Es noticia
Menú
El Corte Inglés vuelve a los beneficios al ganar más de 100 millones en plena crisis del sector
  1. Empresas
LAS VENTAS, AÚN POR DEBAJO

El Corte Inglés vuelve a los beneficios al ganar más de 100 millones en plena crisis del sector

El Corte Inglés respira más tranquilo después de vivir los peores años de su historia debido al impacto de la pandemia

Foto: Un cliente tira de la puerta para entrar en un centro de El Corte Inglés. (Reuters)
Un cliente tira de la puerta para entrar en un centro de El Corte Inglés. (Reuters)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

El Corte Inglés respira más tranquilo después de vivir los peores años de su historia debido al impacto de la pandemia. Según indican fuentes financieras, el 'holding' de los grandes almacenes ha vuelto a los beneficios en el ejercicio fiscal 2021-2022, finalizado el pasado 28 de febrero, con unas ganancias ligeramente superiores a los 100 millones de euros. El recorte de costes, incluido el primer expediente de regulación de empleo (ERE) desde su fundación, y la reapertura parcial de las tiendas han facilitado volver a los números negros. Este ha sido el último año gestionado como consejero delegado por Víctor del Pozo, que fue cesado el pasado mes de marzo, apenas dos meses después de ser renovado.

Según estas fuentes, el consejo de administración de El Corte Inglés se reunió este miércoles para aprobar las cuentas anuales, que presentará a los inversores a principios de junio. Se trata de la primera reunión sin Del Pozo, destituido a finales de marzo, pese a haber sido renovado por cinco años en enero, y ya con el mando poder ejecutivo absoluto de Marta Álvarez, presidenta y primera accionista individual del 'holding', junto con su hermana Cristina.

Los números que visó ayer el consejo son buenos, porque el grupo ha obtenido un beneficio neto próximo a los 120 millones. De esta forma, la compañía ha superado las pérdidas de 2.700 millones del ejercicio precedente, el 2020-2021, afectado de lleno por la irrupción del covid, que forzó el cierre durante muchos meses de sus centros comerciales, con las excepción de las áreas de alimentación y tecnología. Según estas fuentes, las ventas totales ascendieron a unos 12.500 millones, casi un 20% más respecto a los 10.400 millones del año de la pandemia.

Foto: Goya 89. (Cedida)

Tanto el beneficio —unos 120 millones— como la facturación (12.500 millones) están aún lejos de las cifras previas al covid, ya que El Corte Inglés ganó 310 millones y alcanzó un volumen de negocio de 15.260 millones en el año 2019-2020. La explicación principal, además del aumento de los costes de la energía y la logística, es el débil comportamiento del negocio de viajes, muy afectado todavía por las restricciones a la movilidad durante 2021, que apenas aportó 1.000 millones, frente a los cerca de 2.700 millones en un ejercicio normal.

Por el contrario, la división de 'retail', que agrupa sus grandes almacenes, Supercor y Sfera (BriCor e Hipercor se contabilizan dentro de los grandes almacenes) se han acercado más a los números previos a la pandemia. Apenas un 10% por debajo. Según estas fuentes, esta área, la principal del 'holding', registró unas ventas de 11.700 millones, frente a los 13.100 millones sin el impacto del covid-19. La ausencia de turistas internacionales, sobre todo chinos y árabes, que solían generar unos 2.000 millones anuales, y la aparición de la variante ómicron en los dos últimos meses del año fiscal impidieron completar la recuperación.

Aunque el grupo sufrió restricciones parciales en la primera parte del último año fiscal debido a la aplicación del estado de alarma (finalizó el 9 de mayo de 2021), la campaña de verano y parte de la de invierno facilitaron la recuperación de las cifras de ventas en el segundo y tercer trimestre. El Black Friday fue todo un éxito. Sin embargo, la variante ómicron, que apareció a mitad de noviembre, afectó al periodo navideño, época en la que El Corte Inglés se juega cerca de la mitad de las ventas y del beneficio operativo y ventas. De hecho, el crecimiento en el primer semestre fue del 25%, frente al 20% del cómputo global del año.

Foto: El Corte Inglés de Nuevos Ministerios, Madrid. (Reuters)

La facturación no fue todo lo buena que se apuntaba por la última ola del covid, pese al esfuerzo por normalizar el consumo y las reiteradas promociones para acercar al cliente a los centros comerciales sin miedo al contagio, con el gancho de la zona 'gourmet', el área más rentable del grupo. La temporada de rebajas también quedó deslucida. Aun así, la compañía acabó con números negros, gracias principalmente a la aportación de la división digital y, sobre todo, al recorte de costes. La salida de 3.000 personas a través del primer ERE de la historia del grupo de grandes almacenes ha facilitado que El Corte Inglés gane lo mismo mes a mes, aunque facture un 8% menos.

Mejora de la solvencia

A la espera de la recuperación total del negocio, lo que ha mejorado sensiblemente es la salud financiera, ya que El Corte Inglés va a presentar un endeudamiento neto cercano a los 2.500 millones de euros una vez se complete la alianza con Mutua, que ha comprado el 8% del capital y el negocio de seguros y gestión de patrimonios por 1.105 millones. Si completa la venta de varias joyas inmobiliarias en Madrid y Barcelona, el pasivo quedará por debajo de los 2.000 millones por primera vez en más de una década.

Ahora, el grupo, ya con Marta Álvarez al frente del timón, con la ayuda de los dos recientes fichajes, Santiago Bau (Finanzas) y José María Folache (Retail), se enfrenta a la incertidumbre sobre la ralentización económica. Una inquietud que ya se ha dejado notar en compañías comparables a El Corte Inglés, como las estadounidenses Walmart, Target y hasta la propia Amazon. Ambas se han derrumbado en bolsa desde finales de abril por el temor a una caída brusca del consumo por la subida de los precios y el incremento de los tipos de interés, que golpea directamente al bolsillo de los clientes. La compañía española tiene además que hacer frente al aumento de los costes energéticos, que este año le supondrá un gasto adicional de 180 millones.

El Corte Inglés respira más tranquilo después de vivir los peores años de su historia debido al impacto de la pandemia. Según indican fuentes financieras, el 'holding' de los grandes almacenes ha vuelto a los beneficios en el ejercicio fiscal 2021-2022, finalizado el pasado 28 de febrero, con unas ganancias ligeramente superiores a los 100 millones de euros. El recorte de costes, incluido el primer expediente de regulación de empleo (ERE) desde su fundación, y la reapertura parcial de las tiendas han facilitado volver a los números negros. Este ha sido el último año gestionado como consejero delegado por Víctor del Pozo, que fue cesado el pasado mes de marzo, apenas dos meses después de ser renovado.

El Corte Inglés Marta Álvarez Gull
El redactor recomienda