EL AYUNTAMIENTO OFRECE UN CAMBIO DE USOS

Nadie sabe qué hacer con la torre Koplowitz de Murcia, último elefante blanco del ladrillo

El Ayuntamiento está dispuesto a cambiar los usos para reconvertir el esqueleto del frustrado hotel de Hospes. Una sociedad del hijo de Koplowitz sigue siendo titular del suelo, pero no mueve ficha

Foto: El esqueleto de la torre Koplowitz sobrevuela la trama urbana de Murcia. (V.R.)
El esqueleto de la torre Koplowitz sobrevuela la trama urbana de Murcia. (V.R.)
Adelantado en

Iba a ser el nuevo icono urbanístico de Murcia. Un hotel de 100 habitaciones, generador de 200 empleos y con una piscina en su azotea suspendida sobre una base de vidrio a una altura de 70 metros, no apta para corazones incompatibles con el vértigo. Tras un retraso en la ejecución y dos prórrogas en la licencia de construcción, el Ayuntamiento decretó su caducidad y la promotora Tempornovis, ligada a Pedro Cortina, hijo de Alicia Koplowitz, se enfrascó en una batalla judicial hasta que en 2015, el Tribunal Superior de Justicia murciano dio la razón a la Administración municipal.

Cuatro años después, el bautizado como Hotel Huerto del Emir, que se suponía iba a formar parte de la cadena hotelera Hospes, participada por Koplowitz, es un elefante blanco de hormigón que sirve de mural para grafiteros, zona de pruebas a bomberos y refugio clandestino para los ‘sin techo’ quienes quieren alejarse de la vista de los viadantes. La torre, vista desde un punto elevado de Murcia a primera hora de la mañana, pinta un paisaje apocalíptico, con su esqueleto inacabado de cemento suspendido entre la niebla que provoca la humedad del cauce del río Segura a su paso por la ciudad.

Ubicado en la pedanía Puente Tocinos, pese a los rumores de un cambio en la propiedad y la posible entrada de un fondo de inversión, el edificio se ubica sobre una parcela de 3.1668 metros cuadrados que sigue figurando a nombre de Tempornovis, según la nota registral obtenida por El Confidencial. La finca, en la avenida Miguel Induráin, ni siquiera ha actualizado su composición. En su descripción aparece todavía una antigua nave cobertizo y unos talleres. Ni rastro de la torre de hormigón inacabada.

La torre iba a ser el Hotel Huerto del Emir, pero Hospes ha descartado el proyecto. (Google)
La torre iba a ser el Hotel Huerto del Emir, pero Hospes ha descartado el proyecto. (Google)

Tempornovis sigue vinculada a Pedro Cortina, que la controlaba a través de una de sus patrimoniales, Octuber Capital. En 2012, el administrador único de la sociedad limitada pasó a ser una mercantil denominada Nakwe Capital, representada por Ignacio Calvo de Mora Brito, a su vez CEO de Cuanza Capital, ligada a los Koplowitz. Fuentes de Termponovis señalan que están haciendo un estudio de viabilidad sobre el posible uso de la torre y que se encuentran en contacto con la Administración local para llevarla a buen puerto.

Aunque el inmueble no ha cambiado de manos en todos estos años, Hospes Hoteles tiene completamente descartado recuperar el proyecto hotelero de Huerto del Emir, según señalan desde la propia compañía. “Hospes no está vinculado. No se llegó a adquirir. No forma parte de la marca, ni en el presente ni a futuro. Es algo que tiene uno de los socios. Pero depende de ellos lo que quieran hacer”, señala una portavoz de la cadena hotelera. Hospes está participada al 50% por Alicia Koplowitz a través del grupo de empresas de Omega Capital y por inversores capitaneados por la gestora de fondos china Gaw Capital Partners, que entró en la compañía el año pasado.

El concejal de Urbanismo de Murcia, el popular Antonio Navarro Corchón, admite que hace meses que el proyecto está parado. El consistorio está dispuesto a tramitar un cambio de usos, para reconvertir el inmueble en terciario para oficinas si así se retoman las obras y se pone en valor la edificación. El edil, que atribuye el litigio entre el ayuntamiento y la promotora a un conflicto planteado por el dueño de una finca colindante con la de Pedro Cortina, cree que sería posible reactivar las obras. Sin embargo, explica que nadie ha movido ficha para recuperar el activo. “No ha habido en concreto ningún planteamiento sobre esto. Nadie se ha acercado a plantear un proyecto”, explica a preguntas de El Confidencial. Mientras la torre sigue ahí, desnuda, tocando el cielo murciano.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios