Ofrecido por
Imagen de recurso de la noticia

La pyme que lleva internet a los pueblos más pequeños de España

Hacia un futuro mejor

Isabel Rodríguez

Free Technologies Excom empezó como una ingeniería de telecomunicaciones hace dos décadas en Madrid, hoy opera en las zonas más rurales del país

Enclavada a medio camino entre el Parque Natural de Las Batuecas-Sierra de Francia y la Reserva Natural Garganta de los Infiernos, la localidad salmantina de Valbuena tiene algo especial. Con apenas 37 habitantes y ubicada en plena comarca de la Sierra de Béjar, ofrece a sus habitantes un entorno natural privilegiado. Pero también un lugar perfecto para retirarse a teletrabajar alejados del mundanal ruido.

Pese a la falta de servicios de la que, con frecuencia, adolecen las zonas rurales más despobladas de España, esta es una —la más pequeña— de las muchas poblaciones repartidas por todo el país a las que Free Technologies Excom ha llevado internet en los últimos diez años.

La pyme que hoy dirige Luis Abenza tiene poco que ver con la idea inicial que él y su padre pusieron en marcha hace ya más de dos décadas. Lo que empezó siendo una ingeniería de telecomunicaciones que prestaba servicios en Madrid, pronto evolucionó para dar respuesta a las necesidades de sus propios clientes que, en muchos casos, demandaban servicios para sus naves o fábricas emplazados en entornos más rurales.

“Tuvimos que adaptar nuestra oferta para completar nuestra gama de servicios y comenzamos a especializarnos en llevar internet y conectividad a esas zonas más rurales. A partir de ahí empezamos a dar servicio a clientes finales, particulares, etc. y nació lo que es Excom a día de hoy como operador”, recuerda el cofundador de la compañía.

Es precisamente ahí, en esas zonas donde el diseminado de las viviendas es elevado y las pequeñas poblaciones rurales viven amenazadas por la despoblación, donde el papel de la pyme se ha convertido en un aliado clave. Como operador de telecomunicaciones de proximidad presta servicios de internet, telefonía fija y móvil. Pero su aportación al territorio va más allá.

“Contratamos y formamos personal y, de alguna manera, parte del beneficio se queda en las propias zonas donde estamos operando”

No es solo que sus servicios abran la puerta a la digitalización de estas poblaciones en condiciones de calidad, precio y velocidad similares a las de las grandes ciudades. En realidad, “nos posicionamos casi como un vecino más en las poblaciones donde trabajamos. Queremos ser el operador de allí y sentirnos identificados con los pueblos donde estamos dando servicio”, explica Luis.

Para conseguirlo cuentan con una veintena de tiendas a través de las que prestar una atención cercana al cliente. Además, apuestan por crear equipos locales con los que contribuyen a fijar población. “Nuestra presencia y el trabajo que hacemos en las zonas donde ofrecemos nuestros servicios acompaña al desarrollo de las propias zonas. Al final contratamos y formamos personal y, de alguna manera, parte de nuestra actividad y el beneficio que genera se queda en las propias zonas donde estamos operando”.

La zona de Levante —comprendida, principalmente, entre Valencia y Murcia—, Castilla-La Mancha, el sur de Andalucía, Tenerife y algunas poblaciones de Salamanca son, en la actualidad, las principales zonas donde la operadora presta servicio. Sin embargo, sus planes de futuro son optimistas y prevén ser seis veces más grandes de lo que son ahora en los próximos tres años. Para ello cuentan con la ayuda de Banco Santander que, desde hace ya dos años, apoya a la compañía mediante el Fondo Smart, “una línea de financiación que nos permite seguir creciendo al ritmo que queremos”, asegura Abenza.

Más altas en zonas rurales durante la pandemia

Pese a que la crisis sanitaria ha dejado tras de sí muchos datos negativos, en lo que respecta a las zonas rurales ha supuesto todo un revulsivo. Si durante los meses más duros de la pandemia y los primeros meses de la desescalada se convirtieron en auténticos refugios ‘anticovid’ —dada la baja incidencia en muchas de estas áreas—, con el paso del tiempo, han visto cómo el interés por estos entornos alejados de las aglomeraciones de las grandes ciudades crecía como lo hacían también las posibilidades que ofrecía el teletrabajo. Así lo refleja una encuesta de Kronos Home: siete de cada 10 encuestados prefiere vivir lejos del centro urbano, ya sea a las afueras de la ciudad (34,1%) o en zonas rurales con campo o montaña (37,5%).

Siete de cada 10 encuestados prefiere vivir lejos del centro urbano, ya sea a las afueras de la ciudad (34,1%) o en zonas rurales con campo o montaña (37,5%)

En esa coyuntura el papel de Excom ha sido clave. El trabajo de dos décadas no solo ha permitido ralentizar el proceso de despoblación en muchas zonas, sino que, el interés de la gente por volver a las poblaciones rurales durante la pandemia se ha visto beneficiado por la existencia de su red de comunicaciones. “Si no estuviésemos dando este servicio de internet, no podrían volver a estas poblaciones a teletrabajar”, explica el CEO de la operadora, que añade que “hemos tenido un crecimiento bastante interesante en estas poblaciones por este éxodo, esa vuelta de las ciudades a las pequeñas poblaciones”.

El incremento en las altas se ha notado sobre todo en las poblaciones más rurales y pequeñas. “En Castilla La Mancha, por ejemplo, llegó al 20%, algo que ha compensado el descenso en la actividad de algunas zonas costeras y más turísticas, donde se redujo la actividad económica, el uso de segunda residencia y la afluencia de turistas”.

Desde dotar de conectividad a cada uno de los ayuntamientos de la provincia de Málaga, hasta llevar internet a un recóndito pueblo salmantino. Son muchos los hitos conquistados por la compañía, que busca “generar una relación a largo plazo con nuestros clientes”, como explica su cofundador. “Queremos posicionarnos como el principal operador local de ámbito nacional. No queremos limitar dónde vamos a trabajar, lo que sí que vamos a trabajar es con nuestros valores de proximidad y cercanía”.

Artículos relacionados

Banner hacia un futuro mejor