14 de febrero

San Valentín, sin timos: lo que hay detrás de las promociones del día de los enamorados

A la hora de contratar una promoción especial para el 14 de febrero hay que tener en cuenta algunos aspectos, para evitarse sorpresas a la hora de pagar (o cancelar)

Foto: 14 de febrero, San Valentín.
14 de febrero, San Valentín.
Autor
Tiempo de lectura4 min

Llega el 14 de febrero y prácticamente nadie siente la necesidad de averiguar qué santo es. Gracias a los continuos anuncios publicitarios, poca gente olvida que este día se celebra San Valentín: en nombre de los enamorados, decenas de empresas lanzan sus campañas para elegir los mejores regalos que hacer a la pareja, y en muchas ocasiones hay que andarse con ojo ante los posibles engaños que puedan surgir en caso de adquirir un 'pack' especial de San Valentín. Aunque muchas de estas ofertas se hacen personalmente en tiendas, muchísimas otras se venden a través de Internet, ofreciendo, por ejemplo, un desayuno o cena especial, circuito de 'spa' privado, pétalos de cava acompañados de botella de cava o una caja de bombones.

Desde Legálitas recuerdan que, antes de hacerse con uno de estos 'packs', hay que tener en cuenta el periodo de validez de la oferta o promoción, así como el precio que se va a pagar y los servicios y extras que incluye el paquete que se va a adquirir, para tener claro los conceptos que se van a pagar. "Antes de realizar la compra debemos asegurarnos de que todo esté incluido en el precio especificado en la oferta o 'pack' para no llevarnos sorpresas al final", indican desde Legálitas. Si en un caso concreto alguien estuviera interesado en añadir algún extra fuera de lo establecido de la promoción, habrá que consultar su precio antes de contratarlo, dado que los costes podrían ser elevados, dadas las fechas.

Además, es interesante comparar: cuando se encuentra una oferta es recomendable valorar si tiene el mismo precio en diferentes páginas web, y en caso de que no lo sea consultar las condiciones de compra y contratación y los servicios que se incluyen. Una promoción puede parecer más barata que otra, pero puede tener 'escondidos' algunos gastos extra con los que uno no contaba al principio. En el caso concreto de los hoteles, "la normativa de cada comunidad autónoma indica una serie de requisitos que deben cumplir todos los establecimientos clasificados por su número de estrellas", por lo que no siempre lo que ofrece un hotel va a ser igual en toda España.

¿Es obligatorio comprarlo por ser San Valentín?

Otra duda que podría surgir es si existe algún tipo de obligatoriedad de contratar un 'pack' de San Valentín simplemente por ser 14 de febrero. ¿En qué casos se puede dar esta situación? Por ejemplo, cuando uno se vea en la necesidad de viajar justo durante estos días y alojarse en un hotel. "En este caso habrá que revisar detenidamente los servicios que ofrece el hotel y escoger la opción que mejor se adapte a nuestras necesidades, sin que se incluya ningún tipo de 'pack' no solicitado que aumente el precio habitual.

Una buen plan es una cena romántica.
Una buen plan es una cena romántica.

Como ocurre no solo con las promociones, sino en casi cualquier caso, es posible que el hotel no cumpliese con las características que le corresponde según su categoría o que no cubriese todas las condiciones de la oferta. En este caso, el cliente tiene derecho a solicitar la devolución que corresponde a los servicios no recibidos. "Si al llegar al hotel, el alojamiento no cumpliese con alguna de las condiciones contratadas siempre pueden reclamarse", incide Legálitas. El primero paso sería negociar con el hotel la opción que considere más ventajosa, sin olvidarse de cumplimentar la hoja de reclamaciones para dejar constancia de la irregularidad.

En cualquier caso, es recomendable "presentar la correspondiente reclamación pidiendo además de lo indicado, una compensación por los daños y perjuicios que estas circunstancias le ocasionen, siempre que los pueda acreditar y traigan su causa en este incumplimiento de contrato". Asimismo, si luego percibimos algún cargo en la tarjeta de crédito que no habíamos contratado, habría que revisar las condiciones del contrato y "efectuar una reclamación tanto al establecimiento hotelero como al banco, por un cargo no autorizado".

Por último, otra duda que surge en estos casos es si se puede cancelar una promoción de este tipo. En esta circunstancia, todo depende de las condiciones de cancelación. "Que sea San Valentín no es excusa por parte del establecimiento para no hacer el reingreso de la reserva", teniendo en cuenta las condiciones de la misma: si se cancela con tiempo suficiente y es reembolsable, no debería no realizarse la devolución por el simple hecho de ser 14 de febrero. Eso sí, desde Legálitas advierten: "Es posible que, al realizar la contratación de una oferta concreta, esta esté sujeta a unas condiciones particulares que no permitan la cancelación, con la excepción de que se trate de una causa de fuerza mayor".

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios