Cuenta con el certificado verde de G-Advisory

BBVA y CaixaBank dan un crédito verde de 600 millones a Naturgy para sus renovables

El préstamo se inscribe en el proceso de independencia financiera que el presidente de Naturgy está imponiendo a todas las áreas de la compañía, que dejarán de financiarse a través de la matriz

Foto: Parque eólico de Naturgy, en Cáceres. (EFE)
Parque eólico de Naturgy, en Cáceres. (EFE)
Adelantado en

Naturgy profundiza en el proceso de independencia financiera que quiere dar a cada una de sus unidades de negocio. Así, la multinacional energética ha firmado a finales de 2019 un préstamo de 600 millones de euros para su filial de renovables en España.

Según fuentes financieras, BBVA y CaixaBank, que han actuado como 'bookrunners' y agentes verdes en la operación, han desembolsado 300 millones de euros cada uno.

Dicho crédito está compuesto por dos conceptos. En primer lugar, una financiación verde de 500 millones de euros a siete años conforme a lo que se conoce como 'green loan principles' (características que debe tener dicho crédito para ser considerado verde).

Para darle carta de naturaleza sostenible, el préstamo ha contado con la certificación de la firma de asesoramiento G-Advisory, perteneciente a Garrigues.

En segundo lugar, la financiación cuenta con un tramo en formato RCF ('revolving credit facility', por sus siglas en inglés) de 100 millones de euros a cinco años. Garrigues ha realizado el asesoramiento legal para los bancos y Watson Farley & Williams, para Naturgy Renovables.

Con este préstamo, Naturgy busca dar independencia financiera a su filial de renovables en España. Dicha unidad de negocio está compuesta por una potencia total instalada en operación de 1.147 MW (979 MW de eólica, 110 MW de minihidráulica y 58 MW de cogeneración y fotovoltaica).

A lo anterior, hay que añadir además otros 667 MW adjudicados de energía eólica en subasta y que acaba de poner en funcionamiento. Además, ha levantado otros 250 MW de infraestructuras de energía solar fotovoltaica.

Nueva operativa financiera con Reynés

El objetivo del crédito es dotar de suficiencia e independencia financiera esta área de la compañía. El presidente ejecutivo de Naturgy, Francisco Reynés, decidió a su llegada a la compañía realizar algunos cambios sustanciales sobre el funcionamiento de la misma.

En el plan estratégico a cinco años presentado en junio de 2018, se estableció un principio de lo que en lenguaje anglosajón se conoce como 'accountability', que se traduce como la rendición de cuentas o responsabilidad de cada uno de los nichos de negocio de la compañía de manera independiente del resto.

Bajo este principio filosófico, Reynés decidió que cada una de las filiales debería financiarse de manera autónoma, y no a través de la matriz, como venían haciendo hasta el momento. Pese al encarecimiento financiero que esto puede conllevar, la empresa decidió ponerlo en marcha en la creencia de que, al elevar la responsabilidad e independencia de las filiales, mejorarían los resultados.

Este no es la primera área de negocio que se somete a este nuevo contexto. Su filial de renovables internacional, Global Power Generation (GPG), subsidiaria en la que también participa con el 25% del capital social el fondo soberano kuwaití KIA, firmó un préstamo de más de 1.300 millones de euros en 2019 con BBVA, Intesa Sanpaolo y Scotiabank.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios