PP y Cascos aplauden el fracaso de la reforma electoral en Asturias
  1. España
CRISIS EN ASTURIAS

PP y Cascos aplauden el fracaso de la reforma electoral en Asturias

Ambos partidos apuntan a que dicha modificación no interesa a los asturianos que estarían más preocupados por el paro y la crisis económica

Foto: Francisco Álvarez Cascos. (EFE)
Francisco Álvarez Cascos. (EFE)

La presidenta del Partido Popular en Asturias, Mercedes Fernández y su antiguo maestro políticoy hoy enemigo irreconciliable, el líder de Foro Asturias, Francisco Álvarez-Cascos, han hecho causa común con el Gobiernos socialista de Asturias y han aplaudido por innecesaria la ruptura del pacto que posibilitaba una reforma electoral en la comunidad autónoma. Apuntan a quedicha modificación no interesa a los asturianos que estarían más preocupadospor el paro y la crisis económica en la región. La representante del PP llamó la atención sobre la necesidad de llegar a un amplioconsenso para solucionar"los verdaderos problemas de los ciudadanos".

Ya habían manifestado en varias ocasiones -ambas formaciones- su rechazo a una modificación electoral que solo interesaba alos partidos minoritarios, según dejó claro el PP. Peroahora les viene de perlas esta crisis de los tres partidos que suscribieron el texto de la reforma,que estalló en mil pedazos,sin que las dos fuerzas de la derecha hayan hecho el más mínimo esfuerzo parahacerla descarrilar, aprovechando, además,para golpear a UPyD y a su presidenta Rosa Díez por su protagonismo mediático.

A ninguno de losdos -PP y Foro-les conviene un cambio en la ley electoral asturiana ya que con el sistema de circunscripciones ambosarañan algunos diputados a costa de losdos partidos minoritarios que reclaman más proporcionalidad. Por esa razón, en ningún momento apoyaron la propuesta de UPyD e IU ni tampoco hicieron el más mínimo amago para tratar de llegar a un acuerdo que hiciera viable la iniciativa. Y por eso tampoco extrañó que los lideres de la derecha asturiana salieran en tromba a critica la crisis institucional y la "gran pantomima" que supone la proposición no de ley que permitía elegir a 10 de los 45 diputados por cociente y obligaba a todas las formaciones políticas a realizar un proceso de primarias para designa a su cabeza de lista.

La reforma no les interesa a los asturianos

Francisco Álvarez-Cascos llegó a calificar de inaudito que seis diputados de45 (los 5 de IU y el único parlamentario magenta) impusieran a 39 una ley lectoraltodas luces contradictoria con la vertebración territorial de la región. Desde sus filas se puso de relieve que en su día la elección de tres circunscripciones estuvo justificada para evitar que el gran peso de la zona central de Asturias dejara sin representación real a los dos extremos de la región, menos fuertes política y demográficamente.

Además de innecesaria, en las filas del PPse considera que a los asturianos les importa un bledo las demandas de las dos formaciones minoritarios y que la verdadera obsesión de los habitantes de esta comunidad autónoma es que se resuelva el problema del paro y las dificultades de la crisis económica. "Cuando tenemos a cien mil asturianos sin empleo, ninguno de ellos, en ningún momento nos planteó la necesidad de una reforma electoral, sino que resolviéramos el problema del paro" expresó con firmeza Mercedes Fernández.

placeholder Mercedes Fernández, líder del PP en Asturias.

Fernández convocó una rueda de prensa para explicar a los asturianos que su partido no se queda en aspectos secundarios que interesan a pocos, sino que desea solventar las verdaderas preocupaciones de los habitantes e esta región. En este contexto, la representante del partido en la región hizo un llamamiento a todos los grupos parlamentarios para ponersea trabajar en la solución de los problemas económicos y laborales de Asturias, a la vez que daba un toque de atención a quienes se negaron a tomar en consideración una iniciativa par ahorrar costes en la Junta General del Principado y en la presión fiscal.

En el debate sobre la ley electoral irrumpió también el diputado de Izquierda Unida por Asturias, Gaspar Llamazares, quien acusóal PSOE de tratar de hacer victimismo electoral por hacer análisis catastrofistas sobre las consecuencias de la prorroga presupuestaria y preguntó retóricamente por quéal Gobierno de Javier Fernández le interesa más caer en brazos de la derecha, rompiendo lo acordado, que cumplir con la justicia de una ley electoral más adecuada a la proporcionalidad y a los intereses de todos los asturianos.

A pesar de formar parte también del acuerdo para reformar la ley electoral, Izquierda Unida viene manteniendo un perfil más bajo que UPyD,posiblemente porque el documento quejustifica la reforma solo está firmado por los socialistas y el partido de Rosa Díez, aunque también acusa de traicionar la confianza de los ciudadanos al partido de Javier Fernández. A élle critican no haber dadola cara en la explicación oficial, y en rueda de prensa, de lanegativa a secundar la proposición no de ley firmada por ellos mismos, y haya tenido que ser el consejero de la Presidencia el quediera explicaciones públicas. Javier Fernández es bastante remiso a salir a la opinión pública y prefiere que sea sus consejeros los que lidien con las situaciones de enfrentamiento político, probablemente por elhecho de que, como el propio jefe del Ejecutivo reconoció en su discurso de investidura, sea una persona fotofóbica.

Asturias
El redactor recomienda