SEGÚN CAIXABANK Y ALANTRA

Bankia y Sabadell esquivan los mayores golpes del coronavirus gracias al BCE

La flexibilidad ofrecida por el BCE librará a la banca española de un golpe de más de 11.000 millones, con Bankia y Sabadell como las dos entidades más expuestas

Foto: Josep Oliu (i), presidente del Sabadell, y José Ignacio Goirigolzarri, de Bankia. (EFE)
Josep Oliu (i), presidente del Sabadell, y José Ignacio Goirigolzarri, de Bankia. (EFE)
Adelantado en

Los presupuestos de los bancos españoles han quedado en papel mojado varias veces durante las últimas semanas. Tenían unas previsiones para 2020 que dejaron de tener sentido cuando se fue haciendo fuerte la pandemia del coronavirus. Inicialmente, la cosa parecía controlable, pero tras decretarse la cuarentena, los bancos empezaron a hacer unos números preocupantes. Aunque el BCE cambió de nuevo las reglas de juego el pasado viernes, para alivio de los bancos.

Tal y como adelantó este medio, el regulador europeo permitirá amortiguar el golpe que sufran las entidades por la crisis del coronavirus: no tendrán que provisionar parte de los créditos de empresas y familias que empiecen a impagar como consecuencia de la pandemia.

Esta medida beneficia a todas las entidades españolas, aunque en especial a dos: Bankia y Banco Sabadell, según distintos informes consultados por El Confidencial.

Así, un documento elaborado la semana pasada por los analistas de CaixaBank-BPI apuntaba a estas dos entidades como las que más se jugaban: hasta un 81% del beneficio por acción de 2020 en el caso de la entidad nacionalizada, y un 67% en el de la catalana. Les seguían en este listado Unicaja (-44%), Liberbank (-33%), Bankinter (-20%), BBVA (-11%) y Santander (-10%).

En números, esta rebaja del beneficio previsto llegaba por distintas vías, según los analistas de CaixaBank —Carlos Peixoto y Sofía Barallat—. La principal, por las provisiones que, de no ser por la medida del BCE, hubiera provocado la crisis: 4.268 millones en el caso de Santander, 2.175 millones en el de BBVA, 1.819 millones en el de Sabadell, 1.350 millones en el de Bankia, 623 millones en el de Bankinter, 352 millones en el de Unicaja y 335 millones en el de Liberbank. A pesar de que el mayor golpe estimado señalaba a Santander y BBVA, su diversificación internacional amortigua su digestión.

Impacto en márgenes

Alantra coincide en gran parte del diagnóstico con CaixaBank-BPI. Señalaba a Bankia y Sabadell como los bancos a "evitar" antes de conocer la decisión del viernes del BCE

Los dos bancos de inversión apuntan a otro efecto del coronavirus que el sector financiero no va a ser capaz de sortear: caída de los volúmenes, márgenes y comisiones. Alantra ha cambiado sus previsiones para 2020, pasando de un crecimiento estimado del 1-2% de la cartera de crédito a esperar que se contraiga un 2-3%. Esta firma espera una caída "en picado" de los nuevos préstamos a familias, y un repunte a las pymes y grandes empresas por avales anunciados por el Gobierno. Junto a ello, espera un euríbor más bajo durante más tiempo y un desplome del 10% en el cobro de comisiones, por la fuga de inversores de los fondos y la menor actividad del bróker.

En este nuevo escenario, Alantra cree que las entidades se van a centrar en recortar costes, aunque no en este año sino en 2021, y que podrían reactivarse las fusiones. CaixaBank vuelve a apostar por una operación entre Unicaja y Liberbank.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios