Biden nombra regulador energético en EEUU a un ex-Iberdrola apercibido por conflicto de interés
  1. Empresas
Avisado por la Oficina de Ética del Gobierno

Biden nombra regulador energético en EEUU a un ex-Iberdrola apercibido por conflicto de interés

El máximo mandatario de EEUU acaba de designar presidente de la Comisión Federal Reguladora de la Energía (FERC) a Richard Glick, señalado por pronunciarse sobre Avangrid cuando no debía por error

placeholder Foto: El presidente de EEUU, Joe Biden, firma una orden ejecutiva. (EFE)
El presidente de EEUU, Joe Biden, firma una orden ejecutiva. (EFE)

Richard Glick aparece como director de asuntos públicos en Iberdrola Renovables. Sin embargo, este perfil está desactualizado.

Desde esta semana, Glick es el presidente de la Comisión Federal Reguladora de la Energía (FERC, por sus siglas en inglés). Se trata de algo homologable a la extinta Comisión Nacional de la Energía (CNE), hoy integrada en el superregulador CNMC.

Se trata de uno de los primeros nombramientos de Joe Biden como presidente de EEUU. El candidato demócrata tomó posesión de su cargo el pasado miércoles en sustitución de Donald Trump, y pocas horas después ya ejecutó este nombramiento.

placeholder Richard Glick
Richard Glick

De esta manera, Iberdrola puede decir que un antiguo responsable de la compañía será el máximo mandatario de la regulación de un sector estratégico como es la energía en la primera potencia del mundo. La multinacional dirigida por Ignacio Sánchez Galán cuenta con destacada presencia en este territorio. Iberdrola es dueña del 80% de la cotizada Avangrid, cuyo valor bursátil asciende a 15.000 millones de euros. No solo eso, sino que en este 2020 ha realizado una importante adquisición. La filial estadounidense de Iberdrola ha comprado la eléctrica PNM por 3.667 millones de euros.

Muchos son los frentes regulatorios que tiene abiertos Iberdrola en EEUU sobre los que tendrá que pronunciarse su exempleado Glick. Ya ha pasado el tiempo suficiente para que no se le pueda recusar por conflicto de intereses. Sin embargo, durante los últimos años este mandatario ha sido apercibido por esta causa.

Richard Glick trabajó en Avangrid hasta el 5 de febrero de 2016. Entonces regresó al Comité de Energía y Recursos Naturales del Senado. Posteriormente, el 29 de noviembre de 2017 fue nombrado consejero dentro de la FERC, institución de la que ahora ha sido nombrado presidente. Glick firmó entonces un compromiso obligatorio de que, para evitar conflictos de interés, debería abstenerse en casos que afecten de una u otra manera a la filial de Iberdrola en EEUU.

Foto: Sede de Avangrid, filial de Iberdrola, en EEUU.

El problema vino en septiembre de 2019. La Oficina de Ética del Gobierno americano, un organismo dependiente del Departamento de Interior que se creó en base a la Ley de Ética de 1978, tras el escándalo del Watergate, apercibió a Glick por estar trabajando y decidiendo sobre asuntos regulatorios concernientes a Avangrid. La respuesta del dirigente es que para entonces ya habían pasado más de dos años de que abandonara la compañía, tiempo máximo durante el que se debe abstener para no incurrir en conflictos de interés.

Sin embargo, la Oficina de Ética designada para la FERC le advirtió de que el plazo no cuenta desde que abandonara Iberdrola, sino desde que se incorporara a la FERC. Ante esta confusión, el nuevo mandatario designado por Joe Biden explicó que el funcionario de Ética designado por la FERC, Charles Beamon, le había dicho a Glick que el compromiso ético que exigía entonces la Administración Trump contaba desde que salió de la firma española.

Para evitar suspicacias, Glick publicó el contenido de correspondencia y reuniones donde Beamon reconocía que le había informado erróneamente. Así consta en una declaración oficial al regulador energético con fecha 18 de septiembre de 2019 consultada por El Confidencial.

[Consulte el comunicado de Richard Glick ante la FERC por conflicto de interés]

El ejecutivo señalaba entonces: "Recientemente supe que recibí una orientación incorrecta con respecto al Compromiso de Ética de la Administración Trump. La interpretación correcta del Compromiso Ético requiere que me abstenga de todos los procedimientos en los que AvanGrid (y sus afiliadas y subsidiarias) participe hasta el 29 de noviembre de 2019, dos años a partir de la fecha de mi nombramiento en FERC. Después de pensarlo detenidamente, he decidido no solicitar una exención de este requisito".

"Me tomo muy en serio las obligaciones contenidas en el Compromiso Ético, que firmé cuando me incorporé a la Comisión y siempre ha sido mi intención cumplir con esas obligaciones. No creo que buscar una exención sea coherente con el compromiso que asumí cuando firmé el Compromiso de Ética" aseguraba.

"Reconozco que hay ciertos elementos en los que no podré trabajar antes del 29 de noviembre de 2019 y que mi abstención podría determinar si existe quórum para los próximos 71 días. Sin embargo, anticipo que mis abstenciones no afectarán a la gran mayoría de los procedimientos y que la importante labor de la Comisión continuará", concluía.

Foto: El presidente de Iberdrola en Wall Street. (Foto cedida por Iberdrola)

Con esa premisa, dejó de trabajar en todos los asuntos relacionados con Avangrid. Así lo hizo, por ejemplo, en un caso relacionado con Vineyard Wind, un proyecto participado por Avangrid y CIP (ver aquí). Además, instruyó a su equipo para que hicieran lo mismo, incluso para casos donde Avangrid tenía una implicación residual. Esto los obligó a tener que identificar los pronunciamientos en los que Avangrid estuviera afectado. "Mis asesores también están investigando en procedimientos que ya voté", explicaba Glick. Por todo lo anterior, decidió abstenerse de todos los procedimientos hasta noviembre de 2019, momento en que se cumplían los dos años del periodo de abstención en que, ya sí, habían transcurrido desde su nombramiento como parte de la FERC. "Obviamente estoy frustrado por esto", señalaba a la prensa especializada en energía en EEUU.

Unos apercibimientos que, sin embargo, quedan en el pasado después de su nombramiento como presidente de la FERC esta misma semana. Sin ataduras, Glick ya puede pronunciarse como máxima autoridad regulatoria del país sobre los asuntos que afecten a la empresa española de la que fue empleado hasta 2016.

Richard Glick aparece como director de asuntos públicos en Iberdrola Renovables. Sin embargo, este perfil está desactualizado.

Joe Biden Iberdrola Renovables Comisión Nacional de Energía CNMC Multinacionales
El redactor recomienda