" style="display:none">
SE ANUNCIARÁ EN LOS PRÓXIMOS DÍAS

Naturgy recupera 1.700 millones en gas tras llegar a un acuerdo final con Egipto

La compañía energética ha cerrado un acuerdo con el Gobierno del país africano para dar carpertazo al enfrentamiento jurídico que mantenían desde el año 2014

Foto: El presidente ejecutivo de Naturgy, Francisco Reynés, en un acto de la compañía. (EFE)
El presidente ejecutivo de Naturgy, Francisco Reynés, en un acto de la compañía. (EFE)
Adelantado en

Naturgy ha alcanzado un acuerdo con el Gobierno de Egipto para resolver el litigio de 3.000 millones de euros que les enfrenta desde 2014. Según fuentes próximas a las conversaciones, Francisco Reynés, presidente de la compañía española, ha viajado recientemente a El Cairo (Egipto) para firmar un compromiso con altos cargos del Ejecutivo controlado por Abdel Fattáh al Sisi para volver a poner en marcha su planta de gas paralizada desde 2012 por falta de suministro.

Las mismas fuentes indican que Naturgy y el Ejecutivo del país africano están actualmente redactando los términos del acuerdo por el que Egipto volverá a proveer de gas natural licuado por valor de 1.700 millones de euros -el 60% de lo exigido tal y como contemplaba el laudo-, a esta planta situada en Damietta, ubicada al este de la capital y en el Delta del Nilo. Ambas partes confían en anunciar el pacto en los próximos días para dar por terminado un conflicto en el que ha tenido que intervenir el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (Ciadi).

En septiembre de 2018, este organismo dio parcialmente la razón a Naturgy y a Eni, el socio italiano de la española en este país, sobre la reclamación de 3.000 millones de euros. El organismo dependiente del Banco Mundial falló a favor del grupo español al considerar que Egipto no había dado un trato justo y equitativo en el suministro de gas licuado a su planta de Damietta.

Aunque Naturgy y el Gobierno de Abdelfatá al Sisi han estado cerca de resolver esta millonaria pelea en varias ocasiones y han roto a última hora, fuentes oficiales de ambas partes confirman que el acuerdo es prácticamente definitivo y que se rubricará a muy corto plazo. Una paz que ha sido posible después de que Reynés se desplazara en enero a El Cairo para desbloquear los últimos obstáculos con el ministro de Electricidad y Energías Renovables, Mohamed Hamed Shaker, y con el responsable del Ministerio del Petróleo, Tarek Ahmed El-Molla,

Fachada de la sede de Naturgy en Madrid. (Reuters)
Fachada de la sede de Naturgy en Madrid. (Reuters)

Según otras fuentes, Egipto ha aceptado el pacto después de que tanto la Justicia británica como la norteamericana hayan homologado el laudo que condenaba al país gobernado por Abdel Fattah al-Sisi al pago de 1.700 millones de euros. Además, el Ciadi acababa de levantar la suspensión por impugnación que el propio Egipto pidió hace ahora un año, tal y como destaca la decisión de esta corte arbitral firmada el pasado 24 de enero, a la que ha tenido acceso El Confidencial.

Unas resoluciones que reforzaban la posición de Naturgy y le permitían continuar con las acciones de ejecución y embargo de bienes como plan de contingencia si finalmente Egipto no se aviniese a un acuerdo comercial. Pero Reynés no quería llegar a este extremo por dos motivos. Primero, porque el Gobierno egipcio hubiera podido en cualquier momento entorpecer sus operaciones con cualquier otra medida. Y segundo, porque mantener una guerra abierta contra un país nunca es positivo desde el punto de vista de la diplomacia corporativa.

Otros conflictos abiertos

Además del conflicto con Egipto, Naturgy tiene otros dos litigios relevantes por resolver. Uno de ellos es el de su filial chilena Metrogas, de la que controla el 55%, por supuestos incumplimientos contractuales en el transporte de gas natural desde Argentina a Chile sucedidos hace casi una década. El importe de este caso asciende a 189 millones de euros.

El segundo, por 1.300 millones de euros, es el que le enfrenta con Colombia, que en 2016 intervino por la fuerza Electricaribe, su subsidiaria en el país latinoamericano. Naturgy ha demandado al Gobierno de Bogotá en los tribunales de arbitraje internacionales por lo que considera que "constituye una expropiación sin indemnización". La ministra de Minas y Energía de Colombia, María Fernanda Suárez, ha reiterado en diversas ocasiones que "no tiene previsto devolver" Electricaribe a Gas Natural, que es como se llamaba la empresa española cuando fue nacionalizada su filial. Según distintas fuentes, las esperanzas de cobrar en ambos casos son limitadas.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios