Alternativa al tabaco: Logista crece tanto en 'pharma' que reportará sus números aparte
  1. Empresas
EN LA PENÍNSULA IBÉRICA

Alternativa al tabaco: Logista crece tanto en 'pharma' que reportará sus números aparte

El sector del tabaco busca desesperadamente abrirse más allá de este negocio en declive. El coronavirus ha impulsado la transformación de la distribuidora española en nuestro país

Foto: Una trabajadora del Centro de Logista Pharma. (EFE/Rodrigo Jiménez)
Una trabajadora del Centro de Logista Pharma. (EFE/Rodrigo Jiménez)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

Pescar en río revuelto. En un momento en que las empresas todavía intentan recomponerse del golpe del coronavirus, Logista consigue más impulsos para su cambio de rumbo. La compañía de distribución busca diversificarse más allá del negocio de tabaco para enfocarse en nuevos horizontes, entre los cuales el reparto de productos farmacéuticos es clave. Se trata de un segmento que ha crecido tanto en el último año, participando en la distribución de vacunas contra el covid-19 y otros bienes, que la empresa empezará ahora a reportar sus números de forma independiente, igual que ya hace con el tabaco.

Así se desprende del último informe de su ejercicio fiscal para 2021 (desde el 1 de octubre de 2020 hasta 30 septiembre de 2021). “Dada su creciente relevancia, 'pharma' comenzará a reportarse a partir de este cierre de modo separado, quedando en ‘Otros negocios’ la actividad de Logista Publicaciones”, explica la compañía en el informe. Según revela, la distribución de tabaco y otros productos relacionados en la península Ibérica, su tercer mercado después de Francia e Italia, registró un alza de los ingresos del 3,4%, hasta los 2.875 millones de euros. Esto supone un 86% de su negocio en nuestro país.

Por su parte, la distribución farmacéutica apenas alcanzó un 5,4% de los ingresos totales al alcanzar los 180,8 millones de euros. Sin embargo, la evolución respecto al ejercicio anterior es mucho más fuerte: ‘pharma’ crece un 25% interanual.

Foto: EC

Esta evolución de los distintos negocios se da en un momento en que las empresas vinculadas al tabaco buscan alternativas al que ha sido su negocio durante décadas. El caso más conocido es el de la histórica tabaquera Philip Morris. La compañía quiere canibalizar los cigarrillos de combustión con nuevas tecnologías de combustión (el llamado IQOS). Eso sí, insisten en que su público objetivo nunca será aquel que no fume ya.

Por esa regla de tres, el consumidor de nicotina está condenado a desaparecer. ¿Luego qué? Hasta hace poco, la multinacional se había mostrado reticente a desvelar ese horizonte, pero este año ya ha empezado a revelar sus planes de ampliar el uso de la tecnología ‘heat not burn’ para otros medios, como el farmacéutico. De hecho, este 2021 Philip Morris ha adquirido la compañía de inhaladores médicos Vectura por cerca de 1.200 millones de euros. Así, el tabaco buscará en el futuro hacer caja con la antítesis del tabaco: la salud.

Una tendencia que se ha acelerado a fuerza de la llegada del coronavirus. Según constata Logista, los productos de conveniencia y de tabaco están intrínsecamente ligados a la evolución del turismo, aunque el negocio de la empresa no se viese golpeado por las medidas de contención de la pandemia al ser considerados sus productos un bien de primera necesidad.

Foto: Andre Calantzopoulos (Philip Morris)

En cambio, el área de ‘pharma’ “ha desempeñado una labor fundamental durante la pandemia, destacando la gestión y entrega del material sanitario de protección y test del covid-19 a nivel nacional, la distribución a hospitales de los medicamentos críticos para el covid-19 y el transporte y la logística de las vacunas en España”, detalla la empresa en el informe.

A largo plazo, la empresa es consciente de la celeridad de este cambio de rumbo. En el informe, constata a sus accionistas el “riesgo en el éxito de la expansión en los distintos negocios de Logista, para compensar una posible aceleración en el ritmo de reducción del mercado de tabaco junto con una desalineación con el mercado en relación con las políticas de sostenibilidad”. La empresa avista la amenaza de que se implanten “nuevas políticas antitabaquismo que conlleven la reducción del consumo de tabaco, no siendo Logista capaz de compensar esta bajada con el crecimiento en otros negocios”.

La hoja de ruta es clara: diversificación, aunque sin sacrificios excesivos. "En línea con los planes estratégicos de Logista, cuyo foco esencial es aportar crecimiento adicional y diversificación a la base actual de negocios, el grupo continúa buscando oportunidades de adquisición de empresas de pequeño/mediano tamaño complementarias y sinérgicas". "En todo caso, el mantenimiento de la política de dividendos será una prioridad para Logista", avisa la compañía en el informe a los accionistas.

Más allá de la creciente presión regulatoria, Logista también se enfrenta a una filosofía de inversión cada vez más extendida en el mercado: la que usa criterios ESG (de medioambiente, sociedad y buen gobierno). En el último año, sube casi un 10% en bolsa, si bien se deja en torno a un 7% en las últimas dos sesiones.

Pescar en río revuelto. En un momento en que las empresas todavía intentan recomponerse del golpe del coronavirus, Logista consigue más impulsos para su cambio de rumbo. La compañía de distribución busca diversificarse más allá del negocio de tabaco para enfocarse en nuevos horizontes, entre los cuales el reparto de productos farmacéuticos es clave. Se trata de un segmento que ha crecido tanto en el último año, participando en la distribución de vacunas contra el covid-19 y otros bienes, que la empresa empezará ahora a reportar sus números de forma independiente, igual que ya hace con el tabaco.

Tabaco
El redactor recomienda