pese a recibir la notificación por burofax

¿Trato de favor al Madrid? James planta a la jueza... por celebrar su 'cumple' en Medellín

El Juzgado, que le esperaba para que compareciera por circular a 200 km/h y desobedecer a la Policía, vuelve a citarle para otro día al no presentarse ni él ni su abogado

En plena polémica por la campaña publicitaria lanzada por el Fútbol Club Barcelona para levantar la dañada imagen de Leo Messi -condenado por la Audiencia de Barcelona a 21 meses de prisión por fraude fiscal-, otro jugador acaba de protagonizar un llamativo episodio con los tribunales. En esta ocasión, la estrella es el futbolista del Real Madrid James Rodríguez.

El '10' del club blanco tenía cita con la justicia el pasado martes. En concreto, con el Juzgado de Instrucción número 8 de Madrid, que investiga el incidente que protagonizó el deportista el pasado 1 de enero, cuando fue cazado por conducir a 200 kilómetros por hora en la M-40 y, sin embargo, decidió huir de la Policía y refugiarse en los campos de fútbol de Valdebebas, donde se disponía a entrenar junto a sus compañeros. 

El juzgado le había emplazado a las 13:00 en plaza de Castilla, pero el futbolista no se presentó, como informan fuentes jurídicas. Ni él ni su abogado acudieron a la convocatoria. James se encontraba celebrando su 25 cumpleaños junto a su familia en Colombia, prácticamente a la misma hora a la que había sido citado. Las fotos de la fiesta que colgó el propio futbolista en las redes sociales muestran claramente lo que hacía justo en el momento en que el juzgado le esperaba para comparecer en calidad de imputado.

James Rodríguez y su hija, durante la fiesta de cumpleaños del primero. ('El Universal de Colombia')
James Rodríguez y su hija, durante la fiesta de cumpleaños del primero. ('El Universal de Colombia')

El jugador disfrutó de un asado en familia en una lujosa residencia que tiene a las afueras de Medellín, en el municipio de Envigado (Antioquia), como publicó ayer Radio Caracol, que describe que en la finca había hasta un campo de fútbol. A la fiesta acudieron también el Dj colombiano Daniel Amézquita, alias 'Moska', el cantante Pipe Bueno y el productor de reguetón Nicky Jam, que aparecen en las fotografías colgadas en las redes junto al futbolista, quien tampoco ocultó su alegría a través de estos medios: agradeció las felicitaciones que recibió y se mostró con una tarta en la que aparecía un escudo del Real Madrid.

Fuentes jurídicas aseguran también que la titular del Juzgado número 8, Rosario de Fátima Espinosa, esperaba la comparecencia del colombiano, pues había confirmado que el futbolista recibió la notificación que le emplazaba para el día 12 vía burofax. Tras ver pasar el tiempo y comprobar que ni el '10' del Real Madrid ni su representación letrada aparecían por los pasillos de plaza de Castilla, la jueza tomó la decisión de citarle de nuevo para otro día.

Los hechos objeto de esta causa se remontan al pasado 1 de enero, cuando James circulaba a 200 kilómetros por hora camino al entrenamiento. La Policía le pilló y le dio el alto, pero el futbolista hizo caso omiso y siguió hasta que llegó a la ciudad deportiva de Valdebebas, donde los vigilantes de seguridad le permitieron la entrada al tiempo que paralizaban al coche que le perseguía con las sirenas y los destellos.

James, en la celebración de su cumpleaños, junto a su hija y la tarta con el escudo del Real Madrid. (Twitter)
James, en la celebración de su cumpleaños, junto a su hija y la tarta con el escudo del Real Madrid. (Twitter)

Los agentes denunciaron ese mismo día lo ocurrido en un escrito que fue remitido a los juzgados de plaza de Castilla, pero que no fue repartido hasta dos meses después de ser enviado. El Juzgado número 8 se hizo cargo y decidió posponer la comparecencia del futbolista hasta después de la celebración de la final de la Champions League, que enfrentó al Real Madrid y al Atlético de Madrid el pasado 28 de mayo en Milán. 

En paralelo al proceso judicial, el futbolista fue multado administrativamente con la sanción más alta, después de que los agentes que le habían perseguido elevaran también el atestado a la Delegación del Gobierno en Madrid. Este organismo le impuso 10.400 euros de multa por huir de la Policía cuando los agentes le dieron el alto en la autopista M-40 y el jugador decidió seguir circulando a gran velocidad. La elevada cantidad era consecuencia de que la Delegación consideró que era conveniente calificar los hechos como una falta grave de desobediencia, que lleva aparejada la sanción máxima en la reciente Ley de Seguridad Ciudadana.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
14 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios