Es noticia
Menú
Grandes empresas romperán los contratos de luz si se aprueba el tope al gas
  1. Empresas
Para rebajar su coste energético

Grandes empresas romperán los contratos de luz si se aprueba el tope al gas

La negociación de contratos de electricidad está completamente parada desde que el Gobierno anunció que intervendría el mercado. Creen que muchos acuerdos previos al decreto se resolverán anticipadamente

Foto: Imagen de recurso de una factura de la luz. (EFE/Juan Carlos Hidalgo)
Imagen de recurso de una factura de la luz. (EFE/Juan Carlos Hidalgo)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

El mundo empresarial empieza a descontar los potenciales efectos de la intervención del mercado eléctrico que España ha solicitado a Bruselas. Tanto desde el lado de las eléctricas como entre grandes consumidores, dan por hecho que si se fija un precio en el entorno de los 100 euros MWh (consecuencia de la propuesta del Gobierno de 'topar' el gas en 30 euros MWh), habrá rupturas de contratos.

Esto es así porque, según detallan a El Confidencial, antes de que el Gobierno anunciase que adoptaría medidas, las grandes empresas habían ya firmado acuerdos para su electricidad para lo que resta de año a un precio que está muy por encima del tope que busca el Gobierno. De esta manera, las empresas consumidoras invocarán las cláusulas de salida incluidas en los contratos para acudir al mercado intervenido y más barato.

La principal consecuencia que ya se está notando, según indican varias fuentes del sector, es que el mercado de contratos a medio y largo plazo se ha frenado en seco. Tanto los consumidores como las eléctricas reconocen que desde que se avanzaron las medidas nadie quiere firmar algo que le vincule para lo que resta de año o más tiempo, dada la incertidumbre actual.

placeholder El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (c), junto con el presidente de Endesa, José Bogas y el presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán. (EFE)
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (c), junto con el presidente de Endesa, José Bogas y el presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán. (EFE)

La propuesta enviada por España a Bruselas aún debe ser aprobada. Y aunque finalmente la norma saliera adelante, nadie sabe a ciencia cierta cuándo ni si llegará en los términos planteados por el Ejecutivo de Pedro Sánchez o, por el contrario, la Comisión Europea hará modificaciones.

En este contexto, desde el lado de las empresas consumidoras aseguran que Iberdrola ha firmado recientemente diversos contratos a un precio de 150 euros MWh hasta final de año. La eléctrica presidida por Ignacio Sánchez Galán, que ha declinado hacer comentarios para este artículo, se expone a que con un precio del mercado intervenido a 100 euros MWh hasta final de año, como busca el Gobierno, muchos de estos clientes invoquen las cláusulas de salida y abandonen sus contratos, con la pérdida de beneficios que les supondría. El propio Galán criticó con dureza esta medida la pasada semana.

Se trataría de un movimiento en sentido contrario de lo que sucedía el pasado verano, tal y como avanzó este medio. Con la subida de precios, la propia Iberdrola y otras firmas rompieron con grandes empresas para aumentar sus ingresos.

Con este panorama, AEGE, ACE y Grancees, tres asociaciones de grandes consumidores de electricidad, que suman el 25% del consumo en España, han lanzado un comunicado público en apoyo a las medidas del Gobierno.

Foto: Torretas en Oviedo (Asturias). (EFE/Paco Paredes)

El consejero delegado de Endesa, José Bogas, ya apuntó la pasada semana sobre esta problemática. "Va a haber muchísimas empresas que, por poner un ejemplo, compraron energía a 150 y ahora la energía va a bajar a 100, por ejemplo, ¿quién compensa esto?".

Fuentes de Endesa indicaron este lunes a la agencia EFE que "el tope al precio del gas que proponen España y Portugal para intentar bajar el precio del mercado mayorista se ha diseñado solo para beneficiar a una parte de los consumidores: los clientes que tienen la tarifa regulada o PVPC y las grandes industrias que se han mantenido indexadas al precio mayorista".

Con esta casuística, hay que tener en cuenta que gran parte de la electricidad se ha negociado en contratos bilaterales en los últimos meses a precios por encima del tope que busca el Gobierno, por lo que el conflicto entre eléctricas y clientes está servido.

Foto: Pedro Sánchez se reúne con las principales eléctricas. (EFE/Pool/Moncloa/Fernando Calvo)

Fuera de los grandes consumidores, el mercado minorista es diferente, pero el tope que busca el Gobierno también acabaría por provocar cambios contractuales. La tarifa regulada PVPC, indexada al mercado mayorista, bajaría drásticamente. Esto provocaría que muchos clientes optaran por esta opción, ya que entre consumidores residenciales no suele haber tantos compromisos de permanencia.

Un movimiento contrario al experimentado en los últimos meses. Después de años perdiendo clientes, en el último trimestre de 2021, con los precios disparados, las grandes eléctricas recuperaron usuarios, según los datos de la CNMC avanzados por este medio. Ahora está por ver la decisión final de Bruselas.

El mundo empresarial empieza a descontar los potenciales efectos de la intervención del mercado eléctrico que España ha solicitado a Bruselas. Tanto desde el lado de las eléctricas como entre grandes consumidores, dan por hecho que si se fija un precio en el entorno de los 100 euros MWh (consecuencia de la propuesta del Gobierno de 'topar' el gas en 30 euros MWh), habrá rupturas de contratos.

Comisión Europea Endesa Ignacio Sánchez Galán Inflación
El redactor recomienda