" en el ánimo de los militantes. Pero tampoco conviene, advierten, "hacer ostentación continua" de los apoyos orgánicos.

Los partidarios de Díaz celebran su paso al frente y destacan que sí creen compatible mantener la presidencia de la Junta y el liderazgo del PSOE

Por lo demás, las primeras horas que dejó el anuncio de Díaz sirvieron para evidenciar públicamente sus respaldos y para apuntalar su convicción de que es posible compaginar la Junta y el liderazgo del PSOE, uno de sus indiscutibles flancos débiles. Así, Page señaló que la compatibilización de ambos cargos "no es un problema a corto plazo". "Lo que es incompatible es ser dirigente y ser corrupto", abundó Puig. Paco Reyes, presidente de la Diputación de Jaén y uno de los nombres que circulan para la sucesión de Díaz, resaltó que ella tiene "capacidad suficiente" para conducir las riendas del PSOE y de Andalucía.

Susana Díaz emplaza al 26 de marzo para tratar del partido

En la trinchera contraria, Armengol, quien además de repetir su deseo de que López se una a Sánchez (anhelo hoy por hoy imposible de cumplir), juzgó que no ve "compatible" mantener las dos responsabilidades. Díaz, la protagonista, prefiere mantener la expectación y guardarse su mensaje sobre las "cuestiones de partido" para el 26 de marzo. No antes. Quiere que la burbuja permanezca hinchada hasta entonces. Pero no juega la carrera sola, y la competición será más dura y sucia de lo que ella pretendía y podía pronosticar cuando lideró la operación de derribo de Sánchez.

Zapatero, Madina y Díez se encuentran con los economistas Sachs y Krueger

La gestora va dando las últimas puntadas antes de la convocatoria oficial del 39º Congreso, que llegará en el comité federal del 8 de abril (la fecha más probable). Este martes se dará una de esas. Uno de los actos mayores en el camino de elaboración de la ponencia marco que redefinirá el proyecto socialista. Tal y como adelantó este periódico, los coordinadores de la parte económica y política del documento congresual, José Carlos Díez y Eduardo Madina, presentarán por la tarde un diálogo protagonizado por José Luis Rodriguez Zapatero y el prestigioso economista estadounidense Jeffrey Sachs en el Círculo de Bellas Artes de Madrid. 

En la conferencia, bajo el título 'El futuro empieza con una agenda global de izquierdas', ambos departirán sobre los desafíos que representan los cambios sociológicos, la revolución tecnológica y la globalización, y cómo enfocarlos desde la socialdemocracia, así como el presente y futuro de la política internacional" tras la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca, según especificaron fuentes de Ferraz. 

A la charla acudirán políticos socialistas y representantes del mundo económico, financiero, empresarial y académico.

Antes del encuentro, Zapatero, Díez, Madina y Sachs mantendrán una reunión con Alan Krueger, presidente del Consejo de Asesores Económicos de Barack Obama de 2011 a 2013. Con este último Díez se vio en Sevilla la pasada semana.

Crisis PSOE Javier Lambán José Carlos Díez Eduardo Madina Junta de Andalucía Andalucía Francina Armengol Patxi López Pedro Sánchez Javier Fernández FEMP Ximo Puig Joaquín Almunia Guillermo Fernández Vara Alfonso Guerra Emiliano García-Page Felipe González Ifema José Bono Abel Caballero José Luis Rodríguez Zapatero Susana Díaz Barones del PSOE Congresos PSOE Primarias PSOE Gestora PSOE PSOE 39° Congreso Federal del PSOE Gobierno de Donald Trump
El redactor recomienda