China se quedará con el 85% de Mediapro y lamina la participación de Roures y Benet
  1. Empresas
ANTE LA PROPUESTA ACREEDORA

China se quedará con el 85% de Mediapro y lamina la participación de Roures y Benet

La propuesta de Orient Hontai, que está dispuesto a aportar 620 millones, supone diluir a los dos fundadores actuales y a WPP desde el 45% actual a apenas un 15% de la compañía

Foto: Jaume Roures. (Reuters)
Jaume Roures. (Reuters)

Orient Hontai, el principal accionista de Mediapro, está dispuesto a echar el resto para garantizar la viabilidad de la productora audiovisual gestionada por Jaume Roures. El grupo chino ya ha formalizado ante los acreedores su propuesta de inyectar hasta 620 millones de euros para salvar la compañía, aportación de fondos que le daría la propiedad del 85% del grupo y supondría un cambio drástico en el acuerdo parasocial con el empresario catalán, así como una dilución muy significativa de los actuales accionistas y gestores.

Según fuentes próximas a las negociaciones, Orient Hontai ha planteado destinar 400 millones de euros a repagar parte de los cerca de 900 millones de deuda que arrastra Mediapro, muy golpeada por el covid-19. Los restantes 220 millones irán directamente al patrimonio de la productora de series y de un buen número de torneos deportivos, como LaLiga española. Esta operación requiere la aceptación por parte de los acreedores, a los que se les pedirá una quita, y de sus socios accionistas, los cuales verán reducida su participación del 46% actual a apenas un 15%. Una proporción que podría ser mayor, hasta un 30%, en función de los resultados futuros.

En la actualidad, el capital de Mediapro se reparte entre Orient Hontai, dueño del 54% de las acciones, seguido por la multinacional británica de la publicidad WPP, con el 22%. Roures y Tatxo Benet, su socio histórico, controlan el 24%, a razón de un 12% cada uno de ellos. El desembolso del fondo chino, que en 2018 pagó 1.109 millones por su participación, supone a grandes rasgos dejar a los dos principales gestores con apenas un 8% en total, mientras que WPP retendría cerca de un 7%.

Foto: Jaume Roures, presidente de Mediapro. (EFE)

La compañía inglesa ya provisionó a cero su paquete de acciones en Mediapro, al apuntarse un deterioro de 255 millones de libras esterlinas (300 millones de euros) contra las cuentas de la matriz en 2020. Por lo tanto, ya dio por perdida su inversión en la productora española, en la que está representada por dos consejeros. Pero la dilución dejaría a Roures y Benet con una participación residual en la compañía que fundaron, por lo que están negociando con Orient Hontai un nuevo marco de colaboración para mantener sus asientos en el órgano de gestión y su poder como principales directivos.

Según otras fuentes, los dos empresarios habían apostado por la opción de Searchlight e Invesco, dos fondos de capital riesgo que compraron a descuento un tercio de la deuda de Mediapro. Ambos fondos de ‘private equity’ se comprometieron a canjear por capital los cerca de 200 millones adquiridos con una rebaja de cerca del 30% sobre su valor nocional e inyectar otros 150 millones para estabilizar el patrimonio de la sociedad, así como a concederle un préstamo puente de 60 millones para atender a las deudas ya impagadas. Unos 90 millones que quedaron al descubierto el pasado mes de junio.

placeholder Logo de Mediapro. (Reuters)
Logo de Mediapro. (Reuters)

Como con este planteamiento todos los accionistas también se diluirían, estas fuentes indican que Searchlight e Invesco habían ofrecido a Roures y Benet unas opciones para recuperar sus respectivos paquetes del 12% si Mediapro volvía a los niveles de ingresos y beneficio de explotación o ebitda previos a la pandemia. Unos derivados o 'warrants' por los que los dos principales gestores seguirían al frente del grupo y mantendrían su dinero. Además, con esta apuesta, los chinos perderían toda la influencia en el 'holding' Joye Media, la última sociedad propietaria de Mediaproducciones, en la que ahora tienen seis consejeros.

Pero la irrupción de Orient Hontai ha echado por tierra la opción de Searchlight e Invesco y los planes de Roures y Benet, ya que un accionista tiene prevalencia a la hora de proponer una solución con dinero en efectivo sobre un acreedor. Y el grupo asiático ha tomado ventaja, puesto que exige a los fondos que compraron la deuda el mismo sacrificio que pidió en julio a los dueños. Según otras fuentes, Orient cuenta con los dos gestores, pero siempre y cuando acaten el nuevo equilibrio de poder y firmen una modificación significativa del pacto parasocial. Con esta vía, los dos fundadores de Mediapro podrían recuperar hasta un máximo de un 6% cada uno.

Foto: Jaume Roures, presidente de Mediapro. (EFE)

El conjunto de acreedores, con Deutsche Bank a la cabeza, ha dado ya hasta cuatro prórrogas a Mediapro para que haga frente a sus obligaciones impagadas, así como al cumplimiento de las ratios financieras a las que se comprometió cuando firmaron el crédito sindicado de 920 millones en 2018. Entre otros términos, a tener un apalancamiento o endeudamiento por debajo de las cinco veces su ebitda, ecuación que actualmente estaba por encima de ocho.

La comunicación es constante porque se confía en un acuerdo al haber dos propuestas encima de la mesa, lo que demuestra el interés por la compañía, cuyos resultados están yendo mejor de lo esperado. Rothschild está negociando en nombre de todos los accionistas, mientras que Houlihan Lokey defiende los intereses de los acreedores.

Orient Hontai, el principal accionista de Mediapro, está dispuesto a echar el resto para garantizar la viabilidad de la productora audiovisual gestionada por Jaume Roures. El grupo chino ya ha formalizado ante los acreedores su propuesta de inyectar hasta 620 millones de euros para salvar la compañía, aportación de fondos que le daría la propiedad del 85% del grupo y supondría un cambio drástico en el acuerdo parasocial con el empresario catalán, así como una dilución muy significativa de los actuales accionistas y gestores.

Mediapro Jaume Roures Searchlight Invesco WPP Orient Hontai Capital
El redactor recomienda