En marzo, ya pagó parte de las deducciones

Hacienda reactiva la reclamación a Telefónica de las ayudas ilegales al comprar empresas

La Dependencia de Control Tributario y Aduanero de la Agencia Tributaria ha iniciado el procedimiento de recuperación de la parte de los 1.552 M que ha recibido de más entre 2016 y 2018

Foto: La ministra de Hacienda, María Jesús Montero. (EFE)
La ministra de Hacienda, María Jesús Montero. (EFE)
Adelantado en

El Ministerio de Hacienda mantiene el marcaje sobre Telefónica por las ayudas, declaradas ilegales, que ha percibido —y sigue percibiendo— en forma de exenciones fiscales en la compra de empresas extranjeras ejecutadas en la primera década de los dos mil.

Concretamente, la Agencia Tributaria quiere recuperar las dádivas aprobadas primero por Aznar (PP) y respaldadas después por Zapatero (PSOE), de las que se aprovechó la operadora por deducirse el fondo de comercio (la diferencia entre lo pagado y el valor en libros) de las compañías adquiridas fuera de España. Una práctica fiscal que fue declarada no conforme a derecho en parte posteriormente por la Justicia europea.

La Dependencia de Control Tributario y Aduanero de la Agencia Tributaria ya obligó a la empresa en marzo a que devolviera parte de los más de 1.550 millones de euros que ha recibido vía deducciones entre 2004 y 2019, según detalla la cotizada a sus inversores. Concretamente, pagó los correspondientes a los ejercicios fiscales de 2005 a 2015. Pero el expediente no se ha cerrado, y en noviembre de este mismo año, el departamento bajo la tutela de la ministra María Jesús Montero ha iniciado el procedimiento de recuperación de las ayudas que se apuntó la operadora entre 2016 y 2018.

Más presión para la firma, cuyos máximos accionistas son BBVA, CaixaBank y BlackRock, que ha sufrido este jueves su peor caída en bolsa desde 2018 (-3,82%) al perder el 65% de sus beneficios. Pese a ello, el salario del primer ejecutivo prácticamente se quedó igual al del año anterior.

Por ahora, la multinacional presidida por José María Álvarez-Pallete ha liquidado la reclamación de Hacienda con activos fiscales (bases imponibles negativas y deducciones concedidas) más 1,4 millones de euros. La empresa, sin embargo, no detalla a cuánto asciende la devolución de estos más de 1.550 millones de ayudas percibidas. Algo que sí tuvieron que referir a su auditor y a la CNMV otras compañías afectadas por la misma causa como Iberdrola. La eléctrica pagó 302 millones y otros 363 millones con deducciones pendientes que atesoraba el grupo por el impuesto de sociedades de 2016: 665 millones en total que no había provisionado.

Fuentes de Telefónica han declinado informar sobre cuál es el montante total pagado ni sobre lo que ahora les reclama Hacienda. Según refieren a su auditor, PwC, "la efectiva recuperación de las ayudas es provisional, pendiente de los resultados definitivos de los recursos planteados contra las tres decisiones judiciales" aún vivas.

Aunque Telefónica entiende que aplicó correctamente las deducciones fiscales —por el principio de confianza legítima—, el grupo ha decidido seguir provisionando el importe amortizado fiscalmente en relación con el fondo de comercio por la compra de algunas sociedades, principalmente Vivo, por un total de 352 millones de euros a 31 de diciembre de 2019.

Esto quiere decir que en el ejercicio recién cerrado ha elevado estas dotaciones en otros 70 millones de euros, dado que el supervisor de sus cuentas entiende que hay altas probabilidades de no recuperar esa parte y tener que engrosar con ello las arcas del Estado.

Hacienda reclama tras tener que pagar

La presión ejercida por la Agencia Tributaria sobre la operadora se da en paralelo al fuerte pago que tuvo que hacer Hacienda a Telefónica durante el año pasado. La institución dirigida por María Jesús Montero tuvo que pagar a la cotizada del Ibex 35 702 millones de euros en marzo debido al pago de más del impuesto de sociedades entre 2008 y 2011. A la anterior suma, tuvo que añadir otros 201 millones en concepto de intereses por demora de la resolución anterior. Más de 900 millones en total.

La clave para Telefónica está ahora en lo que decidan los tribunales europeos. Además, no es la única empresa española afectada. Empresas como Banco Santander, Iberdrola, Abertis o Ferrovial aprovecharon esta dádiva tributaria. Toda la cuestión parte de diversas denuncias ante la Comisión Europea de empresas extranjeras que se sentían agraviadas por competencia desleal. Entendían los denunciantes que las empresas españolas podían pujar con más fuerza gracias a la benevolencia fiscal primero de Rodrigo Rato y luego de Pedro Solbes.

El presidente ejecutivo de Telefónica, José María Álvarez-Pallete. (EFE)
El presidente ejecutivo de Telefónica, José María Álvarez-Pallete. (EFE)

En relación con este incentivo fiscal, la Comisión Europea ha abierto en los últimos años tres expedientes contra el Estado español, al considerar que este beneficio fiscal podría constituir una ayuda de Estado. Aunque Bruselas reconoció la validez del incentivo fiscal para aquellos inversores que realizaron sus inversiones en compañías europeas con anterioridad al 21 de diciembre de 2007 en la primera decisión y al 21 de mayo de 2011 en la segunda decisión para inversiones en otros países, en el tercero de los expedientes (finalizado el 15 de octubre de 2014), se pone en duda la aplicabilidad del principio de confianza legítima en la aplicación del incentivo para las adquisiciones indirectas, cualquiera que haya sido la fecha de adquisición.

Las tres decisiones continúan pendientes de una resolución definitiva: las dos primeras fueron inicialmente anuladas por dos sentencias del Tribunal General de la Unión Europea, recurridas posteriormente en casación por la Comisión Europea ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea y remitidas de nuevo al Tribunal General, en diciembre de 2016, para que revisara la naturaleza del citado beneficio fiscal.

El tribunal resolvió el 15 de noviembre de 2018, confirmando la aplicabilidad de la confianza legítima, declarando no obstante el fondo de comercio ayuda de Estado incompatible con el mercado interior, sentencia esta última que ha sido recurrida ante el Tribunal de Justicia; la tercera decisión continúa todavía pendiente de sentencia en primera instancia. Telefónica tendrá que seguir peleando.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios