el grupo supone un "riesgo de radicalización"

¿Quién está detrás de la primera universidad islámica de España?

El responsable del centro a nivel europeo es un marroquí que actúa como organizador de Justicia y Espiritualidad, un movimiento islámico que la Policía vigila de cerca

Foto: Los promotores de la primera universidad islámica de España. (Reuters)
Los promotores de la primera universidad islámica de España. (Reuters)

El próximo 1 de octubre abrirá sus puertas la primera universidad islámica de España en San Sebastián, y su representante, Badar Hijra, ha asegurado a los medios que gracias a esta iniciativa podrán "combatir lecturas extremas como el yihadismo" en la comunidad musulmana. De todos modos, el responsable del centro a nivel europeo, Rachid Boutarbouch, es un ciudadano marroquí que actúa como organizador de Justicia y Espiritualidad en España, un movimiento islámico que las fuerzas de seguridad vigilan de cerca.

Tal y como recoge este jueves 'El Correo', un informe de la Policía Nacional, la Guardia Civil y el Ministerio de Defensa de 2009 sostiene que la expansión del mensaje de este movimiento "entre el colectivo musulmán residente en España supone un riesgo de radicalización de esta comunidad y dificulta la integración de los musulmanes en la sociedad". De hecho, el Tribunal Supremo negó la nacionalidad española a un ciudadano marroquí en 2015 al considerar que, siendo miembro de Justicia y Espiritualidad, el "grado de integración del solicitante en la sociedad" no era suficiente.

Cabe señalar además que "el 'modus operandi' tradicional de los miembros de Justicia y Espiritualidad en los países occidentales ha sido la creación de asociaciones pantalla", señala el texto, ya que "con ello pretenden no levantar sospechas de las fuerzas de seguridad de los países de residencia". La filosofía del movimiento es contraria al yihadismo, pero el informe sostiene que su "objetivo fundamental es la instauración en Marruecos de un régimen islámico regido únicamente por la ley islámica".

"No existe vinculación" con el movimiento

Ante la mala reputación del movimiento en España, Badar Hijra ha asegurado al diario 'El Mundo' que "no existe ninguna vinculación" del centro con el mismo y que el nombramiento de Raschid Boutarbouch como coordinador a nivel europeo responde a que "entiende muy bien la realidad occidental porque ha vivido muchos años en Granada". En este sentido, Hijra ha insistido en que trabajarán como un centro franquiciado de la Universidad Islámica de Minesota, en Estados Unidos, con la que mantienen una estrecha relación: "No elegimos un acuerdo con centros de países árabes porque estos no conocen la realidad europea u occidental", ha señalado.

La universidad se inaugura el próximo mes y, según su página web, ofrece un grado en "las ciencias islámicas y la lengua árabe" y un doctorado en "la ciencia forense y árabe". Las clases se impartirán a través de internet, aunque también contará con una sede física en la capital guipuzcoana para examinar a los alumnos. "La nueva universidad es una manifestación del cambio que se está produciendo y que hay que entender en el sentido positivo y como aportación a la identidad cultural y religiosa de la ciudad", señaló el pasado martes el alcalde de San Sebastián, Eneko Goia.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios