Godó negocia con Oughourlian para ser el primer accionista español de Prisa Media
  1. Empresas
COMPARTIR PESO CON VIVENDI

Godó negocia con Oughourlian para ser el primer accionista español de Prisa Media

El acuerdo está cerrado, aunque falta por desarrollar la separación del grupo y la asignación de porcentajes accionariales

placeholder Foto: El conde de Godó (c), junto a sus hijos Ana y Carlos.
El conde de Godó (c), junto a sus hijos Ana y Carlos.

Ser más importantes en Madrid. Bajo este repetido mantra, Carlos Godó acaricia la oportunidad de hacerlo a través de Prisa. En concreto, del negocio de Media que resultará de la división del grupo en dos compañías. Según fuentes involucradas en el proceso, el consejero delegado de Godó negocia con Joseph Oughourlian, presidente y primer accionista a través de Amber Capital, la forma de convertirse en el socio español de referencia, con una participación que le garantice al menos un puesto en el consejo de administración.

Después de barajar diferentes opciones para crecer en Madrid, incluidas algunas cabeceras de información económica, todas descartadas al final por el veterano Javier Godó (80 años), la ocasión se ha puesto a tiro con la división del Grupo Prisa. Y así se ha trasladado ya al Palacio de la Moncloa hace unas semanas. En concreto, al jefe de gabinete del presidente, Iván Redondo, aprovechando un encuentro con editores para resolver asuntos sectoriales, como la implantación de la tasa Google y el reparto de los fondos europeos Next Generation.

Foto: EC.

La familia Godó goza de una posición de privilegio para consumar este plan: ya es socia de Prisa a través del 18% que tiene de la Cadena SER. El plan pasa por convertir esta posición minoritaria, histórica fuente de dividendos para el editor catalán, que salió del consejo hace años, en una participación de Prisa Media. Falta saber a cuánto asciende el canje y si será suficiente para tener asiento en el nuevo consejo de administración u obligará a un desembolso extra para llegar ese umbral, con el peso de Vivendi como referencia.

De esta manera, Oughourlian consigue un aval complementario doble para afrontar con garantías la división entre Santillana y Prisa Media. Por un lado, porque lo hará de la mano de un socio industrial (propietario de 'La Vanguardia', 'Mundo Deportivo', RAC1 y 8TV) que además, sobre el papel, garantiza la españolidad del negocio editorial como contrapeso de la francesa Vivendi, que controla desde hace solo unos meses un 10% de Prisa. Y por otro, porque el perfil editorial de Godó no genera rechazo dentro del Palacio de la Moncloa.

La familia fundadora de 'La Vanguardia' tiene ante sí la oportunidad de hacerse con la llave de Prisa Media

La operación no está exenta de riesgos para Godó, aunque menores que otros barajados recientemente, como la compra de Prisa Radio o la participación de Telefónica (9,4%), contempladas hace meses. Sin embargo, el pulmón financiero del editor catalán es limitado, ya que desde 2007 la facturación del grupo es decreciente (162 millones en 2019, un 50% menos que el año cumbre) y sus beneficios se han estabilizado en torno a los seis millones (un 25% son subvenciones) después de un ejercicio en pérdidas (2017) y varios al borde (2012, 2013 y 2014).

Este deseo y necesidad de Godó por ensanchar su base de negocio explica, entre otros movimientos, el traslado a Madrid durante 2020 del director general comercial del grupo, Pere Guardiola, uno de los directivos clave del equipo comandado por Carlos Godó. La familia fundadora de 'La Vanguardia' tiene ante sí la oportunidad de hacerse con la llave de Prisa Media, casi tres décadas después de que el conde de Godó se hiciera socio de Jesús Polanco a comienzos de los noventa con la venta de Antena 3 Radio a la Cadena SER.

Ser más importantes en Madrid. Bajo este repetido mantra, Carlos Godó acaricia la oportunidad de hacerlo a través de Prisa. En concreto, del negocio de Media que resultará de la división del grupo en dos compañías. Según fuentes involucradas en el proceso, el consejero delegado de Godó negocia con Joseph Oughourlian, presidente y primer accionista a través de Amber Capital, la forma de convertirse en el socio español de referencia, con una participación que le garantice al menos un puesto en el consejo de administración.

Después de barajar diferentes opciones para crecer en Madrid, incluidas algunas cabeceras de información económica, todas descartadas al final por el veterano Javier Godó (80 años), la ocasión se ha puesto a tiro con la división del Grupo Prisa. Y así se ha trasladado ya al Palacio de la Moncloa hace unas semanas. En concreto, al jefe de gabinete del presidente, Iván Redondo, aprovechando un encuentro con editores para resolver asuntos sectoriales, como la implantación de la tasa Google y el reparto de los fondos europeos Next Generation.

Conde de Godó Javier Godó Cadena SER Vivendi Amber Capital Iván Redondo Jesús Polanco Antena 3
El redactor recomienda