PRESENTAN DOS ENMIENDAS A LA TOTALIDAD

Los críticos de Ciudadanos pelearán por los estatutos y el nuevo ideario en el congreso

A menos de un mes para el gran cónclave, los críticos constituidos en TransC'sparencia presentan dos enmiendas a la totalidad y pretenden reabrir el debate sobre el funcionamiento del partido

Foto: El líder de Ciudadanos, Albert Rivera (d) conversa con el vicepresidente de la formación, José Manuel Villegas, durante el pleno del Congreso. (EFE)
El líder de Ciudadanos, Albert Rivera (d) conversa con el vicepresidente de la formación, José Manuel Villegas, durante el pleno del Congreso. (EFE)

El grupo de críticos que integran la organización TransC'sparencia y que han puesto en tela de juicio el funcionamiento interno del partido que encabeza Albert Rivera continúa trabajando a marchas forzadas de cara a la asamblea general de febrero. Despejada la duda acerca del liderazgo, que no disputarán en ningún caso al presidente de la formación naranja, han centrado sus esfuerzos en dos enmiendas a la totalidad a las ponencias de valores y de estatutos elaboradas por la dirección del partido. En suma, los miembros de esta corriente cuyos precursores pertenecen a agrupaciones de Madrid, denuncian la falta de transparencia y de debate en torno a cuestiones tan fundamentales -como el cambio de ideario que escora al partido hacia el liberalismo- y pretenden que sus posiciones sean tomadas en cuenta.

Según el procedimiento marcado de cara al gran cónclave que tendrá lugar dentro de un mes, las agrupaciones de todas las comunidades autónomas tienen de plazo hasta el martes que viene, 10 de enero, para presentar modificaciones a las tres ponencias aprobadas por el consejo general del 17 de diciembre relativas a ideario, estrategia política y estatutos. Miembros de TransC'sparencia reprochan directamente las limitaciones al número de enmiendas (se ciñen a dos por agrupación y por cada ponencia) y en eso justifican que las suyas sean a la totalidad. "Es la manera de incluir más aspectos", explica uno de los precursores del grupo, el abogado José María del Romero. En el caso de la enmienda al documento de ideario y valores, se trata más de una posición "de procedimiento que de ideología, como explica otro de sus portavoces, Antonio Álvarez.

Los críticos insisten en que los cambios en cuestiones fundamentales y esenciales como son las actualizaciones ideológicas de un partido deben estar acompañados de un profundo debate en el que participe el grueso de los afiliados, que rondaría en estos momentos los 30.000. Las ponencias iniciales elaboradas por la dirección actual naranja y aprobadas por el comité ejecutivo, quedaron ratificadas -con leves modificaciones- por los 45 miembros del consejo general. "No tiene sentido que algo tan importante [como el divorcio con la socialdemocracia] lo voten 45 personas y no participen realmente los afiliados ni haya una discursión ordenada y reflexiva", afirman desde TransC'sparencia.

Albert Rivera (c), junto a los miembros del partido (de izda. a dcha.) Inés Arrimadas, Matías Alonso, Juan Carlos Girauta y Fran Hervías. (EFE)
Albert Rivera (c), junto a los miembros del partido (de izda. a dcha.) Inés Arrimadas, Matías Alonso, Juan Carlos Girauta y Fran Hervías. (EFE)

En el caso del documento sobre valores, los críticos insisten en que no pretenden entran al asunto mollar sobre si el partido debe mantenerse en el ámbito de la socialdemocracia o girar hacia el liberalismo como pretende, y apuestan por crear una comisión de trabajo que cuente con los afiliados para decidir si la mayoría de los integrantes del partido apuestan o no por cambiar el ideario en esa dirección. "¿Cómo se puede cambiar de esta forma tan antidemocrática unos valores que han permitido al partido crecer tanto en los últimos años sin un debate real previo?", insisten.

Los críticos demandan que las actualizaciones ideológicas del partido se sometan a debate entre los 30.000 afiliados

Con respecto a la ponencia de los estatutos y el funcionamiento orgánico de la formación -verdadero germen de existencia de TransC'sparencia- la solución propuesta en su enmienda a la totalidad es similar: constituir una comisión ad hoc para cambiar las normas internas de Ciudadanos contando con la participación de los afiliados. De momento, los críticos apuestan por mantener los actuales estatutos "con ciertas modificaciones democratizadoras" como sustituir el voto telemático por presencial y con urna, suspender el derecho del consejo general a modificar los estatutos sin previo aviso y cancelar las asignaciones a dedo por parte del comité ejecutivo. En resumen, la mayor reprobación que hacen sobre la normativa interna es "el nivel de discrecionalidad de la ejecutiva profundamente antidemocrática".

En efecto, la ponencia sobre estatutos propuesta por el equipo de Rivera fortalece todavía más al presidente del partido. Una de las grandes novedades mira directamente a la elección por primarias de la que tanto presume la formación de centro y que, sin embargo, se verá reducido en gran parte. Si hasta el momento los afiliados escogían a través de esta elección a los cinco primeros puestos de las listas electorales, el nuevo borrador —aún sujeto a cambios— prevé la elección por primarias de los candidatos a presidente del Gobierno central y de los autonómicos, así como los candidatos a las alcaldías de capitales de provincia y de las grandes ciudades. Es decir, las primarias pasarán de elegir a cinco candidatos a los números uno. El objetivo, según el partido, es permitir a los afiliados elegir a los líderes que después configurarán su equipo para asegurar la cohesión del mismo.

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera (c), saluda a militantes y simpatizantes a su llegada a un acto en el Museo del Artista Fallero. (EFE)
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera (c), saluda a militantes y simpatizantes a su llegada a un acto en el Museo del Artista Fallero. (EFE)

Los nuevos mecanismos de expulsión de afiliados también prevén una mayor dureza que, con toda seguridad, será debatida en clave interna. Según el texto preliminar, "la creación o participación en corrientes de opinión que sean contrarias a los intereses del partido en su conjunto" será considerado como falta grave y motivo suficiente para proceder a la expulsión, con el fin de combatir los "submarinos" existentes en la formación que solo pretenden generar inestabilidad.

Cambiar las reglas del juego

El hecho de que los componentes de la nueva ejecutiva -que se verá ampliada hasta aproximadamente 40 miembros- se elija con anterioridad a la celebración de la asamblea es otro de los "mayores males" para TransC'sparencia. "Lo que hacen es blindar al actual equipo. ¿Cómo vamos a debatir y elegir a los mejores para que estén al frente si se escogen antes del congreso?", insisten desde el grupo de críticos. "Aniquilan de esta manera la ilusión y el aire nuevo", afirman los portavoces.

A la espera del reglamento de la asamblea -que todavía no se ha hecho público aunque sólo falta un mes- continúan configurándose las listas de compromisarios que eligirán en el cónclave las enmiendas aceptadas. De todas las que se presenten hasta el martes, los mismos que elaboraron las ponencias elgirián 20 para cada una de ellas. Otras cinco serán votadas telemáticamente por todos los afiliados y finalmente se elevarán veinticinco por cada categoría (valores, estatutos y estrategia) a la asamblea donde se votarán. Los críticos aseguran que darán la batalla y esperan poder dejar su huella en la gran cita naranja.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios