El BCE penalizará el próximo año a los bancos más expuestos al riesgo climático
  1. Empresas
TEST DE ESTRÉS

El BCE penalizará el próximo año a los bancos más expuestos al riesgo climático

El impacto será indirecto, a través de los requerimientos de capital (P2R). El supervisor quiere que las entidades adapten sus modelos de negocio y gobernanza al nuevo entorno

Foto: Christine Lagarde y Luis de Guindos, presidenta y vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE). (Reuters)
Christine Lagarde y Luis de Guindos, presidenta y vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE). (Reuters)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

"Los bancos están sintiendo el calor". Con esta metáfora resumió la nueva política sobre el cambio climático del Banco Central Europeo (BCE) el vicepresidente de su Consejo de Supervisión, Frank Elderson. El organismo europeo anunció este martes que el nexo bancario con los riesgos climáticos se analizará por primera vez en cuenta en 2022, dentro del examen que hace todos los años a las 114 entidades supervisadas.

Se trata de la segunda gran decisión al respecto del BCE, tras la convocatoria de unos test de estrés climáticos que se llevarán a cabo el próximo año. Estos no serán públicos ni tendrán un efecto directo sobre su capital. La decisión del BCE de incorporar los datos climáticos al examen de capital es nueva, y se comunicó este lunes a los consejeros delegados de los principales bancos del continente.

Foto: Andrea Enria, presidente del Mecanismo Único de Supervisión (MUS) del BCE. (Reuters)

"El resultado de los test de estrés se integrará en el proceso de revisión y evaluación supervisora ​​[SREP, por sus siglas en inglés] utilizando un enfoque cualitativo. No se prevé un impacto directo sobre el capital a través de la Orientación del Pilar 2 [P2G]. Un posible impacto del ejercicio será indirecto, a través de las puntuaciones del SREP en los requisitos del Pilar 2 [P2R]", expone la carta enviada a los bancos.

El SREP es un examen que se hace todos los años a los bancos europeos. Analiza el modelo de negocio, los riesgos de capital, el gobierno corporativo y la liquidez, entre otros factores. Y de él salen dos notas: el P2R, un requerimiento de capital que depende del perfil de riesgo de cada banco y que se anuncia ante el mercado a finales de año, y el P2G, un colchón adicional que el BCE 'recomienda' tener a las entidades y cuya cuantía no es pública.

Primeras pruebas

La decisión del BCE implica un cambio respecto a las últimas pruebas de resistencia, que tuvieron lugar el pasado mes de julio y que analizaron toda la cartera de las entidades, no solo el riesgo climático. Las entidades que peor resultado tuvieron en ellos van a tener un impacto directo en el colchón de capital P2G, algo que en España afectará a Sabadell y Cajamar, como adelantó este medio.

placeholder Sede del BCE en Fráncfort. (Reuters)
Sede del BCE en Fráncfort. (Reuters)

Frente a ello, los test climáticos de 2022 no tendrán ningún efecto sobre el colchón P2G, pero sí afectarán a la valoración del otro examen de capital, P2R. Elderson no aclaró el impacto final que puede implicar: "La importancia de esto dentro del SREP es difícil de decir, depende de los modelos de negocio de los bancos, su exposición, dónde se encuentren...".

Una de las dificultades del BCE con esta exposición de los bancos es cómo cuantificar los riesgos. Para ello, el supervisor ha estructurado el examen en tres partes. Una primera con un cuestionario para evaluar cómo se está adaptando a este nuevo riesgo cada entidad. Una segunda en la que se comparará a todos los bancos en función de una serie de métricas como la exposición a empresas industriales intensivas en carbón y el volumen de emisiones de gas que financian. La tercera parte estresará la cartera de las entidades para comprobar cómo de vulnerables son a un repunte del precio de las emisiones en los próximos tres años, cómo responderían a eventos climáticos extremos y cómo van a responder a los cambios previstos en los próximos 30 años.

"Los bancos están sintiendo el calor". Con esta metáfora resumió la nueva política sobre el cambio climático del Banco Central Europeo (BCE) el vicepresidente de su Consejo de Supervisión, Frank Elderson. El organismo europeo anunció este martes que el nexo bancario con los riesgos climáticos se analizará por primera vez en cuenta en 2022, dentro del examen que hace todos los años a las 114 entidades supervisadas.

Banco Central Europeo (BCE) Banca
El redactor recomienda