Es noticia
Menú
El fiasco del nuevo aeropuerto de Murcia amenaza con disparar el déficit
  1. España
SI UN CONSORCIO DE BANCOS EJECUTA UN AVAL DE 197 MILLONES

El fiasco del nuevo aeropuerto de Murcia amenaza con disparar el déficit

El fiasco del nuevo aeropuerto de Murcia en Corvera puede provocar un aumento desmesurado del déficit de la Región si un consorcio de bancos ejecuta el

Foto: El fiasco del nuevo aeropuerto de Murcia amenaza con disparar el déficit
El fiasco del nuevo aeropuerto de Murcia amenaza con disparar el déficit

El fiasco del nuevo aeropuerto de Murcia en Corvera puede provocar un aumento desmesurado del déficit de la Región si un consorcio de bancos ejecuta el aval de la Comunidad Autónoma por 197,5 millones de euros que sirvió para que la concesionaria Aeromur, nucleada en torno a Sacyr, terminara la construcción hace ya más de un año.

De hecho, el Banco Espirito Santo (BES) ya ha pedido una garantía para no ejecutar su parte del aval, que es del 22,5% y asciende a 45 millones de euros. El resto, hasta los casi 200, fue prestado por Caja Segovia, Caixa Tarragona, Caja Sol y el ICO, y gestionado por Caixabanc como agente del crédito, según se publicó en la prensa local, y avalado por la Comunidad Autónoma previa autorización de Bruselas.

Las pretensiones del BES se ven complicadas por la retirada de cuatro (BMN-Cajamurcia, Sabadell-CAM, Inprisma y Cementos La Cruz) de los siete socios de Aeromur, que piden a Sacyr, que controla el 60,6% de la sociedad, que les compre sus acciones. En medio de esta vorágine financiera, Aeromur ha demandado a la Comunidad en los tribunales para renegociar las condiciones del contrato, puesto que no puede abrir el aeropuerto de Corvera aunque lleva ya más de un año terminado.

El consejero de Economía y Hacienda, Juan Bernal, lleva meses intentando que el ministro Cristóbal Montoro permita a la Comunidad Autónoma de Murcia un techo de déficit público para 2013 del 3,1% de su PIB, lo equivale a unos 800 millones de euros. Esa pretensión de la Hacienda murciana casa mal con la media de déficit del 1,2% del PIB propuesta por Montoro para todas las autonomías siguiendo instrucciones de la UE.

Aunque Bruselas haya relajado su exigencia inicial hasta el 1,2%, incluso esta parece difícil de alcanzar para el Gobierno murciano. Por eso, el consejero Bernal batalla sin tregua para obtener un margen superior. Y también por eso la pretensión del BES de ejecutar su parte del aval (40 millones de euros) del total (197,5), gracias al cual se terminó el aeropuerto nuevo, es una bomba de relojería a punto de estallar para las cuentas regionales.

El Gobierno murciano está haciendo encaje de bolillos sobre el papel para definir, sin conseguirlo, cómo reducirá unos 600 millones de déficit de sus presupuestos. Es decir, cómo aplicará mayores recortes de los que ya ha realizado.

Segunda CCAA con mayor déficit en 2012

La pretensión de Bernal tiene, en cualquier caso, pocas posibilidades de éxito, habida cuenta de que Murcia fue la segunda región española con mayor déficit en 2012 (3,02%), sólo por detrás de Valencia (3,45%). Además, Murcia registraba ya en febrero de 2013 un déficit del 0,34% -equivalente a 93 millones de euros- que era la mitad del inicialmente previsto por la Unión Europea para el conjunto de la autonomías españolas, el 0,7%, luego suavizado hasta el 1,2%.

Mientras que la petición del BES sigue sin resolverse, fuentes económicas consultadas se alarman ante la posibilidad de que el resto de bancos participantes en el préstamo sindicado, gestionado por Caixabanc, sigan el ejemplo del banco portugués.

Las condiciones para la ejecución del aval, por otra parte, están sobradamente cumplidas puesto que la calificación financiera de Murcia por las agencias de rating ha descendido casi al nivel de bono basura, como hizo Moody's hace un año, y, además, el aeropuerto tenía que haber empezado a funcionar en julio de 2012, segunda condición para hacer efectivo el préstamo por parte del consorcio bancario, como ya explicó este diario.

Paralelamente, Aeromur, Aena y la Comunidad Autónoma se encuentran enzarzados en una disputa por la paralización de la entrada en funcionamiento del aeropuerto. La concesionaria exige que se cierre el antiguo aeródromo de San Javier (a 20 kilómetros) al tráfico civil y Aena se traslade a gestionar Corvera. Pero la estatal aeroportuaria exige a su vez que se le compensen los casi 70 millones que ha gastado en una segunda pista y una nueva torre de control, entre otras mejoras de aquella instalación.

El descenso del tráfico aéreo impone a Aena su exigencia, puesto que inauguró hace un año -coincidiendo casi con el final de las obras en Corvera- una nueva terminal del aeropuerto de Alicante -a 70 kilómetros de San Javier, 90 de Corvera y también 70 de la ciudad de Murcia- y necesita imperiosamente rentabilizarla.

El fiasco del nuevo aeropuerto de Murcia en Corvera puede provocar un aumento desmesurado del déficit de la Región si un consorcio de bancos ejecuta el aval de la Comunidad Autónoma por 197,5 millones de euros que sirvió para que la concesionaria Aeromur, nucleada en torno a Sacyr, terminara la construcción hace ya más de un año.

Murcia