el gafe de las autoridades con las naves

Rajoy regresa a Dublín al encenderse una luz de alerta en el avión en el que viajaba

El avión Falcón en el que viajaba el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y algunos miembros de la delegación española ha tenido que regresar a Dublín

Foto: Rajoy regresa a Dublín al encenderse una luz de alerta en el avión en el que viajaba

Media vuelta. Las autoridades españolas se están acostumbrando a ver cómo los aviones en los que viajan tienen que volver a destino por culpa de las averías. El último caso ha tenido lugar este viernes cuando la aeronave en la que viajaba el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha tenido que regresar a Dublín después de que se encendiese una luz de alerta, según han informado fuentes gubernamentales. 

El avión, un Falcón 900 de la Fuerza Aérea Española con base en Torrejón, ha vuelto a la capital irlandesa quince minutos después del despegue (a unos 300 pies del suelo), cuando se iluminaron en cabina las luces de aviso de fallo REV UNLOCK y TRANSIT que indicaban que la reversa del motor nº 2 no estaba  blocada y segura en la posición de plegada.

La tripulación aplicó el correspondiente procedimiento de actuación para estos casos, pese a ser un fallo menor. Una vez efectuadas las acciones no desapareció el aviso de fallo por lo que la tripulación, siguiendo los pasos establecidos en el procedimiento para esta contingencia, solicitó instrucciones al control para regresar y aterrizar.

El avión de Rajoy sufre una avería

 

En ningún momento fue necesario declarar emergencia en vuelo y se realizó un aterrizaje normal. Además del jefe del Ejecutivo, en el aparato se encontraban Carmen Martínez Castro, secretaria de Estado de Comunicación, Jorge Moragas y Álvaro Nadal, director de la Oficina Económica de Presidencia del Gobierno. La delegación española volvía del Congreso del Partido Popular Europeo, donde se ha elegido al luxemburgués Jean-Claude Juncker como candidato de los conservadores europeos a presidir la Comisión Europea.

El ministerio de Defensa envió otro avión Falcon para recoger al Presidente y su equipo, que aterrizaron poco antes de las diez de la noche.

Los problemas del Príncipe

El fallo en el avión del Rajoy se produce dos meses después de que el A310 en el que volaba el Príncipe de Asturias con destino a Honduras tuviera que aterrizar en Santo Domingo. En esa ocasión fue un fallo en el filtro del aceite del aparato el que provocó el incidente. 

La avería provocó entonces un baile en las aeronaves oficiales. Para cerciorarse de que el heredero pudiera volver a España, el Estado envió el Airbus suplente rumbo a Tegucigalpa. Esta situación obligó a Rajoy a tener que pedir prestada una nave belga para poder transportar a toda su comitiva a Roma, donde se iba a reunir con Enrico Letta.

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
14 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios