Es noticia
Menú
La Inspección de Trabajo busca fraudes en contratos temporales en los últimos tres años
  1. Empresas
PARA ELEVAR LA CONTRATACIÓN INDEFINIDA

La Inspección de Trabajo busca fraudes en contratos temporales en los últimos tres años

El ministerio quiere impulsar la contratación indefinida y los inspectores ponen la lupa en las empresas que tienen empleo temporal. Se disparan las actas y sanciones

Foto: Yolanda Díaz, vicepresidenta segunda del Gobierno. (EFE/Cárdenas)
Yolanda Díaz, vicepresidenta segunda del Gobierno. (EFE/Cárdenas)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

El Ministerio de Trabajo y Economía Social tiene claro que quiere impulsar la contratación indefinida. Con este objetivo se impulsó la última reforma laboral, uno de los hitos de la legislatura. Pero el ministerio que dirige la vicepresidenta Yolanda Díaz no se ha quedado ahí. La Inspección tiene en marcha una ofensiva para convertir contratos temporales en indefinidos y ha disparado las actas y las sanciones al encontrar fraudes.

Las inspecciones de Trabajo, según fuentes jurídicas consultadas, cada vez son más agresivas. Ya se ha visto con la histórica propuesta de sanción de 79 millones de euros a Glovo, por el uso de falsos autónomos con sus 'riders'. Pero el meollo está en la contratación temporal. Los inspectores vigilan con lupa que no haya fraudes y obligan a las empresas a convertir los contratos en indefinidos.

Foto: Yolanda Díaz, vicepresidenta y ministra de Trabajo. (EFE/Fernando Alvarado)

Como ya publicó este periódico, hay una campaña de inspecciones para evitar fraudes con la contratación temporal. Primero se envió una carta a 83.000 empresas que, a través de análisis de 'big data', Trabajo había detectado que no cumplen con el nuevo marco laboral con los contratos temporales. El empleo de estas compañías es de casi 200.000 trabajadores. Trabajo dio un mes a estas empresas para regularizar su situación y, en paralelo, lanzó una campaña de inspecciones que se están saldando con actas y sanciones, además de elevar la contratación indefinida.

Pero la vigilancia no se está quedando en la fotografía posterior a la reforma laboral, sino que las inspecciones miran los últimos tres años, según fuentes consultadas de despachos que asesoran a las empresas que reciben la visita de Trabajo. De hecho, está habiendo multas con el nuevo esquema sancionador por no cumplir el nuevo marco laboral, pero también sanciones con el anterior sistema (menos agresivo) por abusar de la temporalidad.

"Se están pidiendo los contratos temporales que ha tenido la empresa en los últimos años para valorar si hay uso fraudulento de la contratación temporal. Y si se llega a la conclusión de que las necesidades para las que se usan son permanentes, se obliga a las empresas a regularizar los contratos en indefinidos", indica Silvia Bauzá, socia de Allen & Overy.

Foto: El ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá. (EFE/Chema Moya)

El periodo de tres años se debe a que es la referencia máxima previa a la reforma sobre concatenación de contratos temporales. En un periodo de 30 meses, los empleados que trabajaran en un plazo superior a 24 meses, con dos o más contratos, pasaban de temporales a fijos. En este sentido, además de obligar a firmar contratos indefinidos, también hay sanciones. Eso sí, con el régimen anterior, ya que la reforma laboral establece que no hay retroactividad con el esquema sancionador actual, que es más agresivo, al establecerse sanciones por cada contrato fraudulento de hasta 10.000 euros en cada caso.

Inspección no está tirando de retroactividad para aplicar la norma, sino que aprovecha las inspecciones para fomentar la contratación indefinida, buscando fraudes con la temporalidad este año, con el marco laboral actual, y previos al 31 de diciembre de 2021, con la normativa anterior a la reforma. Los contratos temporales formativos suscritos antes del 30 de marzo de 2022 y los temporales de obra o servicio o los eventuales firmados antes del 31 de diciembre de 2021 siguen en vigor hasta su duración máxima.

Se trata de la forma habitual de actuar de Trabajo, aunque con el añadido de que se ha intensificado la actividad con el objetivo de evitar un abuso con los contratos temporales. "Lo normal es que manden cartas automáticas desde el organismo central de la Inspección de Trabajo, basadas y desarrolladas con el 'big data', para advertir a empresas de que se han detectado situaciones potencialmente irregulares, para que las revisen y, en su caso, las subsanen. Y que podrían ser visitadas o contactadas por la Inspección de Trabajo de forma particular si no se subsana la situación advertida", arguye Jorge Sarazá, socio de Ceca Magán.

Foto: Foto: Pixabay.

"Con carácter general, lo que he visto son más requerimientos para convertir contratos temporales en indefinidos que actas de infracción propiamente dichas", explica Clara Herreros, socia de Garrigues. "Me estoy encontrando con algunos requerimientos y actas que se amparan en motivos no previstos en la norma (por ejemplo, por haber un número elevado de contratos temporales en la empresa, cuando legalmente no existe un límite en tal sentido) o incluso aplicando las causas de contratación actuales a contratos previos a la reforma", añade.

En la misma línea, Nacho del Fraile, socio de Gómez Acebo & Pombo, comenta que "se están produciendo inspecciones en muchas empresas para comprobar si los contratos temporales celebrados estos últimos años se han formalizado correctamente o en fraude de ley. De hecho, algunos de nuestros clientes han recibido solicitudes de regularización masiva de contratos temporales fraudulentos por parte de la Inspección de Trabajo".

El Ministerio de Trabajo y Economía Social tiene claro que quiere impulsar la contratación indefinida. Con este objetivo se impulsó la última reforma laboral, uno de los hitos de la legislatura. Pero el ministerio que dirige la vicepresidenta Yolanda Díaz no se ha quedado ahí. La Inspección tiene en marcha una ofensiva para convertir contratos temporales en indefinidos y ha disparado las actas y las sanciones al encontrar fraudes.

Las inspecciones de Trabajo, según fuentes jurídicas consultadas, cada vez son más agresivas. Ya se ha visto con la histórica propuesta de sanción de 79 millones de euros a Glovo, por el uso de falsos autónomos con sus 'riders'. Pero el meollo está en la contratación temporal. Los inspectores vigilan con lupa que no haya fraudes y obligan a las empresas a convertir los contratos en indefinidos.

Yolanda Díaz Inspección de Trabajo
El redactor recomienda