El Corte Inglés se lanza a por 1.500 millones de beneficio operativo para salir a bolsa
  1. Empresas
NUEVO PLAN ESTRATÉGICO

El Corte Inglés se lanza a por 1.500 millones de beneficio operativo para salir a bolsa

La junta general de accionistas del 'holding' aprobará este viernes el nuevo plan estratégico, que incluye objetivos de ebitda y de reducción de deuda para cotizar en bolsa

placeholder Foto: Centro comercial de El Corte Inglés. (iStock)
Centro comercial de El Corte Inglés. (iStock)

El Corte Inglés celebra este sábado la junta general de accionistas del ejercicio 2020-2021, un acto en el que se iba a certificar la paz familiar entre los descendientes de los fundadores. Pero la pandemia, que ha provocado las mayores pérdidas en los 86 años de historia del 'holding', ha acelerado el rediseño del grupo, cuyo consejo presentará un plan estratégico hasta 2026 que tiene como objetivo principal prepararse para la salida a bolsa.

Según indican fuentes próximas a la compañía, El Corte Inglés ha incluido en su nueva hoja de ruta alcanzar los 1.500 millones de euros de beneficio bruto de explotación o ebtida, el indicador que sirve para medir su capacidad de generar dinero y que a su vez usa la banca que lo financia para evaluar su solvencia. Estos 1.500 millones supondrían un crecimiento del 37% respecto a los 1.090 millones que el grupo de grandes almacenes obtuvo en el ejercicio 2019-2020 y una mejora anual del 7,5% durante la duración del plan estratégico.

Foto: El Corte Inglés de Nuevos Ministerios, Madrid. (Reuters)

Ese aumento del beneficio de explotación se pretende que vaya acompañado de una reducción de la deuda de entre 1.500 y 3.000 millones, desde los 3.800 millones actuales. El Corte Inglés ha puesto en marcha un plan de desinversiones, principalmente inmobiliarias, para bajar el apalancamiento, con el objetivo de conseguir en dos años el ‘investment grade’ o grado de solvencia. La compañía ha conseguido que Standard & Poor´s, Moody’s y Fitch mantengan, pese a los casi 3.000 millones de pérdidas del pasado año, la calificación financiera, si bien con perspectiva negativa.

Para cambiar este signo y mejorar el 'rating', lo que le permitiría financiarse a un coste más barato, Víctor del Pozo, consejero delegado, se ha comprometido con S&P, Moody´s y Fitch a vender activos y recortar los costes, con nuevos planes de ajuste si fueran necesarios tras el ERE de 3.000 personas aprobado a finales de 2020. Dos factores que se combinarán con la nueva estrategia de diversificación, con la entrada en negocios como los bancarios, los de servicios (alarmas, limpieza), telecomunicaciones (alianza con MásMóvil) y energía, así como la digitalización, canal por el que el grupo ya factura unos 1.800 millones de euros. Estas actuaciones deberían traducirse en un beneficio bruto antes de impuestos de casi 1.000 millones de euros, algo más del doble respecto a los 388 millones que ganó en el año previo a la pandemia.

El jeque de Oriente Medio pactó con ECI que a partir de 2020 se empezarían los preparativos para saltar a los mercados de capitales

Estos números serían la invitación para la salida a bolsa, a la que tiene derecho Hamad bin Jassim bin Jaber al Thani, el inversor catarí propietario del 10% del capital. El jeque de Oriente Medio pactó con El Corte Inglés que a partir de 2020 se empezarían los preparativos para saltar a los mercados de capitales con el fin de recuperar los 1.000 millones que prestó en su día al grupo. Pero la irrupción de la pandemia paralizó el pasado año estos planes, cuya próxima fecha clave es 2024. Marta Álvarez, presidenta del 'holding', ha mantenido conversaciones con el consejero del inversor catarí para alargar al menos un año ese plazo, con la intención de maximizar el valor de la compañía.

Cuando Al Thani entró en el accionariado en 2015, El Corte Inglés alcanzó una valoración de 10.000 millones de euros. Pero las últimas transacciones internas, realizadas a un precio muy inferior, y, sobre todo, el impacto del covid-19 han golpeado la potencial capitalización del 'holding'. Empresas comparables como la británica Mark & Spencer y la estadounidense Macy´s han perdido cerca de dos tercios de su valor en bolsa en los últimos cinco años.

Foto: Supermercado Sánchez Romero.

Del Pozo está convencido de que El Corte Inglés debe pisar el acelerador de la transformación hacia un modelo más moderno, adaptado a los nuevos hábitos de consumo, para lo que deberá continuar con el cierre de los centros comerciales que no son rentables —unos 20 de los cerca de 100 que componen la red—, ajustar plantilla e invertir en los negocios con más margen, como el de viajes y el turismo, con miras a la recuperación posterior a la pandemia. Prueba de ello han sido las recientes operaciones corporativas con Logitravel y Sánchez Romero.

El consejero delegado, al que Marta Álvarez ha dado toda su confianza junto a José Ramón de Hoces, el abogado de la casa, se juega mucho a título personal. Entre otras cosas, un plan de incentivos de más de 30 millones de euros.

El Corte Inglés celebra este sábado la junta general de accionistas del ejercicio 2020-2021, un acto en el que se iba a certificar la paz familiar entre los descendientes de los fundadores. Pero la pandemia, que ha provocado las mayores pérdidas en los 86 años de historia del 'holding', ha acelerado el rediseño del grupo, cuyo consejo presentará un plan estratégico hasta 2026 que tiene como objetivo principal prepararse para la salida a bolsa.

Noticias de El Corte Inglés Víctor del Pozo Marta Álvarez Gull Junta General de Accionistas Salidas a bolsa
El redactor recomienda