LA ASAMBLEA GENERAL APRUEBA EL NUEVO IDEARIO

Rivera bautiza el "liberalismo progresista" de Ciudadanos para gobernar en 2019

El partido aprobó su giro ideológico hacia el liberalismo y concluyó la primera jornada de su asamblea con un mensaje claro: prepararse para entrar en gobiernos tras el próximo ciclo electoral

Foto: Vista de la IV Asamblea General de Ciudadanos que se celebra en el Teatro Nuevo Coslada, en Coslada (Madrid). (EFE)
Vista de la IV Asamblea General de Ciudadanos que se celebra en el Teatro Nuevo Coslada, en Coslada (Madrid). (EFE)

Ciudadanos empieza un nuevo ciclo y lo hace actualizando su ideario ideológico, con el apellido de “liberalismo progresista” y dando el carpetazo definitivo a la etapa que representó a aquella formación nacida en Cataluña en 2006, cuando todavía "bebía del socialismo democrático”. El partido de Albert Rivera se propuso este sábado en la primera jornada de su IV asamblea general redefinir el centro político español. “No somos ni conservadores ni socialdemócratas” –afirmó Rivera–, con un objetivo muy claro: prepararse para gobernar a partir de 2019.

El cónclave naranja, el primero desde que Ciudadanos comenzó su expansión territorial, concluyó tras un debate de ocho horas confirmando el giro ideológico hacia el liberalismo gracias al respaldo del 89% de los compromisarios. La dirección del partido celebra el resultado en lo que fue –en suma– un paseo triunfal del líder y su núcleo duro, al obtener amplísimas mayorías en sus propuestas finales de las tres ponencias que se discutieron –valores, estrategia y estatutos–.

Entre las modificaciones más sonadas está la eliminación de los mecanismos de expulsión que preveía por la creación de "corrientes internas"

Con respecto a la primera, el sector crítico catalán, partidario de mantener la formación en el ámbito de la socialdemocracia quedó desactivado cuando su enmienda a la totalidad salió derrotada con 142 en contra y solo 50 a favor. Dirigentes de ambos sectores –el socialdemócrata y el oficialista liderado por Juan Carlos Girauta en la ponencia marco– aseguran que el debate fue “muy intenso y de un gran nivel intelectual”. Uno de los portavoces del ideario original catalán, Jordi Cañas, reconoció incluso seguir sintiéndose “representado” por Ciudadanos a pesar del nuevo apellido liberal. El 25% de los delegados –en su mayor parte catalanes– que votaron a favor de la enmienda se abstuvieron en el documento final sobre ideario, perdiendo músculo y aceptando, de alguna manera, con mayor claridad la nueva etiqueta ideológica del partido.

La plana mayor del partido naranja durante la IV Asamblea General de Ciudadanos. (EFE)
La plana mayor del partido naranja durante la IV Asamblea General de Ciudadanos. (EFE)

La estrategia política ideada por la dirección contó finalmente con el 99,5% del respaldo de los delegados y, aunque muchas de las enmiendas se transaccionaron, según explican desde el partido de centro, la cuestión fundamental –la entrada en los gobiernos– quedó tal y como propuso el aparato: será a partir de 2019 cuando Ciudadanos se plantee entrar en ejecutivos locales y autonómicos tras un nuevo ciclo electoral y no en la presente legislatura. Rivera y su equipo se mantienen firmes en la creencia de que los próximos años deben seguir siendo de “aprendizaje” y “oposición útil” condicionando con sus reformas, y que será dentro de dos años cuando estén “preparados” para gobernar. De hecho, uno de los principales mensajes que esta asamblea deja es precisamente el llamamiento de Rivera a “salir a ganar” en 2019 y, en todo caso, empezar a entrar en ejecutivos para demostrar su capacidad de gestión.

El documento que actualiza los estatutos de la formación también contó con un respaldo de unanimidad, el 98% de los compromisarios que votaron este sábado en el Teatro Nuevo de Coslada (Madrid), aunque el texto original fue modificado gracias a la aceptación de algunas enmiendas. Entre las modificaciones más sonadas estuvieron la eliminación de los polémicos mecanismos de expulsión que el partido preveía por la creación de “corrientes internas” críticas y “desleales” con la formación.

Lo que está fuera de toda duda es el refuerzo de Rivera después de que el 97% de los compromisarios aprobaran su gestión y la de su comité ejecutivo en los últimos años. Este domingo el líder clausurará el cónclave naranja acompañado del ex primer ministro belga y líder de la Alianza de los Liberales y Demócratas por Europa (ALDE), Guy Verhofstadt, grupo parlamentario europeo al que pertenece Ciudadanos. Asistirán también los vicesecretarios del PP Fernando Martínez-Maillo y Pablo Casado, el eurodiputado socialista y miembro de la gestora, Ricardo Cortés, y representantes de CCOO y UGT. También acudirá el padre del opositor venezolano, Leopoldo López. Además, la asamblea general elegirá a lo largo del día a los 125 integrantes del nuevo consejo general -máximo órgano del partido entre congresos- y a los 9 de la comisión de garantías.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
21 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios