Mahou San Miguel ahorrará 90.000 kilos de plástico en la fabricación de sus envases
  1. Empresas
retos sostenibles

Mahou San Miguel ahorrará 90.000 kilos de plástico en la fabricación de sus envases

La compañía comenzó este verano a sustituir las anillas de los 'packs' de latas de cerveza por cartón biodegradable y reemplazará los retráctiles plásticos que envuelven sus productos

placeholder Foto:

La lucha contra el plástico sigue en pie. El reloj no se detiene, y cada día que pasa nuestros mares acumulan cantidades desorbitadas de estos residuos: ocho millones de toneladas al año, según las estimaciones de Greenpeace. Botellas, envoltorios, tapones, pajitas… Y las consecuencias son devastadoras. Costas envueltas en basura, piezas de plásticos enredadas en especies marinas o microplásticos ingeridos por animales acuáticos que podrían llegar hasta nuestra mesa.

Las empresas son conscientes del problema y buscan una solución para acabar con este enemigo común. En los últimos años, hemos podido ver algunas iniciativas por parte de diferentes sectores, desde ropa fabricada con redes de pesca hasta empaquetados ecológicos o pajitas de cartón. A esta batalla se ha sumado otro aliado: Mahou San Miguel. La cervecera ha comenzado recientemente a producir sus primeros envases libres de plástico en 12 de sus referencias de las gamas Mahou, Cervezas Alhambra y San Miguel con un objetivo ambicioso, ahorrar 90.000 kilos de plástico al año. Para ello, sustituirán las anillas que rodean los 'packs' de latas de cerveza por cartón biodegradable. También se eliminarán los retráctiles plásticos (un tipo de film) que envuelven su mercancía y se sustituirán por cajas de cartón biodegradable y procedente de bosques sostenibles.

La compañía adaptó la producción en su fábrica de Burgos, con una máquina industrial preparada para sustituir el plástico por cartón

Desde principios de 2020, la compañía trabajó en la adaptación de parte del proceso de producción en su fábrica de Burgos, donde instaló una máquina industrial preparada para sustituir el plástico por cartón en el proceso de embalaje. Esta medida se suma a la propuesta de que todos sus embalajes y materiales promocionales sean elaborados a partir de componentes reciclados y reciclables. Además, pretende incorporar un 70% de vidrio reciclado, un 100% de cartón sostenible y un 50% de PET reciclado (un tipo de plástico que se obtiene a partir del etileno y el paraxileno). La meta cada vez está más cerca para algunos de estos objetivos y superada para otros. A día de hoy, todos sus envases son reciclables y el 38% retornable (la caja y las botellas del producto pueden ser incorporadas de nuevo a la cadena de valor).

Esta es solo una parte de su hoja de ruta en materia medioambiental, que traza 20 compromisos recogidos en su Marco Estratégico de Sostenibilidad. Los lanzó en 2018 y, con estas acciones, la cervecera pretende aportar su granito de arena a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de Naciones Unidas, un acuerdo entre los países miembros con 17 compromisos para poner fin a la pobreza, proteger el planeta y garantizar la paz y la prosperidad para 2030.

La movilidad es otro de sus compromisos: aspira a conseguir una flota propia 100% sostenible en 2025

¿Cuáles son los retos de Mahou San Miguel? En primer lugar, para disminuir la contaminación, la cervecera se planteó reducir un 10% su huella de carbono, comprar el 100% de energía verde y promover proyectos de autogeneración. Además, pretende ahorrar agua reduciendo en un 10% su consumo para 2025. Y a estas alturas, ¿en qué punto está? De momento, toda la energía que utiliza en sus centros de producción es 100% verde. Respecto a los otros campos, ha reducido un 6,1% su huella de carbono respecto a 2017 y ha disminuido el consumo de agua más de un 17% respecto a 2011.

La movilidad es otro de sus compromisos: aspira a conseguir una flota propia 100% sostenible en cinco años, contribuyendo así a la descarbonización, y motivar a los distribuidores para que incorporen vehículos de este tipo a través de programas que reparten formación concreta en esta materia. Y ya se han dado algunos pasos. El 60% de la flota propia de la empresa ya es sostenible y los vehículos que reparten en la almendra central de Madrid (zona situada dentro de la M-30) son eléctricos. En la parte de los distribuidores, parece que los pasos también son firmes: el 52% de su división de distribución, Voldis, es sostenible también.

Sumergidos en este proceso de transformación, el consejero delegado de Mahou San Miguel, Eduardo Petrossi, explica: “Nuestro objetivo es seguir avanzando en esta línea e incorporar materiales cada vez más sostenibles en todos nuestros formatos, puesto que el respeto y cuidado del entorno es uno de los grandes pilares en los que se basa nuestra compañía, que quiere tener un rol activo para mejorar nuestra sociedad”.

ECBrands BrandsAlimentación