la auditora presentará alegaciones

Guindos sanciona a Deloitte por infracciones graves en su actuación en la caída de Bankia

El Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas (ICAC), dependiente del Ministerio de Economía y Competitividad, ya ha concluido su investigación sobre el papel que Deloitte

Foto: El ministro de Economía, Luis de Guindos (EFE)
El ministro de Economía, Luis de Guindos (EFE)

El Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas (ICAC), dependiente del Ministerio de Economía y Competitividad, ya ha concluido su investigación sobre el papel que Deloitte jugó en el colapso de Bankia resolviendo que la auditoria cometió infracciones graves, según consta en documentos a los que ha tenido acceso este diario. La consultora puede ahora presentar alegaciones a la propuesta de resolución formulada por el órgano fiscalizador. Aunque Deloitte no se encuentra entre las partes imputadas en el caso que instruye la Audiencia Nacional sobre el proceso de fusión y salida a bolsa de Bankia, a lo largo de los años que dura ya el procedimiento ha quedado acreditado que tuvo una participación decisiva en los hechos que se están investigando. 

El organismo encuadrado en la cartera que dirige Luis de Guindos ya resolvió en su estudio preliminar sobre la actuación de Deloitte en el caso Bankia que la firma pudo incurrir en una “infracción muy grave” por presunta falta de independencia, un comportamiento castigado hasta con la pérdida de la licencia necesaria para poder operar en España. Además, Deloitte también habría cometido a juicio del ICAC otras dos faltas de carácter grave por el incumplimiento de “normas de auditoría”, sancionadas en este caso con multas económicas.

Oficinas de Deloitte en Nueva York (Efe)
Oficinas de Deloitte en Nueva York (Efe)

Las alegaciones que Deloitte presentó a esa primera fase del procedimiento administrativo no fueron escuchadas por el ICAC, que decidió seguir adelante con el expediente de sanción. Sin embargo, el pasado mes de diciembre, la firma auditora logró que un juzgado de los contencioso-administrativo admitiera el recurso que presentó alegando “vulneración del derecho de defensa”. En concreto, Deloitte pidió que el procedimiento administrativo del ICAC quedara suspendido hasta que se resolviera su implicación en la investigación penal de la Audiencia Nacional. El ICAC no tuvo más remedio que paralizar el proceso.

Pero el pasado 30 de enero, el juzgado de lo contencioso-administrativo acabó resolviendo que no había motivos para paralizar la investigación del organismo supervisor dependiente del Ministerio de Economía y el expediente de Deloitte volvió a ser reactivado. Los funcionarios del ICAC sólo han necesitado otros cinco meses para terminar su propuesta de resolución, que fue comunicada a la antigua firma auditora de Bankia el pasado 2 de junio.

La investigación ha concluido que Deloitte cometió infracciones graves en su labor en la entidad financiera. Parte de las alegaciones presentadas en un primer momento por la consultora han sido tenidas en cuenta por el ICAC, pero los funcionarios de este órgano han considerado que de los hechos analizados se desprende que Deloitte incurrió en prácticas sancionables. No obstante, la resolución no es firme y la auditora podrá presentar alegaciones. 

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
17 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios