LA RED DE FRANQUICIAS, A LIQUIDACIÓN

Pugna judicial entre socios por los rescoldos del gigante caído Merkamueble

La empresa que gestionaba la red de franquicias del distribuidor andaluz traspasó las mejores tiendas aún abiertas, bajo la nueva marca Mubak, a otra sociedad antes de quebrar

Foto: Una de las franquicias de Merkamueble
Una de las franquicias de Merkamueble

Merkamueble, la marca de tiendas de mobiliario para el hogar y oficinas, está escribiendo el último capítulo de su trayectoria empresarial. Más exactamente, la sociedad Merkamueble Europa, la filial que gestionaba la red de franquicias que llegó a incluir 70 grandes superficies y que a final de 2019 presentó concurso-liquidación, directamente, y vio como su presidente, José Antonio Casanova, dimitía en ese mismo momento. Tras ello, algunos de los socios minoritarios de esa filial franquiciadora han pedido al juez mercantil de Sevilla que anule una operación de traspaso de seis tiendas (bajo la nueva marca Mubak) a una tercera compañía. Son las seis mejores sobre las 40 que seguían dentro de M. Europa.

Este enfrentamiento por lo que son ya los rescoldos del antiguo pequeño gigante español del mueble es solo el último capítulo de la pugna societaria y judicial entre Casanova y la familia sevillana que creó Merkamuebe, los León. Saga que gestiona la única tienda que sigue abierta y usando ese nombre (la enseña es propiedad de la familia) en Sevilla, y que está tratando de retomar poco a poco su presencia en otras provincias de la mano de nuevos franquiciados o bien de exfranquiciados de Merkamueble. Casanova (dueño del 70% de Merkamueble Europa) y los León, antiguos aliados y socios en la empresa con la que la marca andaluza se desplegó por España, mantienen así su pugna hasta el final.

En este caso, el socio ha solicitado que se revierta la venta de la marca Mubak y los contratos firmados con esas seis tiendas en Cataluña, Cantabria, Canarias y Andalucía, las que más facturan. Merkamueble Europa creó en 2016 la nueva enseña ya que el contrato de uso de la marca Merkamueble caduca en 2023 y además los León ganaron en un juzgado de Granada una demanda para impedir el uso de la enseña por parte de M. Europa. A final de 2018, el que venía siendo desde 2016 director general de M. Europa, Ignacio González, dejó la compañía y creó dos nuevas sociedades, Franquicias Mubak y Tiendas Mubak.

La primera (Franquicias Mubak) asumió, en una operación firmada días antes de la formulación de las cuentas de 2018 de M. Europa en marzo de 2019, los contratos con esas seis tiendas franquiciadas y la nueva marca, lo que este socio considera que descapitalizó la compañía antes de presentar el concurso. Todo ello con la connivencia de los gestores de M. Europa, entre ellos el citado Casanova que siguió en la compañía hasta noviembre cuando presentó el concurso y dimitió.

Precio bajo y aplazado

El accionista crítico denuncia que ese traspaso se hizo por un precio muy bajo y además aplazado, que en total asciende a 200.000 euros. Sus cálculos señalan que podrían haberse obtenido 300.000 euros más. Sin la marca, los contratos de gestión con los franquiciados y cediendo el uso del sistema tecnológico, Merkamueble Europa no tiene apenas ningún activo más.

La administración concursal de la empresa tiene ahora un par de meses para evaluar si eleva esta petición al juez. El socio que lo solicita, aliado de la familia León (también accionista minoritaria de Merkamueble Europa), podrá hacerlo por su cuenta si finalmente los administradores deciden no solicitar al juez rescindir esa operación. Movimientos relevantes en el patrimonio y activos de una sociedad que entre en concurso pueden ser anulados hasta dos años antes de presentar la quiebra.

La crisis económica, los cambios en el consumo y la pugna entre socios tras caer la matriz Merkamueble, en concurso, están detrás de la caída de la red

La propia Merkamueble SA, la sociedad originaria fundada por Francisco León, atravesó un concurso de acreedores del que salió con esa única tienda operativa en Sevilla y la propia marca Merkamueble. En el marco de ese concurso se produjo el cisma en la filial M. Europa, que acabó siendo controlada mayoritariamente por Casanova y directivos afines. La crisis económica fue la que determinó la ruptura entre los socios de Merkamueble Europa ante las diferencias sobre cómo continuar el negocio a futuro. Parte de los directivos, franquiciados y empleados de la filial franquiciadora dieron la espalda a los León y trataron de seguir adelante por su cuenta.

Pero los nuevos modelos de negocio, los cambios en los hábitos de consumo y ese enfrentamiento judicial han acabado llevándose por delante lo que aún quedaba del antiguo emporio. De hecho, el magistrado que gestiona el concurso ha autorizado la extinción de los 11 últimos contratos de trabajo ligados a Merkamueble Europa esta misma semana. Quedan aún en torno a cinco tiendas más que, ante la liquidación de M. Europa, no han decidido aún si continuar con la nueva Mubak, retomar la relación con la Merkamueble actual o seguir una tercera vía por su cuenta.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios