El hombre del maletín de Telefónica se refugia en Portugal, paraíso fiscal para directivos
  1. Empresas
SIGUE LOS PASOS DE EDUARDO TAULET

El hombre del maletín de Telefónica se refugia en Portugal, paraíso fiscal para directivos

Sánchez de Lerín, que fue durante 16 años secretario del consejo de la operadora y hombre de máxima confianza de Alierta, cambia de domicilio tras cobrar su suculenta indemnización

placeholder Foto:  Ramiro Sánchez de Lerín.
Ramiro Sánchez de Lerín.

Mientras en el ilustre ecosistema político nacional se debate si Madrid hace dumping fiscal al resto de comunidades autónomas y, como pide Pablo Iglesias, el vicepresidente del Gobierno, hay que subir los impuestos a los madrileños para contentar a algunas fuerzas políticas catalanas y vascas, España sigue perdiendo contribuyentes de prestigio y de cartera boyante. Según indican fuentes financieras, Ramiro Sánchez de Lerín, el que fuera hombre fuerte de Telefónica y conocedor de los secretos más profundos de la operadora, se ha instalado en Portugal, país que está atrayendo a las grandes fortunas europeas para disfrutar de un sistema impositivo laxo.

Según estas fuentes, Sánchez de Lerín, que abandonó Telefónica en 2018 con una indemnización de al menos 11 millones de euros, ha encontrado refugio en el país vecino; el mismo que desde hace varios años, desde que el Partido Socialista lo sacó de la quiebra en 2012, desarrolló una política fiscal para que muchos directivos de empresas europeas y famosos empresarios instalaran allí su domicilio a cambio de pagar bastantes menos impuestos de los que abonarían en su país de origen.

Así, bastantes exdirectivos del Banco Santander que fueron destituidos por Ana Botín nada más hacerse con la presidencia cogieron las maletas y se trasladaron a Comporta, a las afueras de Lisboa, para construir una ciudad de retiro con todo tipo de lujos. Solo tenían que comprar una vivienda, residir allí al menos 183 días y tener un contrato laboral con cualquier empresa interpuesta. Por este trabajo tributan al 20%, frente al 48% que pagarían en España. Pero, sobre todo, pagan cero por los rendimientos extraordinarios ingresados en su lugar de origen, donde tendrían que rendir cuentas ante Hacienda por el 24%.

Solo tenían que comprar una vivienda, residir allí al menos 183 días y tener un contrato laboral con cualquier empresa interpuesta

Esto fue lo que hizo el pasado año Eduardo Taulet, otro exdirectivo de Telefónica, que después fue consejero delegado de Yoigo (MásMóvil), y que desde las playas de Comporta preside Lyntia, una compañía de infraestructuras de telecomunicaciones de España, con sede en el Paseo de la Castellana de Madrid, y que Cinven compró y vendió por 2.100 millones de euros en 2018.

Tras sondear varios proyectos en España, Sánchez de Lerín ha tomado también rumbo a Portugal, país que ha sido denunciado por varios miembros de la Unión Europea por competencia desleal y dumping fiscal. La Agencia Tributaria nacional ha seguido el rastro de estos directivos para saber si, efectivamente, residen fiscalmente al otro lado del río Duero o si, por el contrario, se trata de un domicilio ficticio.

Para ello, los técnicos de Hacienda suelen comprobar rápidamente los consumos de luz, gas y agua de su casa habitual y, sobre todo, el rastro de su terminal de telefonía móvil. Por ello, la mayoría de los que emigran a Lisboa a disfrutar de sus bajos impuestos suelen recibir el consejo dar de baja estos servicios para evitar que la Agencia Tributaria investigue cualquier sospecha. El Confidencial ha intentado ponerse en contacto con el teléfono móvil de Sánchez de Lerín, pero el operador, Movistar en este caso, señala que ese número ya no corresponde a ningún cliente.

Los técnicos de Hacienda suelen comprobar los consumos de luz, gas y agua de su casa habitual y el rastro de su terminal de telefonía móvil

En Telefónica respiran tranquilos con la marcha a Portugal del que fuera director del área jurídica y secretario del consejo de administración durante 16 años. Porque el prestigioso abogado formado en ICADE fue el hombre de máxima confianza de César Alierta, la persona que formalizó algunos contratos que posteriormente pusieron en jaque la reputación de la operadora, como los fichajes de Iñaki Urdangarin y, especialmente, el de Rodrigo Rato. Los negocios de Alierta con Rato le costaron incluso una imputación de la que presuntamente aún espera juicio.

José María Álvarez-Pallete, el actual presidente de Telefónica, nunca ha querido hurgar en esas heridas por el cariño personal a Alierta, que fue su mentor, y por no mover esas aguas con Sánchez de Lerín. Pero hasta no hace mucho seguía sus pasos por Madrid ante el riesgo de que el conocido como hombre del maletín abriese algún día documentos que presuntamente guardaba en esa cartera.

Pablo Iglesias José María Álvarez Pallete Eduardo Taulet Portugal César Alierta
El redactor recomienda