MAYOR PESIMISMO EN ESPAÑA

Seis de cada 10 empresas prevén prescindir de empleados actualmente en ERTE

Más de la mitad de los empresarios admiten en una encuesta que la plantilla será más reducida cuando pase la pandemia que antes. El pesimismo es mayor que en Europa

Foto: Cola en una oficina madrileña del INEM. (EFE)
Cola en una oficina madrileña del INEM. (EFE)
Adelantado en

Las empresas que han acudido a la vía de los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) admiten, en su mayoría, que no reincorporarán a la totalidad de la plantilla. Es decir, que tras la pandemia tendrán un nivel inferior de empleo respecto al que contaban en marzo, cuando estalló la crisis sanitaria y económica por la expansión del covid-19.

Así lo pone de manifiesto una encuesta realizada por Grant Thornton entre 10.000 empresas europeas, 400 de ellas en España. El informe que realiza la consultora anualmente se centra este año en los efectos económicos del coronavirus, y muestra un mayor pesimismo en España que en otras grandes economías europeas.

Entre los ejecutivos españoles, el 75% cree que los ingresos de las empresas que dirigen se verán reducidos en 2020. El porcentaje es mayor que la media europea, en el 67%, y que la media mundial, en el 66%, y también respecto al resto de grandes economías europeas. Supera de este modo al pronóstico de los empresarios en Francia (72%), en Italia (68%), en Reino Unido (65%) y Alemania (62%). Por el lado contrario, solo un 9% de los directivos españoles asegura que el negocio no disminuirá o, incluso, que crecerá este año, frente al 22% entre los alemanes, el 14% de los italianos o el 11% de los franceses.

Es en este contexto cuando los empresarios ponen el foco en los costes. La mitad de los empresarios españoles reconocen que tendrán que llevar a cabo nuevos recortes de costes y reestructuraciones del negocio para seguir operando después del coronavirus. Esto se traslada al gasto en salarios, que ya ha disminuido en el 30% de las empresas encuestadas a escala global.

En España, el 50% de las empresas que han participado en el sondeo ha usado la herramienta del ERTE para recortar puestos de trabajo temporalmente. Sin embargo, solo cuatro de cada 10 mantienen actualmente la previsión de reincorporar al 100% de la plantilla que está ahora en ERTE. Es decir, casi el 60% del sector privado que ha usado esta forma de reducir empleo no volverá a alcanzar el volumen de puestos de trabajo tras la pandemia que tenía antes del virus.

Encuesta de GranThornton.
Encuesta de GranThornton.

Entre los que no planean alcanzar el 100% de reincorporación de trabajadores en ERTE, el 14% prevé de hecho quedarse por debajo del 50%. Es decir, una de cada siete empresas reincorporará menos de la mitad de los empleados que han dejado de trabajar total o parcialmente por la pandemia, según los planes actuales. Otro 42% de las empresas pretende reincorporar a más del 50% de los trabajadores.

Precisamente, el Gobierno alcanzó esta semana un acuerdo con los agentes sociales para prorrogar los ERTE. En este pacto se incluyen cuatro tipos de expedientes en función de los escenarios de pandemia y crisis económica. Los empleados recibirán el 70% de la base reguladora durante seis meses, reduciéndose al 50% al séptimo mes, y no se restará el periodo de cotización acumulado para percibir prestaciones futuras.

Más medidas

En cuanto a otras medidas necesarias, el 20% de los empresarios busca nuevas formas de financiación para asegurar su viabilidad, mientras que en cuanto a la operatividad diaria, el 70% ha implementado fórmulas de teletrabajo o jornada flexible. Estas dos opciones han sido las más populares en el sector productivo español, por delante de ajustes en la estrategia de negocio (58%) o la revisión de presupuestos y planes de inversión (55%).

Para garantizar el flujo de caja (‘cash flow’) de las empresas, la medida más habitual fue optar por apoyos públicos, como los avales al crédito a través del ICO, con un 42% de las respuestas, así como haber usado ventajas fiscales (34%) o la conversión de efectivo inactivo en capital de trabajo (33%).

En cuanto a las políticas que echan de menos las empresas, más del 50% apunta a mayores medidas de desgravación fiscal, medidas de exención de impuestos, acceso a suficiente equipo de protección personal para garantizar la seguridad en el lugar de trabajo y apoyo al teletrabajo. Entre el 40% y el 50% también menciona exención temporal o aplazamiento de las cotizaciones a la Seguridad Social, apoyo a la digitalización y mayores facilidades de crédito.

En esta situación, las empresas se debaten sobre el tiempo que tardarán en volver a los niveles comerciales previos a la pandemia. El 11% espera que se necesiten más de dos años, el 23% entre uno y dos años, el 32% entre seis meses y un año, el 22% entre tres y seis meses y el 12% en menos de tres meses.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios