Guanyem, la tercera vía 'social', provoca un seísmo en el mapa político catalán
  1. España
ERC, LA FUERZA QUE SUFRE SU IRRUPCIÓN

Guanyem, la tercera vía 'social', provoca un seísmo en el mapa político catalán

La iniciativa liderada por Ada Colau está moviendo los marcos de la opinión pública catalana, al priorizar la denuncia social sobre la cuestión territorial

Foto: Ada Colau, lider de Guanyem, flanqueada por el europarlamentario de Podemos Jiménez Villarejo (i) y el abogado Jaume Asens. (Efe)
Ada Colau, lider de Guanyem, flanqueada por el europarlamentario de Podemos Jiménez Villarejo (i) y el abogado Jaume Asens. (Efe)

“En nuestras filas contamos con gente de diferentes ideologías, desde independentistas y soberanistas hasta federalistas o confederalistas. Desde simpatizantes socialistas de la Nova Esquerra de Ernest Maragall hasta de ERC”, asegura Joan Subirats, politólogo catalán y uno de los portavoces de Guanyem, la marca paraguas para las elecciones municipales en las que se integrará Podemos junto a otros partidos de izquierda y movimientos sociales. No hay consenso respecto a la cuestión territorial entre los integrantes de la plataforma, reconocen sus promotores a El Confidencial. Tampoco les importa. “Lo que nos une a todos es la lógica de regenerar la democracia para echar a una clase política corrupta que se ha apropiado de las instituciones y solucionar los problemas de la gente. Sí estamos a favor de la consulta, pero no hay unanimidad sobre la respuesta a las dos preguntas planteadas”, añade el catedrático.

La irrupción de Guanyem ha atravesado a todo el espectro político de la izquierda catalana y, lo que es más significativo, ha movido los marcos de la opinión pública, priorizando la denuncia social sobre la cuestión territorial. “Queremos decidir antes y después del 9-N, no sólo sobre la cuestión territorial, sino sobre todas las cuestiones políticas y sociales”, matiza el portavoz.

Un mensaje que Ada Colau, líder de la plataforma, se ha encargado de repetir desde el arranque de esta. Ideas que comienzan a calar, dibujando un nuevo mapa político, como se puede interpretar a partir de sus declaraciones tras la presentación de la segunda fase del proyecto: “Tenemos ya militantes socialistas, a gente que había votado a Esquerra pero que no lo volvería a hacer o gente cercana a las CUP que está participando dentro de Guanyem, independientemente de lo que finalmente decida la CUP como estructura”. Unas declaraciones que complementan a otras anteriores en las que aseguraba que "el PSC ha traicionado a muchos militantes, que ahora están en Guanyem".

El trasvase continuo de militantes y simpatizantes de ERC, una fuerza política que desde Guanyem asocian con la “casta”, ha quedado patente en los encuentros barriales y sectoriales mantenidos durante las últimas semanas. Además de las 32.000 adhesiones recabadas hasta ahora, muchos militantes de la formación independentista han dado un paso más para participar activamente en la configuración de la nueva candidatura. Guanyem se ha convertido ya en el caballo de Troya del secesionismo catalán, apresurado a sacar toda su artillería mediática para desacreditar el carácter “españolista” de esta tercera vía.

Un proyecto opuesto a la práctica política de ERC

Para Guanyem, ERC ha quedado retratada tras ponerse al servicio de CIU, a la que consideran “responsable de la situación actual”, por lo que fue la única formación de izquierdas a la que ni siquiera trataron de interpelar. “Durante los últimos meses han prestado apoyo al Gobierno para que convergencia se mantuviese en el poder; eso no quiere decir que ERC y CIU sean lo mismo, pero han demostrado ser quienes les sacaron las castañas del fuego”, lamenta Subirats.

Ante un hipotético adelanto de las elecciones autonómicas, tal y como planea Artur Mas, desde la candidatura unitaria liderada por Colau se pedirá un voto de castigo. “En caso de adelanto electoral presentaremos nuestro apoyo, de manera plural, a ICV-EUiA, las CUP (que lidera el diputado David Fernández) o Podemos”, pero en ningún caso a la izquierda independentista, aclaran.

Las perspectivas electorales de ERC no podían ser mejores para las próximas elecciones municipales del 24 de mayo, al igual que para unas hipotéticas autonómicas. Las últimas encuestas coinciden en que la formación de Oriol Junqueras sería el partido más votado, por delante de CIU, mientras que Podemos irrumpiría como cuarta fuerza más votada pisando los talones al PSC, según los resultados de Sigma Dos, o incluso como segunda, según Metroscopia. Grosso modo, de continuar la tendencia ascendente de Podemos, como confirman las encuestas del CIS, y su integración en Barcelona con otras fuerzas con representación institucional como ICV ICV-EUiA, todavía estaría todo por decidir en la Ciudad Condal.

Un nuevo escenario que El Periódico de Catalunya describía como “ingobernable”, después de leer los resultados de una encuesta realizada el pasado mes de julio por el Gabinete de Estudios Sociales y Opinión Pública (GESOP) que daba a Guanyem e ICV los mismos concejales que a ERC. Desde entonces han pasado más de dos meses, durante los cuales se han multiplicado las expectativas entre los promotores de la iniciativa. “La encuesta de El Periódico, que es de las pocas que manejamos a día de hoy, se hizo cuando Guanyem apenas acababa de nacer. Durante este tiempo hemos visto como se sumaba muchísima gente dispuesta a colaborar, y no hay duda de que se ha generado una gran ilusión y ganas, por lo que hay muchas expectativas”, afirma Subirats.

Barcelona como inicio del “efecto mariposa”

La estrategia a corto plazo de Guanyem es “asaltar las instituciones” del consistorio barcelonés, pero con la mirada puesta en un cambio más amplio y hegemónico. Como aclara su portavoz, “ganar Barcelona no es ganar una ciudad cualquiera. Creemos que si damos la batalla a nivel municipal podremos generar un efecto mariposa en otras ciudades e instituciones”. Un camino que comparten con el resto de Ganemos que están surgiendo por todo el Estado, cuyo principal objetivo es allanar el terreno para convertir los comicios generales en una suerte de “plebiscito constituyente”.

Durante las próximas semanas, la nueva marca que concurrirá a las elecciones municipales seguirá recabando apoyos y fortaleciendo su estructura en los barrios. No será hasta el 11 de octubre cuando se comenzarán a despejar las incógnitas en cuanto al programa y la confección de las listas. De lo que no hay duda es de que, internamente, se propondrá a Ada Colau como alcaldable, un liderazgo que ha ejercido de forma natural desde la presentación de la iniciativa y de quien Subirats destaca su capacidad de convocatoria.

Un capital simbólico con el que no cuentan el resto de réplicas de Ganemos que han surgido en las principales ciudades españolas. Y es que la filósofa y miembro del Observatorio de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (DESC), Ada Colau, se ha convertido en una de las activistas más valoradas y más mediáticas desde la Transición. Un fichaje seguro para una apuesta incierta, pero que todo apunta a que removerá el mapa político catalán.

Oriol Junqueras Elecciones Municipales y Autonómicas 2015 Política Noticias de Podemos PSC Ada Colau Artur Mas Guanyem Ernest Maragall Esquerra Republicana de Catalunya (ERC)
El redactor recomienda