El año con menos indultos desde 1996
  1. España
se concedieron 'sÓlo' tres por semana

El año con menos indultos desde 1996

El Gobierno aplicó esta medida 204 veces durante 2013. El Tribunal Supremo ha jugado un papel fundamental.

Foto: El Tribunal Supremo tumbó parte del indulto a Alfredo Sáenz. (EFE)
El Tribunal Supremo tumbó parte del indulto a Alfredo Sáenz. (EFE)

Perdonar está pasando de moda. En 2013 el Ministerio de Justicia concedió 204 indultos, el número más bajo desde 1996, según los datos recogidos en el Boletín Oficial del Estado (BOE). El análisis de esta información que lleva a cabo la Fundación Ciudadana Civio a través de su Indultómetro permite visualizar la tendencia a la baja de esta medida judicial.

Los nuevos datos, que incluyen los últimos indultos del pasado año, concedidos el 27 de diciembre, elevan a 10.350 el número total de condonaciones publicadas en el BOE en los últimos diecisiete años. Esta "medida excepcional", como la define la ley, se ha aplicado en una media de 1,49 veces por día en ese período, destaca el análisis de Civio. Considerando sólo los datos de 2013, la media ha sido inferior: tres indultos por semana.

Datos contra opacidad

El trabajo de Civio ha permitido, por primera vez en España, hacer accesibles los datos de los indultos, que se publican cada mes en las páginas del BOE. El Indultómetro, la herramienta de la Fundación, permite a cualquier ciudadano bucear entre todos aquellos concedidos.

Y el acceso de la opinión pública a esta información ha sido una de las claves de la presión social que se ha vivido durante el último año sobre esta medida de gracia: "El año 2013 ha supuesto un punto de inflexión en cómo la opinión pública recibe la concesión tan opaca de los indultos, y a ello contribuye que por primera vez podamos consultar los datos completos y en perspectiva", explica Eva Belmonte, periodista y responsable de proyectos de Civio.

El año 2013 ha supuesto un punto de inflexión en cómo la opinión pública recibe la concesión -tan opaca- de los indultos, y a ello contribuye que por primera vez podamos consultar los datos completos y en perspectiva

En el ámbito judicial también hubo decisiones importantes en 2013. La primera fue en febrero, cuando el Tribunal Supremo tumbó parte del indulto al exconsejero delegado del Banco Santander, Alfredo Sáenz. El Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero había agraciado a Sáenz al final de su último mandato, en noviembre de 2011, pero el Máximo Tribunal consideró que el Ejecutivo se extralimitó al intentar suprimir sus antecedentes penales para que se mantuviera en su puesto como número dos de Emilio Botín.

El Tribunal corrigió también las decisiones del actual Gobierno. En diciembre de 2012, Alberto Ruiz-Gallardón firmó el indulto de Jorge Ríos Salgado, conocido como el conductor kamikaze de Valencia. En 2003 había sido condenado a 13 años de prisión por un delito de conducción grave, con desprecio para la vida de los demás. La familia de la víctima recurrió al Supremo, que en noviembre de 2013 anuló el indulto.

Decisiones polémicas

De los 204 indultos concedidos, 87 fueron por delitos contra la salud pública, 28 por lesiones y 24 por robos.

Los datos del Indultómetro permiten también identificar el Consejo de Ministros más prolífico del año. Fue el del 31 de octubre, que aprobó 23 indultos. En esa sede recibió la gracia también Miguel Ángel Ramírez, presidente de la Unión Deportiva Las Palmas, condenado a tres años y un día de cárcel por las obras ilegales realizadas en una zona de especial protección ambiental. El empresario resultó adjudicatario de varios contratos públicos después de su indulto.

La otra cara de la moneda la representan las 203.000 firmas recogidas a favor del perdón a David Reboredo, condenado por vender 400 miligramos de heroína tras salir de un largo proceso de desintoxicación. El Gobierno lo aprobó en marzo de 2013.

En el ámbito de la corrupción empresarial se encuentra la sentencia contra Antonio Manuel Morales Fernández, empresario sevillano condenado en 2011. Fernández había descapitalizado cuatro sociedades con las que se encargaba de la restauración de varios aeropuertos españoles. La Audiencia Nacional dictaminó que "se desentendió" de sus obligaciones con proveedores, bancos y empleados. Su millonaria estafa a Aena le fue 'perdonada' en abril de 2013.

Indulto Tribunal Supremo Justicia Audiencia Nacional Corrupción Periodismo de datos
El redactor recomienda