Marruecos impide la entrada a El Aaiún de los periodistas de 'El País' y 'El Mundo'
  1. España

Marruecos impide la entrada a El Aaiún de los periodistas de 'El País' y 'El Mundo'

Marruecos ha impedido la entrada de los tres periodistas que llegaban en nombre de 'El Mundo' y 'El País', los dos únicos medios de comunicación al

placeholder Foto: Marruecos impide la entrada a El Aaiún de los periodistas de 'El País' y 'El Mundo'
Marruecos impide la entrada a El Aaiún de los periodistas de 'El País' y 'El Mundo'

Marruecos ha impedido la entrada de los tres periodistas que llegaban en nombre de 'El Mundo' y 'El País', los dos únicos medios de comunicación al que Rabat autorizó ayer entrar en El Aaiún. Según fuentes de Prisa, Tomás Bárbulo cogió el avión hacia Marruecos esta mediodía, antes de conocer si ya se había autorizado su entrada en el país.

Ana Romero y Alberto Cuéllar, periodistas del diario de Unidad Editorial, se sorprendieron al ver que no les permitían el acceso. Al contactar telefónicamente con el Gobierno español, le han explicado que el rechazo se debe a un "desajuste técnico". Aun así, los periodistas van a seguir intentando entrar en El Aaiún, ya que consideran que es una "responsabilidad primaria" el tener a los españoles informados sobre los sucesos que siguen aconteciendo en el Sáhara Occidental. Asimismo, han adelantado que van a exigir que el resto de medios de comunicación tenga acceso al lugar de lo hechos.

Ante estas críticas, Alfredo Pérez Rubalcaba se arrugó ante la opinión pública y defendió a su homólogo marroquí, felicitándolo por el hecho de que Marruecos ya había permitido el acceso al Sáhara de la prensa española, aunque sólo pueden pasar dos. Asimismo, Rubalcaba insistió en que habían pedido la entrada de todos para evitar las especulaciones que se están produciendo, pero que el ministro marroquí quiso dar a España el mismo tratamiento que a Francia. "Que accedan los dos periódicos de mayor tirada".

Marruecos considera que la prensa española trabaja con ciertas premisas y "con prejuicios, defendiendo las posturas de los separatistas". Su mayor preocupación es que la información se vuelva en su propia contra. Por eso Taib Cherkaui dejó bien claro a Rubalcaba que los periodistas afincados en el Sáhara Occidental "odian" su país de residencia. Un día antes,  Luis de Vega, el corresponsal de 'ABC' al que se le retiró hace una semana la acreditación del país por "falsificación de hechos", aseguraba que él y sus compañeros que viven en Rabat "aman el país en el que viven". Simplemente se limitan a "informar de lo que sucede cuando ocurren cosas". Porque un periodista "no es ni un activista ni un propagandista".

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más