Rajoy no descarta que las generales sean en diciembre para aprobar los Presupuestos
  1. España
aznar le desea muchos éxitos

Rajoy no descarta que las generales sean en diciembre para aprobar los Presupuestos

Rajoy también ha considerado que el PSOE es un riesgo "más sutil y más peligroso" que las opciones rupturistas, porque los socialistas se han unido a los que "pretenden acabar con el sistema"

Foto: El expresidente José María Aznar y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. (Reuters)
El expresidente José María Aznar y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. (Reuters)

El presidente del Gobierno y del Partido Popular, Mariano Rajoy, no descarta que las elecciones generales puedan celebrarse en el mes de diciembre, apurando al máximo la legislatura, ya que, tiene voluntad de aprobar en las Cortes este año el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2016.

Así lo ha desvelado el propio Rajoy en una conversación informal con periodistas al término de su intervención en la XII edición del Campus FAES que se ha celebrado este domingoen Guadarrama, un acto en el que ha estado acompañado por el expresidente del Gobierno José María Aznar.

En cuanto a si las elecciones generales serán en diciembre si lo que quiere es aprobar las cuentas públicas del año que viene, el jefe del Ejecutivo ha dejado abierta esa puerta al asegurar que "todo es posible". Preguntado entonces si lo que quiere el Gobierno es aprobar los Presupuestos, ha respondido tajante: "Hombre, claro".

Para adelantar todo el proceso, el Ejecutivo tendría que fijar la presentación del Presupuesto en el mes de julio y concentrar la tramitación parlamentaria durante el verano si lo que busca es aprobarlos antes de que se disuelvan las Cortes. Si el presidente del Gobierno convoca las elecciones finalmente el 13 de diciembre tendría que disolver las Cortes 54 días antes de la jornada electoral, esto es, a mediados de octubre.

Hasta ahora, diferentes miembros del Ejecutivo han optado por la ambigüedad en sus respuestas al ser preguntados si el Gobierno quiere solo tramitar los PGE para avanzar el trabajo o realmente quiere aprobarlos. El propio Rajoy utilizó la palabra "tramitar" el pasado jueves durante un acto de aniversario del diario Expansión.

Para adelantar todo el proceso, el Ejecutivo tendría que fijar la presentación del Presupuesto en julio y concentrar la tramitación parlamentaria en el verano

Por lo pronto, el Gobierno aprobará el próximo viernes 10 de julio el techo de gasto para 2016, que superará los 130.000 millones de euros y que dará comienzo a la elaboración de los Presupuestos Generales del próximo año. Este paso previo ya ha sido aplazado en un par de ocasiones.

Durante su intervención en Campus FAES,Rajoyha acusado este domingo al PSOE de haber renunciado a su "herencia y centralidad" para convertirse en "portamaletas" de Podemos y ha calificado al líder socialista, Pedro Sánchez, de "títere de los radicales".

Rajoy ha considerado que el PSOE es un riesgo "más sutil y más peligroso" que las opciones rupturistas, porque los socialistas se han sumado al "nuevo cordón sectario en torno al PP" y se han unido a los que "pretenden acabar con el sistema constitucional que todos nos hemos dado".

Varias ciudades "tienen hoy a radicales en sus alcaldías porque así lo ha querido el PSOE", ha añadido Rajoy, que también ha alertado sobre las formaciones "populistas" que se aprovechan del "dolor de la gente" y "prometen el cielo en la tierra" para terminar "empedrando el camino hacia la pobreza".

Rajoy ha aprovechado también la ocasión para subrayar los esfuerzos de su partido para superar la crisis económica y ha afirmado que “hoy España es otra".

El encuentro entre Rajoy y su predecesorse haproducidouna semana después de las críticasdel expresidente Aznar al PP, exigiendo una rectificación "enérgica, creíble y suficiente" al Partido Popular.

Sin embargo, Aznar no aprovechóla presentación de la conferencia de Rajoy en estos cursos para trasladarle directamente algunas de las reflexiones que expuso el pasado fin de semana en el diario ABC, urgiendo a recuperar el "ADN del partido", la unidad interna y el centro derecha para ganar las elecciones generales.

El expresidente señaló entonces que en las pasadas municipales los ciudadanos han dicho: "Yo no quiero votar a este PP". "No hay ninguna razón para que no se lo digan la cuarta vez si no se produce una rectificación suficiente, clara y contundente en el PP", afirmó, recordando que no hay "votos cautivos", ni siquiera el suyo.

Por el contrario, Aznar afirmó que“el año que viene serán 20 años del año que el Partido Popularllegópor primera vez al Gobierno de España y que le gustaría celebrar el anirversario "después de un gran triunfo del Partido Popular". Asimismo, deseó "muchos éxitos" al actual presidente.

Mariano Rajoy ha evitado a lo largo de esta semana entrar en el cuerpo a cuerpo con Aznar. Al ser preguntado por las palabras del expresidente, dijo el lunes que no tenía "ningún sentido" responder a esas reflexiones y aseguró que el Gobierno del PP se ha dedicado estos años a afrontar la peor crisis económica "en décadas". Según añadió, pasado lo peor, el Ejecutivo ahora "está en disposición" de explicar a los españoles lo que ha "tenido que hacer".

Varias ciudades 'tienen hoy a radicales en sus alcaldías porque así lo ha querido el PSOE'

Al día siguiente, y con el propósito de zanjar este debate, dijo en una entrevista en la Cadena Cope que su objetivo es "intentar" recuperar los dos millones y medio de votos que el PP ha perdido el 24 de mayo y agregó que sobre "lo demás" no iba a hacer "ningún comentario".

Eso sí, después reconoció que las críticas internas hay que "escucharlas" y "entenderlas" porque "unas son justas y otras injustas", al tiempo que aseguró que no se siente "cuestionado" como candidato del PP. "Creo que tengo el apoyo de una gran mayoría del partido y, por tanto, estoy muy cómodo en esa situación", manifestó, al tiempo que afirmó que no tiene "grandes enemigos internos en el partido", a pesar de que "algunos se empeñan en buscarlos".

Rajoy y Aznar coincidieron el pasado miércoles en una cena con el Rey Juan Carlos con motivo de la conmemoración del primer año de la abdicación del monarca, a la que también asistieron los expresidentes Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero.

Mariano Rajoy José María Aznar FAES
El redactor recomienda