El Club de Campo mantiene a 14 periodistas trato vip 'gratis total' como los expresidentes
  1. España
insiste en no desvelar quiénes son

El Club de Campo mantiene a 14 periodistas trato vip 'gratis total' como los expresidentes

Francisco Marhuenda, Ernesto Sáenz de Buruaga o Raúl del Pozo. Son tres de los 14 únicos periodistas que tienen pase VIP 'gratis total' a las instalaciones

placeholder Foto: Vista aérea del madrileño Club de Campo
Vista aérea del madrileño Club de Campo

Francisco Marhuenda, Ernesto Sáenz de Buruaga o Raúl del Pozo. Son tres de los únicos 14 periodistas que forman parte del "reducido grupo" de informadores con acceso vip y gratuito al Club de Campo Villa de Madrid.Un derecho reservado, en principio, para altas personalidades como el presidente del Gobierno y de la Comunidad, los consejeros autonómicosy los ediles del Ayuntamiento o los embajadores extranjeros acreditados en Madrid. El Club aclara que solo tienen tarjeta vip 14 periodistas, pero ni la institución ni el Consistorio de la capital facitan la lista de agraciados o el criterio seguido para otorgarles esta distinción.

El Club de Campo Villa de Madrid,un extraño caso de club deportivo público propiedad del Ayuntamiento y de Patrimonio del Estado que destaca por su exclusividad, sigue sin querer facilitar la lista de personalidades honradas con esta intitución con un pase vip. Sin embargo, una petición de información formulada por David Cabo,patrono fundador de la Fundación Civio, a través de la plataforma tuderechoasaber.es, ha permitido conocer algo más deinformación acerca delos criterios que se han seguido para conceder estas tarjetas.

Cabo formuló supetición el pasado 8 de mayo basándose en el artículo publicado entonces por este diario, en el que se daba cuenta de la larga lista de personalidades que eran agasajadas por esta institución pública, que tiene, por otro lado, una lista de espera para aceptar a nuevos abonados. La cifra superaba las30.000 personas en el año 2000, último del que se tienen datos.

En su respuesta, el director comercial del Club, Matías Barahona, explica queel consejo de administración decidió en 2013 conceder estos pases al presidente del Gobierno y a los expresidentes, al presidente de la Comunidad de Madrid, a los miembros del Consejo de Administración del Club, a los delegados deportivos de la institución, a los concejales del Ayuntamiento (salvo a los cinco de UPyD que, expresamente, renunciaron a ella), a los embajadores residentes en Madrid, a los patrocinadores del Club, a la Junta Directiva de la Real Sociedad de Hípica Club de Campo (la tercera propietaria de la institución). Además, añade en el listado, a 30 miembros de Patrimonio del Estado y a los 14 periodistas ya citados. En ningún caso, el Club facilita los nombres de todo este listado. Tampoco el Ayuntamiento, en quien el Club de Campo delega la responsabilidad de aclarar o no el criterio de concesión de estas tarjetas.

placeholder El director de 'La Razón', Francisco Marhuenda, junto a Ana Mato (Efe)

Entre los afortunados, como ya publicó este diario en mayo, estánel periodista de la Cadena COPE, Ernesto Sáenz de Buruaga; el director de La Razón, Francisco Marhuenda; el presidente del mismo periódico, Mauricio Casals; Fernando Baeta, director de Elmundo.es; el columnista Raúl del Pozo;el director de Interviú, Alberto Pozas, o el exdirector de la Cadena SER, Daniel Gavela, entre otros.

Tal y como informó el Club al Consistorio, a lo largo de2013 se ha producido una importante reducción del número detarjetas vips de regaloy se han eliminado por completo los pases de segunda categoría, los que sólo permitían el acceso al recinto al titular del mismo y no a un acompañante.En 2012, último año del que se tienen datos, el Club concedió 349 pases de primera categoría y 196 de segunda, siempre en base a criterios nada claros.Entre otros, disfrutaron de estos privilegios gente tan dispar como el piloto Carlos Sainz o Luis Alfonso de Borbón, el duque de Feria, Rafa Medina, o los familiares de algunos de los ediles del PP.En ambos casos, las tarjetas vips y las de segunda categoríasólo garantizan el acceso al recinto: los titulares deben abonar, por otro lado, las mismas tarifas de uso de instalaciones que rigen para el resto de los abonados del Club, unos 20.000 euros en total.

Los abonados pagan una cuota de 704 euros al año

Las estrictas normas de acceso al Club de Campo establecen un número cerrado de abonados, que limita el que nuevas personas puedan acceder a esa condición. Para ello, figuran durante años en una lista de espera que sólo corre turno porque alguien se haya dado de baja o por el fallecimiento de alguno de los abonados. La crisis ha hecho que en los últimos años muchas personas lo hayan abandonado pero, por ejemplo, en el año 2000 eran 30.000 personas las que engrosaban dicha lista.

Los abonados ordinarios que no tienen los privilegios de los pases vips pagan una inscripción inicial de 2.200 euros, y una cuota anual de 704 que se paga por semestres. El Club cobra aparte el uso de las instalaciones o la inscripción a determinados deportes (ajedrez, bridge, golf, hípica, hockey, natación, pádel, patinaje y tenis).

Madrid Rafa Medina Cadena Cope Ayuntamiento de Madrid
El redactor recomienda