EL FUTURO DE LOS SOCIALISTAS

Ferraz busca mantener el control del PSdeG tras la caída del imputado Besteiro

La dirección nombra una gestora continuista con el equipo saliente, leal a Sánchez. Importantes cuadros sostienen que no tendrá fuerza, por su bajo perfil y por la ausencia de representantes de Vigo

Foto: José Ramón Gómez Besteiro, tras la rueda de prensa en la sede del PSdeG en Santiago, en la que comunicó su dimisión como secretario general. (EFE)
José Ramón Gómez Besteiro, tras la rueda de prensa en la sede del PSdeG en Santiago, en la que comunicó su dimisión como secretario general. (EFE)

La crítica situación del Partido dos Socialistas de Galicia (PSdeG-PSOE) no se sana con la caída de José Ramón Gómez Besteiro. Se quita un tapón, la presión que ya era insostenible por el mantenimiento de un secretario general imputado en dos causas y por diez delitos relacionados con la corrupción. Pero el partido está ahora descabezado, huérfano, dividido y dirigido por una gestora continuista y claramente afín a Ferraz. Con ella Pedro Sánchez quiere amarrar una federación mediana para los procesos orgánicos que están por venir. Distinto es que lo consiga, porque el comentario general que verbalizaban importantes responsables autonómicos es que esa dirección interina "no representa a nadie" en Galicia, es de "bajo perfil" y "no tiene peso". Quizá la prueba más evidente es que no cuenta con representantes de Vigo y de la confianza del poderosísimo Abel Caballero, alcalde de la ciudad y por el que pasan necesariamente todas las decisiones clave del PSdeG. 

La dimisión de Gómez Besteiro como secretario general de los socialistas gallegos se consumó en horas pero se venía larvando en los últimos días. El 11 de marzo, cuando la jueza Pilar de Lara le llamó a declarar el 11 de mayo y le endosó seis delitos cometidos presuntamente durante su etapa como presidente de la Diputación de Lugo -cohecho, prevaricación, tráfico de influencias, fraude a las Administraciones Públicas, fraude de subvenciones, malversación- por la operación Pulpo, a sumar a los cuatro que ya recaían sobre él por el caso Garañón, ya le ponían entre la espada y la pared. Al día siguiente, renunció a la candidatura a la Xunta. Pero desde entonces todo el partido y singularmente Pedro Sánchez se vieron perseguidos por la misma pregunta: por qué se aferraba al liderazgo del PSdeG. El discurso duro de los socialistas contra la corrupción hacía agua, y el PP, ahogado a su vez con múltiples escándalos, intentaba hacer un boquete con el que debilitarlo. La presión interna había hecho mella también. Tanto dentro como fuera de Galicia. 

Ferraz busca mantener el control del PSdeG tras la caída del imputado Besteiro

Como explicaban sus compañeros, y él mismo aseguró en rueda de prensa, había decidido dar un paso atrás, quedarse como "un militante más", por coherencia, para no hacer daño a su partido. Una decisión "personal, libre y responsable". Y siempre seguro de su "total y plena inocencia" en las dos causas y de su gestión tanto en el Ayuntamiento de Lugo, como concejal de Urbanismo (1999-2007), como en su etapa como presidente de la Diputación (2007-2015). Algunos dirigentes creen que influyó la proximidad del levantamiento de parte del secreto del sumario del caso Pulpo. "Nadie dentro del partido me pidió que dimitiese. La tomo pensando que es la mejor decisión", afirmó. Un paso atrás que comunicó el jueves a Sánchez, amigo suyo desde hace años, y que recibió con "el máximo respeto". Ferraz correspondió con un comunicado en el que agradeció el gesto y su trabajo al frente del PSdeG y trasladó su "absoluto respeto por la presunción de inocencia". 

[Consulta aquí en PDF el comunicado de Ferraz sobre la gestora del PSdeG]

Entre los números uno y los dos

La decisión se había ido madurando en los últimos días, en un círculo muy estrecho, el formado por los dos líderes -Sánchez y Besteiro- y sus respectivos números dos -César Luena y Pilar Cancela-. Se barajaron otras alternativas, como que anunciase que no se presentaría al siguiente congreso del PSdeG. Pero el foco sobre él, y la presión sobre el jefe del PSOE, aún pretendiente a La Moncloa, no se iba a disipar. Besteiro así sale definitivamente de escena, porque también deja su puesto de vocal dentro de la ejecutiva federal. 

La gestora está presidida por la mano derecha de Besteiro, Pilar Cancela, y en ella se integran cinco miembros de la dirección saliente

El proceso ha sido cuidado y coordinado por las dos partes. Y lo que quisieron trasladar fue una sensación de "continuidad" con la dirección saliente, como coinciden todos los responsables consultados por este periódico. Al frente de la gestora Ferraz situó a la mano derecha de Besteiro, Pilar Cancela, diputada en el Congreso por A Coruña y una persona de la confianza de Sánchez y Luena. Otros cinco miembros formaban parte de la ejecutiva de Besteiro: Lucho Lago, Margarita Iglesias, Carmen Casalderrey, Manuel Mirás y Ramón Alonso. La lista la completan el senador Modesto Pose, Concepción Burgo y Bibiana Iglesias

Pilar Cancela, Gómez Besteiro y Pepe Blanco, en mayo de 2014, en la noche de las europeas. (EFE)
Pilar Cancela, Gómez Besteiro y Pepe Blanco, en mayo de 2014, en la noche de las europeas. (EFE)

"Yo no conozco ni a la mitad". El comentario salía anoche de importantes y reputados cuadros del PSdeG. Y no dejaba de ser revelador. Los integrantes con mayor peso de la gestora son Lago -presidente por cierto de la gestora provincial de Lugo-, el pontevedrés Pose y, obviamente, la coruñesa Cancela, a quien en el partido señalan por una trayectoria orgánica corta y escasa influencia interna, pero a la que Besteiro defendió como una "extraordinaria compañera y una persona absolutamente responsable, seria". 

La tarea de las primarias

La dirección interina elegida por Ferraz en coordinación con Besteiro es fiel a Sánchez y leal al ya ex secretario general. Un dato nada menor porque la gestora tendrá, como primera tarea, la elaboración del calendario y la organización de las primarias para la elección del candidato a la Xunta. Las elecciones autonómicas se celebrarán este año, e incluso cabe la posibilidad de que el presidente, Alberto Núñez Feijóo, las adelante al 26 de junio, para hacerlas coincidir con las generales, en caso de que estas se repiten. Además, se acerca el congreso federal del PSOE. Ya está convocado para el 20, 21 y 22 de mayo -la elección del secretario general se hará por sufragio universal de toda la militancia 15 días antes, el 8 de mayo-, aunque podría retrasarse si hubiese consenso entre Ferraz y los territorios. De cualquier modo, Sánchez necesita tener peones, y los en torno a 10.000 con los que cuenta el PSdeG son importantes. Al nombrar una gestora de su obediencia, intenta que la mayoría de la federación siga de su lado

Distintos dirigentes coinciden en que el órgano interino nace muy "débil" porque no integra a las distintas familias y tiene poco peso orgánico y social

No le será fácil. "Es una gestora de una enorme debilidad que no representa a nadie en Galicia. Lo que hay ahí no tiene ningún control sobre el partido, no tienen ningún poder orgánico. Es débil, de bajo perfil y sin ningún conocimiento social", señala una importante dirigente del PSdeG. Un comentario que, sin apenas matices, repiten cuadros de distintas familias. En la dirección provisional no se sientan los secretarios provinciales -con la salvedad del jefe de la gestora de Lugo, la tierra del dimitido Besteiro-, ni regidores de peso. Manolo Mirás, alcalde de Oroso (A Coruña), y Ramón Alonso, primer edil de Entrimo (Ourense), gobiernan pequeñas localidades (de 7.400 y 1.250 habitantes, respectivamente). Y, sobre todo, no hay ningún representante de Vigo, la única gran urbe gallega en manos de los socialistas y en la que Caballero consolidó su poder en las últimas municipales al apuntarse una rotunda mayoría absoluta. 

Las razones de Vigo

Besteiro pidió al alcalde vigués, poco antes de anunciarse su dimisión, que le diera nombres de su confianza para que se integraran en la gestora. Caballero se negó. "Se le dijo que no lo veíamos, que en ese escenario no jugábamos", indican fuentes del entorno más cercano al regidor. Caballero y los suyos -entre los que se encuentra su mano derecha, Carmela Silva, presidenta de la Diputación de Pontevedra- consideran que la gestora es tan "flojita" que se va a encontrar con el PSdeG en contra, y no descartan que el comité nacional, el máximo órgano de poder entre congresos, que no ha sido disuelto, cuestione los criterios de la dirección. El partido está bastante deshilachado en la comunidad, dividido en varias familias, abatido por las sucesivas derrotas electorales y desesperanzado por la posibilidad de convertirse en tercera fuerza, una posición que, de hecho, ya tuvo en las generales del 20-D, al quedar en votos por debajo de En Marea. Y el control de Besteiro sobre el mismo, según distintos responsables, ya era muy precario antes incluso de que le estallaran en las manos los escándalos judiciales. Circunstancia que niegan en el círculo del ya exlíder gallego. 

Carmela Silva, Abel Caballero, Pachi Vázquez y Abel Losada en octubre de 2012 en Vigo, antes de las últimas autonómicas. (EFE)
Carmela Silva, Abel Caballero, Pachi Vázquez y Abel Losada en octubre de 2012 en Vigo, antes de las últimas autonómicas. (EFE)

Caballero no está "enfrentado" a la gestora, pero tampoco quiere actuar de apagafuegos cuando el incendio crezca. Como describen desde su entorno más próximo, el alcalde quiere centrarse en Vigo y en la presidencia de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y no entrar en la complicada arena autonómica, consciente de que es el "nexo", el punto de engarce de las distintas familias y de que su voz es capital para el futuro del partido. 

Besteiro pidió a Caballero que diera nombres de su confianza para la gestora. Lo rechazó. El alcalde quiere centrarse en Vigo y en la presidencia de la FEMP

"Con ese perfil de gestora Ferraz no va a controlar nada. Para eso necesitaría gente de peso, y eso no lo hay. Es una dirección continuista con lo anterior, han querido lanzar ese gesto", opinan los colaboradores del alcalde vigués. "Más que de integración, es una gestora de confrontación total, porque han metido al núcleo durísimo de Besteiro. No va a durar. Ferraz demuestra un despiste morrocotudo", opina otro buen conocedor del PSdeG, que enmarca el movimiento dentro del proceso precongresual y la batalla que Sánchez podría librar contra Susana Díaz por el control del PSOE, si esta decidiera dar un paso adelante. "Más que controlar, cabreará más", resume otro cargo influyente dentro de la federación. 

Pendientes de lo que pase en Madrid

La dirección de Sánchez apunta que la gestión de la caída de Besteiro y el nombramiento de la gestora se ha hecho en coordinación con el ex secretario general y Cancela. Y que obviamente se eligieron nombres que representan a la "mayoría orgánica" que ganó el congreso extraordinario del PSdeG de septiembre de 2013, en el que Besteiro conquistó el poder con un 77% del voto de los militantes. Pero sus críticos recuerdan que esa mayoría se fue deshaciendo, y muchos de los que le auparon ya no están con él, como el eurodiputado José Blanco, ex número dos de José Luis Rodríguez Zapatero en el PSOE y un dirigente que conserva bastantes hilos en el PSdeG. 

Ferraz busca mantener el control del PSdeG tras la caída del imputado Besteiro

Ferraz confía en que la presión remita y el patio interno se acabe de tranquilizar. El líder quiere que el foco se centre en el proceso de investidura, cada vez más alambicado, del que depende la suerte del PSOE y del PSdeG. Si Sánchez es presidente se reforzará más aún y tendrá manos libres. Si fracasa, las aguas se harán más turbulentas. 

Carmela Silva no dará aún la batalla por la candidatura a la Xunta

El repliegue de Vigo no se reduce sólo a su nula implicación con la gestora. Abel Caballero ya ha trasladado que de momento no moverá sus peones para dar el salto a la política autonómica a través de su mano derecha, Carmela Silva, presidenta de la Diputación de Pontevedra

"No queremos involucrarnos por el momento. No quiere decir que sea definitivo y quizá lo reconsideremos más adelante. Pero por ahora no vamos a dar la batalla", cuentan fuentes próximas al alcalde vigués. Caballero es consciente de que el PSdeG atraviesa su peor momento y puede ser tercera fuerza en las autonómicas. Así que no quiere por ahora sacrificar a Silva para lanzarla a una aventura sin garantías.

El regidor calcula que Alberto Núñez Feijóo, si repitera como cabeza de cartel del PP, podría seguir al frente de la Xunta con la ayuda de Ciudadanos. Y en esa hipótesis Silva habría dejado la institución provincial -por primera vez en manos del PSOE y de una mujer- para sentarse en el banquillo de la oposición. O puede que supere En Marea a los socialistas y se conviertan en tercera fuerza, la misma casilla que ocuparon en las autonómicas de 1997, precisamente con Caballero de candidato.

"Nuestro interés es cero ahora mismo. Abel es de asegurar sitios, y el salto a la comunidad lo ve con poca base, menos ahora con esta indefinición orgánica", añaden las citadas fuentes. Caballero ya pactó con Besteiro un aplazamiento de las primarias de cara al último comité nacional, a principios de mes, a fin de que se despejara antes el panorama nacional y las dos fuerzas rivales, el PP y En Marea (suma de Anova, Esquerda Unida, Podemos y las mareas) desvelaran sus cartas y anunciaran sus candidatos a la Xunta.

Silva, en caso de decidirse, sería la aspirante más fuerte dentro del PSdeG, por la potencia de Vigo. Pero si ella no se lanza, ¿quién entonces? No está nada claro. Los exministros José Blanco y Fran Caamaño, que siempre han circulado en las quinielas, aseguran que no se presentarán a las primarias. Otra alternativa, la oficialista, sería la propia presidenta de la gestora, Pilar Cancela. Una vía posible sería la auspiciada por una parte del sector crítico próximo al ex secretario general del PSdeG Pachi Vázquez -el antecesor de Besteiro-, que niega que esté barajando otro de los nombres que han sonado en las últimas semanas, el de la exdiputada nacional y ex secretaria de Estado de Igualdad Laura Seara

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios