Es noticia
Los amigos de Bárcenas no le dan dinero para la fianza por miedo a ser investigados
  1. España
su familia no encuentra apoyos

Los amigos de Bárcenas no le dan dinero para la fianza por miedo a ser investigados

La familia de Luis Bárcenas está moviéndose para sacar al extesorero de la cárcel cuanto antes, pero lo va a tener más difícil de lo que esperaba

Foto: Rosalia Iglesias, mujer del extesorero del PP Luis Bárcenas. (EFE)
Rosalia Iglesias, mujer del extesorero del PP Luis Bárcenas. (EFE)

La familia de Luis Bárcenas está moviéndose para sacar al extesorero de la cárcel cuanto antes, pero lo va a tener más difícil de lo que esperaba. Según fuentes de su entorno preguntadas por El Confidencial, sus allegados han empezado a contactar con los amigos que aún conserva el exgerente del PP para pedirles los 200.000 euros que necesita para pagar la fianza que le ha impuesto la Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional. Las gestiones, sin embargo, no están teniendo por ahora ningún resultado. Los amigos de Bárcenas se están desmarcando de la colecta por temor a convertirse en objeto de nuevas investigaciones policiales.

El pago de la fianza acordada este martes permitiría a Bárcenas quedar automáticamente en libertad después de 20 meses en la cárcel. El instructor del caso, el juez Pablo Ruz, acordó esta medida cautelar en junio de 2013 al considerar que el extesorero podía destruir pruebas relevantes para la causa o fugarse al extranjero para evitar la acción de la Justicia. Desde entonces ha permanecido en el centro penitenciario de Soto del Real. Pero la Sección Cuarta de la Sala de lo Penal considera ahora que ya no concurre ninguno de los motivos que justificaron su ingreso en prisión y ha decidido que pise la calle en cuanto presente los 200.000 euros de fianza.

Responsabilidad civil de 43,2 millones

La cantidad no debería ser un problema para un hombre que llegó a acumular 48,2 millones de euros en bancos suizos y que también disponía de depósitos en entidades españolas, pero su familia alega que todos esos fondos han sido bloqueados o embargados por el juez Ruz para garantizar que hará frente a la responsabilidad civil de 43,2 millones de euros que podría imponerle la Justicia si acaba siendo condenado. De hecho, la Sección Cuarta de la Audiencia ya habría tenido en cuenta esa circunstancia para establecer su fianza en sólo 200.000 euros.

Vídeo: Gómez de Liaño: “200.000 euros no caen del cielo”

En esta situación, con todo el dinero supuestamente bloqueado, la familia de Bárcenas confiaba en conseguir los fondos pidiéndoselos prestados a amigos. Fuentes próximas al extesorero confirman que la familia ya ha empezado a solicitarles dinero a las personas que siguen integrando su círculo de confianza seis años después del inicio del caso Gürtel. Pero no todas ellas están dispuestas a colaborar económicamente.

Según ha podido saber El Confidencial, los amigos telefoneados por la familia han declinado dejarles dinero alegando que tienen miedo de que ese donativo sirva para abrir una nueva investigación contra ellos en el marco de la propia causa Gürtel. Prefieren que Ruz no tenga constancia de que existen y, mucho menos, de que tienen una buena relación con el principal acusado en la pieza separada sobre la contabilidad oculta del Partido Popular.

Investigación sobre Crespo

No sería la primera fianza investigada dentro de este mismo procedimiento. La Audiencia Nacional abrió diligencias para aclarar de dónde había sacado el presunto número 2 de Gürtel, Pablo Crespo, los 100.000 euros con los que pagó la fianza necesaria para quedar en libertad provisional. Crespo se apresuró a aclarar que los fondos fueron aportados por sus hermanos para tratar de zanjar las pesquisas.

Ruz también ha iniciado averiguaciones para rastrear otros pagos relacionados con el antiguo tesorero del PP. En concreto, el pasado mes de junio pidió a la Policía que aclarara con qué dinero estaba pagando Bárcenas la minuta de su abogado, Javier Gómez de Liaño. La Agencia Tributaria detectó que al menos una parte de sus honorarios habían sido abonados por una hermana de la mujer del exsenador, Rosalía Iglesias, pese a que sus ingresos oficiales eran insuficientes para hacer frente a los 65.000 euros del pago.

Con esos precedentes sobre la mesa, los amigos de Bárcenas no quieren convertirse en los próximos investigados por la Audiencia Nacional. Fuentes del entorno del extesorero aseguran que su familia ha acogido la decisión de la Sección Cuarta con una enorme alegría, pero ahora necesitan 200.000 euros para que esa satisfacción sea plena.

Audiencia Nacional Luis Bárcenas Caso Gürtel Javier Gómez de Liaño
El redactor recomienda