"Gestionar la abstención ha sido un gran sacrificio"

Hernando reconoce haber perdido "el crédito que tenía": "No soy ningún inmoral"

Quien fuera mano derecha de Pedro Sánchez afirma que lleva semanas sin hablar con él y desvela que deseaba que el ex secretario general del PSOE fuera el padrino de su hija en su bautizo civil

Foto: Antonio Hernando, junto a Pedro Sánchez, el pasado mes de febrero en el Congreso. (Reuters)
Antonio Hernando, junto a Pedro Sánchez, el pasado mes de febrero en el Congreso. (Reuters)

"Emocionalmente, esto ha sido muy duro". Así define el portavoz del PSOE en el Congreso, Antonio Hernando, las semanas que ha vivido en el PSOE tras la dimisión de Pedro Sánchez como secretario general del partido y la decisión del comité federal de abstenerse para facilitar el Gobierno a Mariano Rajoy. En su primera entrevista desde que estallara la crisis del PSOE, consideró que "podría haber intentado ser coherente" con su defensa del no al Partido Popular, pero que eso "hubiera sido muy malo" para su partido y el país. Además, desveló que lleva semanas sin hablar con Sánchez, en quien pensó como padrino de su hija.

Por ello, considera que su imagen ha salido perjudicada y que muchos señalan que no tiene "credibilidad" reconociendo que "gestionar la abstención ha sido un gran sacrificio personal". "Tenía un crédito que he perdido", confesó este lunes en 'Espejo público', en Antena 3, donde señaló que su visión de lo que debe de ser "el servicio público" a España y al PSOE debe de estar "donde diga el interés general".

Hernando reconoce haber perdido "el crédito que tenía": "No soy ningún inmoral"

"Me excedí en mi defensa del no"

Convencido de haber hecho "algo que debes hacer" —"y con cierta tranquilidad de espíritu", explicó—, Antonio Hernando recuerda a todos aquellos que le han criticado que con la misma "rotundidad" con la que dijo no a Rajoy dijo no a terceras elecciones, un escenario que considera hubiera sido "terrible" para los socialistas. En este sentido, reconoció que "sabía que esto tendría un coste", que prefirió asumir él y no algún otro dirigente del PSOE, después de que la gestora del partido decidiera mantenerle como portavoz parlamentario del PSOE tras la dimisión de Pedro Sánchez. "Podría haberles dicho que no, pero preferí asumirlo yo y ser quien defendiera que hay que abstenerse", dijo, señalando que ese papel le "ha afectado emocionalmente" y que ha supuesto "un sacrificio". A pesar de todo ello, agradeció "profundamente" al partido que siga contando con él.

Acerca de su acérrima defensa del no a Rajoy durante más de 10 meses, Hernando admitió que quizá pudo pasarse de frenada: "Me excedí en algunas de mis reflexiones". La abstención del PSOE, esgrimió, no es más que "una decisión política y estratégica" que en ningún caso tiene que ver con la ideología. "Ni somos inmorales ni menos socialistas", opinó, advirtiendo de que los que apoyaron la abstención en la investidura de Rajoy tienen "la misma ética que los que dijeron que no".

El portavoz del PSOE en el Congreso, Antonio Hernando, dando la mano a Mariano Rajoy el día de su investidura. (Reuters)
El portavoz del PSOE en el Congreso, Antonio Hernando, dando la mano a Mariano Rajoy el día de su investidura. (Reuters)


Sánchez, padrino en el bautizo de su hija

Sin relación con Pedro Sánchez desde que el pasado 10 de octubre la gestora del PSOE le ratificara como portavoz en el Congreso, Hernando señaló que le tiene "un enorme afecto personal" y que "solo le puedo estar agradecido" porque confió en él "para un puesto en primera línea".

Sin reproches, después de que en estos dos años al frente de la secretaría general del PSOE Sánchez "lo haya pasado muy mal y trabajado mucho", Hernando desveló que él y su mujer pensaron en él para ser el padrino de su hija en un bautizo civil. "Ahora ya no lo sé", lamentó, insistiendo en que solo puede expresarle a Sánchez "todo" su "afecto".

"Lo he hecho por un profundo amor al partido"

Hernando se mostró especialmente dolido con las críticas recibidas en las últimas semanas, señalando que las redes sociales han sido escenario de "insultos de todo tipo". Como respuesta, explicó que su cambio de posición lo ha hecho "por un profundo amor" a su partido, reconociendo que lo que más le ha dolido es que le hayan criticado por haberse quedado para aferrarse al puesto.

Sobre si confiaba o no en un Gobierno alternativo al Partido Popular, el actual portavoz parlamentario del PSOE confesó que tenía "una mínima esperanza" de que Ciudadanos y Podemos llegaran a entenderse para facilitar un Ejecutivo socialista. Eso sí, descartaba "por imposible" que la estabilidad y la gobernabilidad de España descansara en las formaciones independentistas catalanas, "que quieren romper España". "Me parecía que esto no era en absoluto razonable", apuntó.

"PSOE y PSC vamos a seguir caminando juntos"

Miquel Iceta. (EFE)
Miquel Iceta. (EFE)

Antonio Hernando también se refirió a la relación que el partido debe mantener con el PSC y afirmó que no le "cabe duda" de que ambos van a "seguir caminando juntos", independientemente de que haya que "revisar", "actualizar" y "modernizar" el protocolo de unidad que rige sus relaciones desde 1978.

Además, se mostró convencido de que en la reunión que a mediodía mantendrán en Ferraz el presidente de la gestora del PSOE, Javier Fernández, y el primer secretario del PSC, Miquel Iceta, "no se planteará" la expulsión de los representantes catalanes de los órganos federales.

Para el portavoz socialista, la separación que hay en este momento entre la sociedad catalana y el resto de la sociedad española es "tan grande que merece la pena que existan instituciones que articulen la relación entre Cataluña y el resto de España", y una de esas instituciones, dijo, ha sido siempre el PSC-PSOE.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
27 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios